Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
Zidane y el posible 'efecto Valverde'

Zidane y el posible 'efecto Valverde'

Escrito por: Antonio Vázquez23 enero, 2021
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

En este momento es innegable que el Real Madrid experimenta gran zozobra a nivel deportivo, sumergido en una racha negativa de resultados que en el 13 veces campeón de Europa siempre es sinónimo de dudas, exigencias o señalamientos. Son muchos los dedos que apuntan a Zinedine Zidane como máximo responsable de la decadencia de este elenco de futbolistas. Es obvio que el técnico tiene mucha responsabilidad, pero mi perspectiva con el paso de los partidos se sitúa más cercana a que el galo ha conseguido durante esta segunda etapa como técnico madridista enmascarar unas carencias de la plantilla cada vez más obvias, que antes sólo asomaban y ahora se exhiben descaradamente.

Tengo muchas dudas con respecto a que la casi inevitable marcha de Zidane, en medio de la temporada o al final de la misma, vaya a reconducir la trayectoria del equipo. Y sospecho que puede haber muchas similitudes con lo que le ocurrió a nuestro eterno rival cuando, hace poco más de un año, fulminó a Ernesto Valverde. Lo que ha demostrado el tiempo fue que el entrenador vasco era lo más parecido al último puntal que sostenía una construcción concebida con grandes errores. Sus sucesores, lejos de mejorar sus números, los empeoraron. Y el que otrora era considerado el gran culpable de la debacle ha acabado siendo reivindicado. Me gustaría equivocarme y que un simple cambio de inquilino en el banquillo supusiera un revulsivo para alargar la vida útil de esta generación y mantenerla en la elite, pero no hay ningún indicio que me haga pensarlo.

Zidane Valverde

Para empezar, creo que se ha errado en el complejísimo proceso de renovación de un equipo de leyenda. La plantilla de 2017, probablemente la mejor haya visto en cualquier equipo o selección en mi vida, se ha descapitalizado continua y drásticamente. Mientras parte de la columna vertebral iba envejeciendo, y en algunos casos perdiendo la forma competitiva hasta niveles alarmantes, se permitía el traspaso del futbolista más desequilibrante que habíamos disfrutado en décadas sin siquiera intentar encontrarle un reemplazo. Sostuve y sostengo que la venta de Cristiano Ronaldo era obligada por sus exigencias, el montante que se obtenía y la edad del jugador. Pero es difícil de entender que no se empleara ese ingreso en buscar un puntal que, sin alcanzar su nivel (una utopía), sí pudiera aportar el poder finalizador que se perdía súbitamente. La teoría de que sus goles se repartirían entre los demás caducó en un parpadeo. Lo más probable es que se pecara de la arrogancia propia del ganador.

Se creyó que el Madrid de las tres Champions seguidas era invencible por ser el Madrid, despreciando la lógica del fútbol, por la que necesitas jugadores de perfiles muy determinados para tener éxito. El equipo tiene un problema crónico con el gol, con la transformación de ocasiones que, además, tampoco son tan numerosas como en años recientes. Esta rémora se soluciona a corto plazo sólo con fichajes, pero hay que asimilar que la coyuntura económica presente y la incertidumbre ante el futuro cercano no invitan a arriesgarse y contraer deuda para hacer contrataciones.

Cristiano

Además, debemos recordar que tras el fracaso del primer ejercicio post-CR, el Madrid sí sacó la chequera. El problema es que no acertó con las llegadas. Hazard no ha sido el mascarón de proa del proyecto que se buscaba y tras temporada y media discreta (siendo generosos) no parece sencillo que vaya a ser capaz de serlo jamás. Jovic y Militao tampoco han apuntalado la vanguardia y la retaguardia, a pesar de los 110 millones invertidos entre ambos. Y nuestros jóvenes, por muy cuestionados que estén, siguen en pleno proceso de evolución, lógico y previsible, aunque difícil de digerir para una entidad donde la exigencia es máxima e inmediata, a la altura de la historia del club. Antes se contrataba a estrellas plenamente consagradas y ahora hay que forjarlas, pasando por un periodo inaplazable de aprendizaje. La eliminatoria contra el City del año pasado quedó sentenciada por gravísimos errores individuales de nuestros jugadores, pero la sensación en los 180 minutos era que el Madrid estaba un escalón por debajo de los citizens, algo que se podía hacer extensible al resto de los principales contendientes por el cetro europeo. Pues bien, el peldaño ahora puede que sean más bien dos o tres.

Hazard Militao Jovic

No pretendo exculpar a Zidane. Como entrenador, tengo la sensación de que no ha aprovechado buena parte los recursos a su disposición, aunque estos vayan mermando año a año, porque se sentía más seguro acudiendo a aquellos que mejor conoce, traicionando en cierto modo su, hasta hace poco, innegociable filosofía de la rotación. Tampoco tengo la obsesión de muchos aficionados por entender lo que hace en cada momento o conocer los criterios para repartir protagonismo (criterios que ignoramos de todos los entrenadores, por otra parte). No le pagan para que tome decisiones que satisfagan a los seguidores, sino para encontrar la fórmula de la victoria; algo que había conseguido hasta este año, pero ahora no.

Me llama notablemente la atención que el equipo que había construido tras el confinamiento, el del memorable sprint final de la última liga, se haya deshecho repentinamente. Aquella racha se cimentó en una defensa formidable, en la construcción de una muralla alta, pesada y profunda, que apenas concedía al rival, y que ahora se asemeja más a las puertas abatibles de un saloon. En la presente campaña los mismos jugadores y con la misma disposición han conseguido victorias inapelables sobre Barcelona, Atlético o Inter, los tres rivales más potentes sobre el papel a los que se han enfrentado. Por otra parte, equipos como Cádiz, Alavés o incluso el Alcoyano han doblegado al vigente campeón de España con una fórmula tan simple como rigor táctico defensivo hasta que surja la posibilidad de dar un zarpazo (posibilidad que ahora siempre se da). Considerando los tremendos problemas para sumar goles y victorias contra conjuntos de este perfil, es decir, la mayoría de los que se va a encontrar el Madrid, el panorama no es halagüeño precisamente.

El canto del cisne de esta generación formidable fue probablemente Cardiff 2018. Desde allí, todo ha sido una lenta agonía, maquillada en parte por la Liga (y la Supercopa) de la temporada pasada, más meritoria de lo que se consideró entonces. A la era Zidane le quedan días, semanas o meses, pero mucho me temo que su casi inevitable marcha es sólo una parte, y no la principal, de los cambios que hay que emprender para retornar a un lugar preferencial.

 

Fotografías: Getty Images

¡Descárgate B+ y comenta este artículo!

Comenta y Participa con B+

17 comentarios en: Zidane y el posible 'efecto Valverde'

  1. Pienso igual. Con esta plantilla veremos los años próximos no solo que zidane no era nada malo sino que ganar la liga 2020 fue cuasimilagroso

  2. Por mucho que analicemos todo lo que le ocurre a nuestro equipo, que hay que hacerlo, porque está claro que las cosas no van bien, no olvidemos lo que influyen los nefastos arbitrajes. Ya, algunos dirán que el equipo juega como juega, que si los jóvenes, que si los mayores, que si tácticas...pero lo que es obvio es que nos han tangado bastantes puntos (Javier Jr lo ha explicado hasta la saciedad, aportando datos irrefutables), y con esos puntos estaríamos mucho más arriba y en Copa, sin eliminar. Más aún, a nuestros rivales, que están igual de penosos, les han dado puntos extras mejorando su situación y su estado de ánimo.
    Está bien hacer autocrítica, y es necesario. Pero contemplando todos los factores.
    Sobre Zidane, en vez de despellejarlo, estaría mejor apoyarle. Aunque no entendamos lo que hace, o quisiéramos que hiciera otras cosas. Hasta que se acabe la temporada y entonces, ya si que el club tendrá que tomar decisiones. En frío y con mejor conocimiento de la situación económica.
    Y, por supuesto, denunciar de una vez por todas los atracos arbitrales y de calendario. Menos "caray" y más "hasta aquí hemos llegado".

  3. De acuerdo en líneas generales, bien descrito y fundamentado.
    Lo de Zidane el año pasado tuvo muchísimo mérito. Ningún entrenador lo habría hecho mejor, y muchos lo habrían hecho muchísimo peor. Falta gol.
    Como dice Cibeles, hay que apoyar al míster. No habría ningún problema si nos hubieran pitado los penaltis en liga y en copa del rey. Iríamos primeros y no habría tanto comentario en contra.

  4. Este artículo lo podía haber firmado yo hace tres años, pero bueno si al menos sirve para que rectifiquemos la política deportiva, bienvenido sea.

  5. De todas formas no se trata de destruirlo todo. Hay una base importante de jugadores válidos formada por Courtois, Carvajal, Ramos, Varane, Mendy, Valverde, Casemiro, Kroos, Asensio, Odegaard, Ceballos, Reguilon, Vinicius, Rodrygo y Brahim. Podríamos incluir también a Hazard y quien sabe si a Hakimi. Quedaría lo más importante que son los fichajes diferenciales de jugadores más contrastados como Haaland, Mbappe, Upamecano y un medio defensivo por ejemplo.

  6. Coincido con buena parte d este magnífico artículo, pero no debemos olvidar tampoco los problemas subjetivos que pudieran lastrar a esta plantilla, que en mi modesta opinión tienen tanto peso, como lo objetivo. X ejemplo es muy preocupante que jugadores jóvenes o cracks en potencia se cuestionen jugar en el Madrid, cuando hasta no hace mucho tiempo era el sueño d todos. Que ha motivado esto? Simplemente mirar en el planeta Real Madrid, donde ex futbolistas practicamente, juegan por encima d chicos que tienen(tenían?) mucha hambre d jugar y mostrar. Creo que el problema es muy preocupante, necesitará nuestro club d la unión y ayuda d todos los q nos consideramos madridistas, para encauzar el rumbo que nunca debimos perder. Hala Madrid!!!

  7. Hace unos años se le echaron encima a Cristiano por decir que no era lo mismo la unidad B que ganó la liga (con un Isco motivado, James, Kovacic, Morata, Pepe, etc) y la “unidad B” de ahora. No es cuestión de que estos de ahora sean peores sino que simplemente no han tenido un bagaje y una evolución que aquellos tenían.
    Pero cuando el Club tiene una apuesta de este tipo de jugadores jóvenes que ya destacan y con talento, ha de tener en cuenta que el paso evolutivo lo ha de cumplir en el club, con los riesgos que esto puede tener: falta de competitividad en la plantilla, malos resultados, pecados de inexperiencia... Y si el peso del resultado es más grande que el del proyecto lo que tendremos es clubes en la puerta a la espera de las rebajas en la trituradora de jugadores.
    Veo por un lado el club con una estrategia y a Zidane con otra más basada en el resultado y sus jugadores “más queridos” y en los que confía, y ambas las veo claramente incompatibles. No ya porque Zidane y el club no se hablen o no se entiendan sino porque se trata de equilibrar el periodo de transición entre aquellos que hicieron mucho y los jugadores en los que se quiere construir el nuevo proyecto. Y el entrenador en medio que quiere ser competitivo aún a costa de ir dilapidando patrimonio e inversiones del club.
    Muy complicado estoy viendo la situación.
    Está en juego el futuro del club, no se admiten dudas del proyecto pero, sobre todo, el entrenador tiene que tener muy claro la visión de futuro a 3-4 años vista del club y no los próximos meses. Y en seto no veo a Zidane un constructor de proyectos, ojalá me equivoque como ya lo hice antes en muchas ocasiones con el entrenador francés.

  8. Seguramente tiene razón en parte.
    Pero entonces que ha pasado con jugadores como, Ceballos, Reguilon, Achraf, Jovic, Odegaard, Mayoral, Militao (ha jugado poco, con fallos si. Pero le cuentan igual que a Varane o Ramos o Lucas Vázquez o Carvajal.) Odriozola igual que Militao, Vinicius, etc. Por no hablar de la super-confianza que tiene en Hazard año y medio después de ......nada.
    Tenemos un equipo mayor, sí. Pero no se ha sabido dar la oportunidad ni la continuidad a los nuevos y de la cantera ni hablamos, Blanco, Arribas, Victor Chust, etc. En fin algo de culpa si que tiene el mister.

  9. Lo peor de toda esta situación, la duda que cada vez más gente tiene de que Zinedán sea el más adecuado para pilotar la tan necesaria transición, es que, a priori, y en un Club de la dimensión del RM, Zinedán es el entrenador perfecto para pilotar esa transición... si realmente quisiera y/o supiera hacerlo.

    Yo creo que una gran parte de los socios y aficionados estábamos más que concienciados a pasar un periodo de dos o tres temporadas de las llamadas de transición, para lograr pasar de un equipo ganador pero cuyo tiempo pasó (la edad no perdona) a otro equipo ganador y dominador de las próximas temporadas. Esa circunstancia de tener un periodo para combinar los jugadores veteranos con los noveles a los que se les daba el relevo ha sido, además, casi única, porque ha coincidido con una etapa en la que los rivales en España también andan en baja forma (bueno, no en la arbitral, pero este farsa ya no es el de su época dorada -a la que dio finiquito Mou-, y el malakito de memphis está ahí mientras los otros le dejen), lo que nos daba oportunidades de incluso optar a títulos importantes, y en Europa, con el tema Covid, andan todos los clubes en cierta dificultad pata reforzarse.

    Además, dada la personalidad de Zinedán y el prestigio asociado tanto a su etapa como jugador como a la de entrenador en la etapa anterior, todo el mundo le mantendría la confianza si los resultados, en esa fase de introducción y de forja de los jugadores apuesta del Club, no acompañaran por no lograrse todos los títulos en juego. Yo creo que nadie espera que un equipo en formación juegue como los ángeles, y la afición tendría la paciencia necesaria en la confianza de que se está labrando un proyecto de futuro.

    La realidad es otra. No jugamos a N-A-D-A, no tenemos gol, hacemos el ridículo contra cualquier medianía y estamos con el mismo equipo desde que Zinedán volvió pero tres años más viejo. Es decir, estamos postponiendo la renovación del equipo y desaprovechando tanto el momento perfecto para hacerla como el efecto Zidane.

    No es odio a Zidane lo que me lleva a hacer esta crítica. Es la tremenda desilusión de ver cómo se pierede una oportunidad de oro.

  10. Ni demonizo a Zidane ni voy a descargar mi frustración en los jugadores veteranos, pero vamos, que si el Castilla es simplemente un vivero para el resto de los equipos y una fuente de ingresos para el club pues hagámoslo oficial. Llamemos al Castilla "Ajax Madrid" y ya está todo claro. Si viviéramos en una época donde jugaran Ronaldinho, Zidane, Ronaldo, Henry, Figo, Raúl, Shevchenko, Del Piero, Totti, Riquelme, etc entendería que los chavales no tendrían nada que hacer en el fútbol de élite. Pero en el fútbol actual, que un Víctor Vhust o un Miguel Gutiérrez o un Arribas no podrían formar parte del primer equipo como Vinicius o Rodrygo y crecer con los veteranos? Tan poco vale la cantera actual que hay que mandarlos a hacer la mili a Londres o Milán? Es lógico que por jugadores que acaban de asomar la cabeza en el Brasileirao pagues tanto, les des oportunidades y a los chavales del Castilla"tienen que completar su formación "?

  11. Excelente pieza. Es necesario un segundo apartado: dónde desarrolles linea por linea las fallas de la plantilla; muy bien maquilladas por el efecto gol de CR7 y la inercia ganadora.
    Pero además, las opciones de mercado para RM son cuesta arriba por las exigencias salariales de las jóvenes estrellas (muy mal asesoradas hacia calles sin salida; verbigracia Pogba)
    No es fácil panorama.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tweets La Galerna

Aquí está @quillobarrios, sacudiendo como merece al relato filoculé aún sorprendentemente en pie para muchos, con lo que ha llovido y llueve.

Vía @lagalerna_

https://www.lagalerna.com/la-prensa-espanola-es-madridista/

🔥🔥🔥 Viene absolutamente desatado @quillobarrios a contarnos que la prensa española es madridista.

https://bit.ly/39iA0tT

¿Quién es el lateral izquierdo del Real Madrid?

▶️ David Alaba
▶️ Miguel Gutiérrez
▶️ Nacho
▶️ Marcelo
▶️ Mendy

Atentos a esto que cuenta @David_Oller91 en La Galerna.

https://bit.ly/2XyAI3U

homelistpencilcommentstwitterangle-rightspotify linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram