Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
Las Cuatro Estaciones del Real Madrid

Las Cuatro Estaciones del Real Madrid

Escrito por: Mario De Las Heras3 agosto, 2020
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Siempre hemos hablado de la primavera del Real Madrid. En la primavera ha florecido la historia de este equipo a través de los años. La primavera nos ha cambiado a todos la forma de mirar al Madrid y a todas las cosas. Los días largos. Los triunfos al anochecer de un día largo. Podía el Madrid no estar jugando bien y aparecer la primavera y engalanarse, como si fuera algo natural y prodigioso. El Madrid, al contrario que los demás, es un equipo silvestre que crece libre en los campos desde hace más de cien años sin que nadie pueda imitarlo.

Recuerdo la introducción del Hadji Murat de Tolstoi, donde el gigante de Yasnaia Poliana alababa la fortaleza esencial del cardo tártaro que sobrevivía a la acción devastadora del hombre en el campo. El Madrid es un cardo tártaro imposible de arrancar y en la primavera no hay efecto del hombre que sepa acabar con él. La fuerza de la primavera del Madrid es la vida abriéndose camino por encima de manejos y modas y consignas o ingenierías. No hay explicación para esta locura imprevisible. El Madrid destroza las estrategias humanas.

La primavera del Real Madrid

La belleza del Madrid es la belleza de la juventud ante la cual nada pueden hacer las intervenciones y las cirugías. El Madrid luce como nadie. El Madrid es la jipi de la familia Manson que carga con un bote de pepinillos y se muerde un labio mientras suena Mrs. Robinson y mira a Brad Pitt que rejuvenece un instante a través del parabrisas del Cadillac. El Madrid está ahí para seguir dándonos los mejores años de nuestra vida. Todo pasa, todo se acaba menos el Madrid. Este año nos han robado la primavera, pero la naturaleza del Madrid se ha sobrepuesto.

La belleza del Madrid se ha trasladado al verano para ir a ver estrellas fugaces en sus noches. Ay, el Madrid. El Madrid puede con todo menos consigo mismo. El Madrid se ha hecho del verano porque le han quitado su primavera. Es verano en el Madrid y todo está bronceado y descansado y lustroso y feliz. Hay un mar decorando como un marco el verano del Madrid. Se puede oír la efervescencia de las olas alcanzar la playa y luego marcharse sigilosas en la noche mientras la luna se refleja pintada sobre los negros picos del agua como en algún cuadro de Van Gogh.

Verano en el Real Madrid

Eso es el verano del Madrid. El Madrid campeón en verano, mudado de estación. Y no importa cuál sea porque el Madrid siempre es un cuadro, una melodía, un recuerdo de la infancia que la embellece. Nos habíamos acostumbrado a su primavera y el Madrid nos ha hecho felices en verano como nos hizo felices una canción, un juego, un olor, un beso. Eso es el Madrid y no hay miedo a perderlo. Nos robaron la primavera y el Madrid se cogió el verano para escribir como también se cogió,cuando tuvo que hacerlo, el otoño y el invierno. El Madrid lo alcanza todo.

Quién no recuerda el otoño de Mourinho. Esos otoños de marrones y amarillos y verdes y naranjas y rojos en el esplendor de color de los bosques declinantes de Thoreau. Aquel otoño de Henry David, iconoclasta y rebelde, anticipaba el invierno elegante de Carletto, donde vimos a tan bello Madrid sin hojas recortado sobre el cielo blanco. Hoy estamos en verano y el Madrid es el mejor equipo del mundo. La sensación veraniega es que el Madrid es el mejor equipo del verano donde todo parece posible como también marchitable.

El invierno del Real Madrid

El marchitarse es en el Madrid tan imprevisible como su floración. Sabes que vendrá una de las dos, pero no cuando. Y sabes que al marchitar le seguirá siempre el esplendor único y a este su caída hermosa, como un lento espectáculo de hojas secas que se despiden cada una con un recuerdo imborrable que germinará en el nuevo día para volver a traernos la nueva primavera. O el verano o el otoño o el nuevo invierno de nuestras vidas.

 

Fotografías Getty Images.

 

Mario De Las Heras
Ha trabajado en Marca y colaborado en revistas como Jot Down o Leer, entre otras. Escribe columnas de actualidad en Frontera D. Sobre el Real Madrid ha publicado sus artículos en El Minuto 7, Madrid Sports, Meritocracia Blanca y ahora en La Galerna.

Un comentario en: Las Cuatro Estaciones del Real Madrid

  1. Qué es El Madrid?, me dices mientras clavas mi pupila en tu pupila azul....... qué es El Madrid? y tú me lo preguntas? El Madrid.... eres tú