Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Entrevistas
Valdano: “Con Mbappé puede pasar de todo” 

Valdano: “Con Mbappé puede pasar de todo” 

Escrito por: Jesús Bengoechea16 octubre, 2021
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

“Te perdono hasta el mourinhismo”. Está feo empezar por el final, pero se podría escribir un libro solo con lo que la frase representa -el sentido del humor, el tiempo relativizando, el odio eterno a las enmiendas a la totalidad-, así que la consignaremos de entrada. Una hora y media antes de la frase hay una mesa con tres señores y uno más que se incorpora para ser el protagonista. Jorge Valdano abre el fuego con una graciosa historia sobre Corbalán que tiene que ver con eso, con el protagonismo. Viste impecablemente, lo cual no llama la atención. Lo que sí sorprende es un vitalismo más arrollador de lo esperado y una enorme espontaneidad. Ahora reparte su tiempo entre sus labores de comentarista -hablaremos también de ellas- y el proyecto Oxygen del que es cofundador, orientado a educación multimedia para todos cuantos han tenido, tienen o desean tener algo que ver con el deporte, desde técnicos a exdeportistas, pasando por comunicadores. 

Me acompañan Joe Llorente (guardián de las esencias de la ponderación), Ramón Álvarez de Mon (a quien acaban de parar por la calle con un abrazo por haber echado a Messi) y Francisco Sánchez Palomares (valdanista de corazón y vesícula). 

Y Jorge Valdano. 

Valdano La Galerna Valdano La Galerna

 

Has sido casi todo en el Real Madrid. Jugador, entrenador y directivo. Me parece que tenemos que retrotraernos al prebernabeuismo para encontrar en Hernández Coronado alguien que haya sido todas esas cosas en el seno del club. ¿Estamos en lo cierto? 

Es posible. Hernández Coronado debió de ser un personaje bien interesante, figura capital del club antes de Bernabéu y hombre en efecto polifacético que dejó escritas cosas muy valorables. No sé, es posible que, entre él y yo, nadie haya ejercido tantas responsabilidades en el Madrid.

¿Eso te convierte en algo así como el hombre del Renacimiento merengue? No me digas que esta no es una buena pregunta para Valdano. 

(Risas). Son puestos muy distintos que te obligan a sacar también distintas personalidades. No se parece en nada el dar un discurso a tus jugadores en el descanso, explotando inevitablemente una vena emotiva, que el analizar las cosas en calidad de directivo, con una óptica nada emocional, apelando solo a la razón. Es un poco esquizofrénico el pasar de una cosa a otra.

Ahora que hablas de tus discursos como entrenador, se filtró el audio de uno cuando estabas en el Tenerife. Por una vez se filtró algo para bien. No levantabas la voz. Era un partido de Liga que podía ayudar al Tenerife a llegar a la UEFA y les decías calmadamente: “Este no es un partido de Liga. Este es un partido de Copa de la UEFA, porque si lo ganamos nos clasificaremos para dicha competición”. 

No me acuerdo. (Piensa un momento). Ah, sí, puede ser.

¿Es el contrapunto perfecto al de Benito Floro en Lleida? 

(Risas). Bueno, en el Tenerife hacíamos historia todas las semanas. “La primera vez que el Tenerife gana al Barça”. “La primera vez que se puede clasificar para la UEFA”. Había un poso motivador muy fuerte. Había que recordarles a los jugadores toda la historia que podían hacer para mantenerlos anímicamente enganchados.

Tanto hicisteis historia que algunas cosas no os contentasteis con hacerlas una sola vez. Ejem. 

Cierto.

Tras aquellos dos capítulos traumáticos para el madridismo, más una eliminación en Copa, dijiste aquello de “Espero devolver al Madrid todo lo que le he quitado”. ¿Lo hiciste? ¿Se lo devolviste? 

En términos de tiempo y dedicación, sin duda.

¿Y en títulos? 

Si juntas mi etapa de entrenador con la de directivo, sin duda también. El saldo final es favorable al Madrid. Aquel discurso mío tuvo el defecto de sugerir que yo era el protagonista, que había sido yo quien le había quitado algo al Madrid. Y no es así, fueron los jugadores del Tenerife. Yo era una parte de un plantel que trabajó de modo impresionante. Diciendo eso cometí una injusticia porque personalizaba en mí.

Pero mi impresión es que fue una frase que sentó bien en el madridismo. 

Sí, sentó bien. Pero, antes de que eso ocurriera, tengo una anécdota muy buena con Mendoza. Yo empecé a entrenar al Tenerife diez partidos antes del final de Liga. La gente no se acuerda, pero antes de ganar al Madrid en la última jornada ya habíamos ganado al Valencia y al Barça. Al Barça lo ganamos a falta de seis jornadas para el final, y Mendoza me llamó para agradecerme el haberle entregado el título al Real Madrid.

No te creo. 

Sí, sí. En ese momento, gracias a nuestra victoria, el Madrid que iba líder ponía tierra de por medio con el Barcelona, una ventaja muy buena. Lo que sucedió es que, a partir de entonces, el Barça no dejó de ganar y el Madrid no dejó de perder. Mendoza me llamó por la mañana para darme las gracias, y por la tarde los suyos ya caían derrotados en Oviedo. Así que los de Cruyff empezaron a recortar puntos hasta llegar al último partido en disposición de ganar si el Madrid tropezaba contra el Tenerife. El resto es historia.

Valdano La Galerna Valdano La Galerna Valdano La Galerna

Con lo supersticioso que era Mendoza, seguro que se culpó largo tiempo por haberte hecho esa llamada de agradecimiento tan precipitada...

Don Ramón era muy gracioso. El error de Buyo en aquel partido lo contaba de manera muy divertida. Buyo quiso salvar un córner y al final fue gol. “Lo dramático”, decía Mendoza, “es que además fue córner, pero el árbitro no lo vio”.

Luego pasas al Madrid. Hay bastante consenso en lo bien que jugaba aquel Madrid que tú entrenaste. Sin embargo, fue efímero. Al año siguiente todo se volatilizó. ¿Fue por la proverbial capacidad de autodestrucción del Madrid después de los grandes éxitos, como pasó tras la Séptima? 

No. Fue consustancial al momento. Era una plantilla poco profunda. Por eso Raúl, Sandro, Guti... Un montón de chicos que surgieron como respuesta a esa falta de profundidad. Y se estaba apagando la Quinta del Buitre. Yo hice por que vinieran jugadores especiales. Redondo, Laudrup... Yo quería que viniera Cantona también.

Ah, ¿sí? 

Sí, pero Mendoza me dijo que era un fichaje inviable. Era en ese momento una economía de emergencia, aunque fue curioso, porque al año siguiente llega Capello y con él aparecen Mijatovic, Suker, Roberto Carlos, Illgner, Panucci, Seedorf... ¡Yo no sé de dónde salió de  pronto el dinero! Aun así nosotros hicimos de la necesidad virtud. Si hubiera llegado Cantona, posiblemente no habría surgido el fenómeno Raúl, porque yo habría temido más el hacer esa apuesta.

En todo caso ganáis la Liga, si bien no sin angustia al final. 

En los últimos partidos, por la cortedad de la plantilla, no nos sobraban las fuerzas. Ganamos 1-0 al Valladolid en una de las últimas jornadas, con gol de Chendo. Me fui a él y le dije: “Si tú metiste un gol que vale dos puntos, eso es que esta Liga la vamos a ganar”. (Risas). Pero Chendo tiene otros logros técnicos. ¡Le hizo un caño a Maradona! Yo retransmitía y dije aquello de que los pajaritos disparaban a las escopetas.

Has hablado de Raúl. Antes hablábamos del equilibrio entre lo que le diste al Madrid y lo que le quitaste. Le diste a Raúl también. 

Bueno, Raúl se dio solo. Son jugadores muy muy especiales. Es la inteligencia más grande que yo jamás he visto en una cancha. Era un espectáculo aparte ver a Raúl buscándole la vuelta a los partidos, y con eso me refiero al adversario, al público, al árbitro... Todo. Hacía física la idea del Madrid. Yo le decía a mi gente: “Si algún día hay una guerra, Raúl va con la bandera del Madrid”.

Raúl hace física la idea del Madrid. Es una de las mayores inteligencias que he conocido, y va a ser uno de los mejores entrenadores de la historia.

¿Cómo detectaste ese talento? 

Vine un día desde Tenerife a ver un partido de Sub19. Raúl entró a falta de quince minutos, y me sorprendió muchísimo. Le dije a Ramón Martínez: “Y ese espermatozoide ¿quién es?” Tenía 16. Era chiquito y eléctrico. No paraba. Un amigo decía que lo habían hecho en el hospital con todo lo que sobró el día que nació. No destacaba por nada, pero su movilidad era descomunal. Me hizo gracia. Un tiempo después, ya en el Madrid, me dijeron que si me acordaba de él. “Pues claro”, dije, “un tipo así no se olvida”. “Pues se quiere ir al Atleti”, me respondieron. Yo estaba en esa época en que quería echar a Zamorano...

Casi no te lo han recordado. (Risas). 

Así es. El caso es que me reuní con él y le convencí de que nada de irse al Atleti, lo cual era una idea más de su padre que suya propia. Él cuenta en su libro que mis palabras le sonaron a música. Desestimó la idea de irse. Hay algo instintivo. Te enamoras del jugador, de sus ganas de que le den la pelota siempre, y de su coraje. Tenia desde el principio un carácter casi insolente.

¿Recuerdas algún ejemplo?

Debutó conmigo en un amistoso en Oviedo. Antes del partido, los jugadores se pusieron a hacer un rondo. La perdió Raúl, pero él interpretaba que Laudrup se la había dado mal. “Te toca, nene”, le dice el danés. “Entra”. “No, yo no entro”. “¿Cómo que no entras?” “No, yo no entro. Yo no la perdí”.

¡A Laudrup! 

A Laudrup. Luego tuve que llamarle la atención. “Nene, hay que tener respeto” y esas cosas. Pero era rabioso. Hubo un entrenamiento en que un veterano le pegó una patada fuera de todo protocolo. Se levantó, la pidió de nuevo y encaró a ese mismo veterano. Como diciendo: “Este es el miedo que te tengo”. Qué personalidad. Manejaba a los árbitros de una manera increíble. “Señor colegiado, fue penalti, pero usted no se preocupe que yo le voy a ayudar”. Y en la jugada siguiente: “¿Cómo está, señor? ¿Está tranquilo?” Y así los manejaba. A los árbitros. Lo nunca visto. No le echaron jamás. E insisto: una inteligencia superior.

La gente no resalta eso de él. 

Es que la gente no se da cuenta de que la inteligencia no siempre va acompañada de una gran habilidad para verbalizarla.

Pero, si algún día quiere triunfar como entrenador del Madrid, ¿no tendrá que verbalizarla? 

No lo necesita. No necesita verbalizar para transmitir. Va a ser uno de los mejores en la historia del fútbol. Transmite con la misma exigencia que se aplicaba a sí mismo. Tiene algo inherente a los grandes entrenadores. Lo tienen Guardiola, Mourinho, Simeone: una energía imparable. Si está aquí, no nos deja hablar a ninguno. Tiene en la cabeza a los trescientos jugadores de la cantera. Pregúntale por el que quieras de los infantiles. Es un portento. Creo mucho en él como entrenador.

¿Y el club? ¿Cree tanto como tú? 

Eso no lo sé. Pero déjame decirte una cosa. Raúl está dirigiendo a la plantilla más joven del Castilla. Agarra a chavales de diecisiete años y a los seis meses te los devuelve hombres. Agarra a Miguel Gutiérrez y lo hace hombre. ¿Con Antonio? Lo mismo. ¿Marvin? Un hombre. Se han hecho hombres a través de un nivel de exigencia increíble. Transmitir esos valores a los chicos de hoy en día es cada vez más difícil, y Raúl lo hace. El año pasado ganaron en Navalcarnero en el último minuto, y algún jugador del Castilla hizo algún gesto feo al público. Un directivo del Navalcarnero me contaba: “Yo ya admiraba a Raúl, pero desde que escuché la bronca que les pegó a sus jugadores después de eso, para mí es un dios. Les decía que, con un poco de mala suerte, ellos mismos podían estar jugando en el Navalcarnero en unos años, y que no tenían ningún derecho a humillar a gente trabajadora”.

Valdano La Galerna

Vayamos a tu etapa de jugador. ¿Eras la tercera vía entre la Quinta del Buitre y la de los Machos? 

Algo así. Yo ya estaba en el Madrid cuando llega Mendoza y junta a esas dos quintas. A mí me fichó ese paradigma del señorío que fue D. Luis De Carlos. Un caballero, muy contenido. Un hombre de otro tiempo. A la llegada de Mendoza no me echaron de casualidad. Menos mal que ganamos la primera Copa de la UEFA. Al año siguiente tenía una gran presión encima porque, por el cupo de extranjeros, para que yo me quedara se había tenido que ir Stielike, que era una institución. Ya en ese verano, en el Trofeo Santiago Bernabéu, íbamos perdiendo 0-2. Yo salí a calentar desde el banquillo y la gente coreaba “Uli, Uli...”

Ufff... 

Pero ahí no acabó la cosa. Terminamos ganando 4-2 y yo marqué. En el gol robé el balón, driblé, me fui, se la pasé a Butragueño que se paró como hacía él, y me la devolvió a esta altura del suelo. Me tiré con todo, me raspé la cara contra el césped, casi me mato, pero fue gol. ¿Qué crees que cantó la gente?

¿”Uli, Uli...”? 

No, menos mal. “Buitre, Buitre...” Y yo decía: “¡Aquí no hay manera!” (Risas).

Valdano La Galerna

Pero en tu segundo año sí te fue muy bien. Ya con las dos Quintas. 

Sí. Hice una gran temporada, sobre todo porque me reinventé en cierta forma, me convertí casi en centrocampista. Me lo pidió Molowny.

Ah, ¿sí? Siempre intuí que había sido cosa tuya. 

Bueno, yo me fui echando atrás por supervivencia, porque adelante estaban el Buitre, Hugo, Juanito, Santillana... Pero Molowny me estimulaba para que lo hiciera. “Baja a echar una mano, tú sirves para eso”. Curiosamente, empecé a meter muchos más goles que cuando jugaba de delantero puro. En la selección empezaron a pedirme que bajara también, que hiciera como en el Madrid. Y yo pensaba: ¿por qué habré descubierto esto tan tarde?

Lo más triste es que, en medio de esta reinvención tan exitosa, llega la maldita hepatitis que te retira. ¿Fue más duro por haber interferido con esta evolución? 

Siempre es duro. Pensé que la hepatitis sería algo pasajero, pero se convirtió en crónica. Lo que lo hizo todo más llevadero es que, cuando tomo la decisión definitiva de la retirada, yo ya estaba trabajando en El País, en la SER... La decisión fue así más natural.

Valdano La Galerna

(Habla Jesús). Antes, para hablar de Raúl, has mencionado a Mourinho como uno de los grandes entrenadores de carácter. Creo que vale la pena ahondar en Mourinho para tocar... 

¿Para tocar un poco los huevos?

Por ejemplo. 

De acuerdo.

¿Se puede ser mourinhista y valdanista al mismo tiempo? 

Eso es muy difícil.

Bueno, yo me subí al barco del mourinhismo, pero nunca dejé de ser valdanista.

Pues entonces es que sí es posible. Ya tenemos a uno: tú. Pero no lo veo fácil. Hay un madridismo claramente mourinhista, y luego hay un madridismo silencioso, demasiado silencioso para mi gusto. Todo es el Madrid. Nadie tiene como patrimonio un sentimiento madridista que tenga que imponer a los demás. Es un fenómeno de cien millones de personas, y cada una lo siente de una manera: la suya.

Eso nos lleva a tu faceta de comentarista, porque ya sabrás que en las redes sociales hay quien te considera demasiado madridista o... 

O todo lo contrario.

Exacto. “Qué cosas dice. No nos defiende. No parece de los nuestros”. 

Lo sé.

¿Qué le responderías a toda esa gente? 

Mira, llego a una tertulia con un grupo de amigos. Varios madridistas maduros. Yo ya sabía lo que me iban a decir. “O sea, que no te pareció penalti...” “Pero entonces, ¿para ti qué es penalti?” Empezamos con la conversación y al cabo de un rato estaban despotricando de Vinicius y de Casemiro. Y les digo: “¿Se imaginan que yo hubiera dicho eso en la televisión?” Son los madridistas prototípicos, que no consienten que no se defienda al Madrid absolutamente siempre, y al mismo tiempo son los primeros en atacarlo.

¿Es la jugada de Nacho y Albiol? Me pongo como tus amigos. ¿No te pareció penalti? Pero entonces, ¿qué es penalti para ti?

No me pareció penalti. Me parece que Nacho ya está volando antes de que Albiol le toque.

Pero hombre, Jorge...

Es mi opinión, y es la que como comentarista, por lo tanto, tengo que dar. Puedo atenuar lo que pienso, pero no decir lo contrario de lo que pienso.

Valdano La Galerna

 

¿Y aquello de “No ha pitado penalti de Mascherano a Lucas Vázquez porque el partido acaba de empezar”? 

No estaba justificando, estaba tratando de explicar. Explicaba que, por la psicología arbitral, en la (prácticamente) primera jugada del partido es más difícil que tomen una decisión extrema.

Pues te pusieron verde por aquello. 

Lo sé y nunca me ha importado por mí, porque sé lo que represento y por qué irritó. Me importó por Raúl, que estaba al lado de mí comentando, y me dolió que la pagaran con él. Me preocupó arrastrar, es decir, que la gente que no me quiere a mí tampoco quisiera a Raúl por esta chorrada. Pero bueno, es el poder de las redes. Antes hablábamos de Tenerife. Imagínate la carnicería que habría sido eso de haber existido por entonces las redes sociales.

¿Sientes entonces, como dices, que hay madridistas que “no te quieren”? 

Claro, pero también soy muy consciente de que es un territorio muy emocional. Si te pudieras sentar a tomar un café con el mismo que hoy te insulta, podrías matizarle cosas y seguro que todo bien.

Le dije a Ramón Martínez: “Y ese espermatozoide ¿quién es?”

Se acaba de confirmar la adquisición del Newscastle por la familia real saudí. Ya está aquí el petrodólar que faltaba. ¿Cómo puede un club que es de sus socios, en este contexto, seguir aspirando a ser el mejor?

El Newcastle tiene un jeque y nosotros construimos un estadio. Eso da una idea de la desproporción. Pero es nuestra respuesta, y es la adecuada.

En contra de otras opiniones, que lo han calificado de “lata de sardinas”, o que han hablado del “tuneado del estadio”, tú siempre has sido un entusiasta de la idea del nuevo Bernabéu.

Totalmente. Florentino ha entendido muy bien de qué va esto, y está intentando que el Madrid tenga una gran capacidad de generación de ingresos todos los días del año. Y esas son las armas desde las que se podrá competir con una estructura de club como la del Madrid. Aquí el maestro es Santiago Bernabéu, y eso lo admite hasta el propio Florentino. Bernabéu creó un estadio con capacidad para 120.000 espectadores cuando no había ni cemento. Lo hizo sin ayuda oficial. Primero hizo el estadio y luego trajo a los héroes. No se puede hacer al revés porque no te salen las cuentas. Mira al Barça. Contrató por ciento y pico millones a Griezmannn, por ciento y pico a Dembélé, por ciento y pico a Coutinho. Ahora tiene que construir un estadio pero no puede hacerlo. No tiene ni para pagar a Dembélé.

¿Y al Madrid, con el estadio, le va a valer para seguir compitiendo? ¿Crees que algún día pasará a ser sociedad anónima, o tal vez a optar por un modelo mixto como el del Bayern?

Es complicado. Tendrían que pasar muchas cosas. Hay un madridismo muy celoso de su sentido de la propiedad del club. Vamos a necesitar una combinación de cosas: el nuevo estadio, un mínimo Fair Play Financiero (aunque sea precario, pero que ponga algún límite en alguna parte) y sobre todo no perder de vista los valores del club: el orgullo, la competitividad, el no rendirse. Alguien dirá que todo eso es un cuento. Bueno, a lo mejor es un cuento, pero es un cuento que el rival se cree. Tú vas a Barcelona al día siguiente de ganar en el 91 y te dicen: “Otra vez, cabrones. Qué costumbres más feas tenéis”. Eso es el Madrid, y hay que hacérselo creer a la gente, a la propia y a la ajena. Por eso personajes como Raúl, que transmiten ese caudal, son tan importantes.

El Newscastle tiene un jeque y nosotros construimos un estadio. Da una idea de la desproporción entre un club y otro. Esa es nuestra respuesta, y es la adecuada.

¿Raúl estaría preparado ya para asumir el papel de entrenador del primer equipo?

Raúl nació preparado. Lo metieron dentro del monstruo a los diecisiete y no le tuvo miedo. Ahora que ya hizo carrera en el monstruo, menos miedo le va a tener.

Sobre todo en términos de la transmisión de los valores del club, ¿no? 

Claro, mirad a los de su generación. (Se dirige a los demás, señalando a Joe). Estos cabrones dieron un curso de eso. Juan (Corbalán), cada vez que llegaba uno nuevo a la plantilla, se sentaba con él y durante dos horas le explicaba todo lo que era el club. “Nosotros somos esto”. A ti te decía eso Corbalán y, cuando tú te ponías esa camiseta, ya sabias exactamente lo que representaba. El que los que llegan entiendan bien esto es una de las maneras de combatir contra los petrodólares.

nunca hay que perder de vista los valores del club: el orgullo, la competitividad, el no rendirse. Alguien dirá que todo eso es un cuento. es un cuento que el rival se cree. Tú vas a Barcelona al día siguiente de ganar en el 91, y te dicen: “Otra vez, cabrones. Qué costumbres más feas tenéis”. Eso es el Madrid, y hay que hacérselo creer a la gente, a la propia y a la ajena. esta es una de las maneras de competir contra los petrodólares.

Siguiendo con el paralelismo entre ambos presidentes, que antes sugerías. Igual que Bernabéu se inventó la Copa de Europa, ¿puede Florentino hacer triunfar la iniciativa de la Superliga? 

Lo tiene muy difícil. Falla una ficha esencial: el fútbol inglés, donde el aficionado vio peligrar su competición, y que ya está manejando anticuerpos, por ejemplo asociaciones de supporters que junto con el gobierno están bloqueando preventivamente otros intentos.

¿Tiene el Brexit mucho que ver con esto? 

Sin duda. Johnson vio ahí la opción de ganarse al electorado. Les echaron encima a los clubes toda la legislación. Y los propietarios de los clubes, que no son árabes despreocupados por el dinero sino americanos que viven para ganarlo, salieron corriendo.

Florentino lo tiene muy difícil con la Superliga. Sin los equipos de la Premier, eso no saldrá adelante

¿Puede esto acabar en que la UEFA dé marcha atrás y se produzca un modelo mixto? 

Es que, si se hace una Superliga, necesariamente tiene que ser fuera de la UEFA, porque es un golpe de estado contra ellos. Por otro lado, la UEFA no tiene ningún tipo de autoridad para impedir a los clubes que organicen las competiciones que quieran.

Y así se está demostrando por vía judicial, ¿no? 

Claro. Yo espero tiempos convulsos en los que todas las decisiones no vendrán provocadas por el fútbol sino por el dinero que hay en su entorno.

Los hinchas del Newscastle se han lanzado a las calles a celebrar. 

Bueno, lo mismo hacían los del Valencia cuando llegó Lim. Cuando llega el dinero y te salva, te aferras a lo que sea. Nadie se hace neoliberal hasta que cae del lado bueno.

Pues dejemos de lado el dinero del fútbol y hablemos de fútbol. ¿Qué te preocupa del juego? 

Me molesta que se cambie este invento. El fútbol es hijo de su tiempo y contenta la trastienda animal del ser humano. Es fútbol es eficaz para encauzar los excesos en ese manifestódromo que es un estadio. Todo lo que sea sacarlo de su tiempo, quitarle salvajismo, es un error. El VAR, por ejemplo, es indiscutible en términos de justicia, porque tarde o temprano va a terminar funcionando bien. Pero mete la tecnología dentro del campo, y la tecnología es insaciable. Cuando invade, no se contenta con poco. Me da miedo que eso transforme mucho el fútbol. “Oiga, es que en el baloncesto sí se hace”. Bueno, pero es que el baloncesto pertenece a otro tiempo y actúa sobre una geografía limitada.

Una cosa que se va asimilando al baloncesto es lo de los cambios. No se permiten cambios continuos pero ya se pueden hacer cinco. 

Es verdad, pero es que el cansancio en el fútbol desempeña un papel muy importante en el desarrollo de los partidos. Imagínate. “Te saco de titular media hora para que cosas a patadas a la figura del rival y luego ya, después de tu primera tarjeta, saco a otro en tu lugar”. Están destruyendo una parte del juego.

¿Coincides con Florentino en que el fútbol está perdiendo interés para los jóvenes, y que por eso habrá que cambiar cosas?

No. No creo que esté perdiendo interés.

Pues a mí me parece que los jóvenes no tienen ya la paciencia de aguantar noventa minutos. Lo veo en mi hijo de trece años.

Pero los chicos crecen, y tranquilo, que cuando tu hijo tenga treinta y cinco se emocionará con el Madrid.

¿Seguro? Me tranquilizas.

Descuida. Ya lo verás. Hay una cuestión cultural muy fuerte en el fútbol, se hereda de padres a hijos, y eso es muy difícil de parar. ¿Quién detiene nuestra necesidad de tener héroes? El propio Florentino dice que el fútbol es un negocio de héroes, los héroes son estratégicos y lo estratégico no tiene precio.

¿Mbappé es uno de esos héroes? ¿Tampoco tiene precio? ¿Terminará llegando? 

Por lo que estamos viendo, a Mbappé no lo entiende ni su madre. Literalmente. (Risas). Es una situación donde juegan muchos intereses económicos, políticos y puramente futbolísticos, porque puede ocurrir que de repente Mbappé y Messi sintonicen, y que en lugar de meter treinta goles Mbappé meta cincuenta, en cuyo caso será más difícil sacarlo de ahí. Con Mbappé puede pasar cualquier cosa.

¿Con Valdano también puede pasar cualquier cosa? ¿Incluso que vuelva al Madrid?

Eso ya es más difícil. (Risas). Seis meses después de dejar mi cargo de directivo, me encontré con un amigo que me dijo: “Cabrón, te has hecho un lifting”. Y le respondí: “No, me fui del Madrid”. (Risas).

El Real Madrid necesita su Vázquez Montalbán

Dinos un par de jugadores que te encanten.

Del Madrid, Benzema. De fuera del Madrid, diré lo que ya he dicho otras veces y que también me ha valido la acusación de antimadridista: no se puede querer el fútbol y no querer a Messi. Es el último genio pequeñito, el que representa el otro fútbol, el que todavía no era tan físico y a los de mi generación nos llega más.

¿Y en qué ha cambiado Benzema? 

Es un crack. Ha ido incorporando cosas. Por ejemplo, frente a Bélgica hubo un par de disputas de balón a los que entra con un énfasis desconocido en él. Y dices “¿Pero de dónde sacó eso?”

¿Y de dónde crees que lo sacó? 

De una mejora en su profesionalidad. Este chico ha jugado con Cristiano, el superprofesional por excelencia. Y Cristiano, que le admira mucho, le dice: “Chico, con esto no te va a llegar para el Real Madrid”. Karim aprendió de ese consejo. La gente inteligente cambia para bien. Y la propia marcha de Cristiano también fue importante para él, porque le obligó a asumir ese papel más protagónico.

Eres un hombre de izquierdas. ¿Estás muy harto de que se relacione históricamente al Madrid con el franquismo? 

Sí. Debería bastar con consignar que el Madrid no gana más que dos Copas entre el final de la guerra y 1953, con la llegada de Di Stéfano, y a partir de ahí encadena cinco Copas de Europa cuando en Europa Franco era un cuerpo extraño. Y con contar más veces que Bernabéu echó a Millán Astray del palco del Bernabéu y ya nunca más le permitió entrar. El Madrid no era el equipo del régimen, lo que pasa es que Franco se subió al tren en cuanto vio el éxito del club. Esto no se ha contado lo suficiente. El Madrid siempre ha echado en falta un Vázquez Montalbán.

 

Entrevista: Jesús Bengoechea, Joe Llorente, Ramón Álvarez de Mon, Francisco Sánchez Palomares 

Fotos: Francisco Sánchez Palomares 

¡Descárgate B+ y comenta este artículo!

Comenta y Participa con B+

Editor de La Galerna (@lagalerna_). @jesusbengoechea

65 comentarios en: Valdano: “Con Mbappé puede pasar de todo” 

  1. Valdano ejemplifica el madridismo que se vivió en otra época. Un madridismo que hoy no sólo no se respeta sino que se persigue y condena. En realidad, es la sociedad en sí misma.
    Gente inteligente a nuestro alrededor nos hace falta siempre. Si son madridistas, es cuestión de supervivencia.

  2. Estupenda entrevista.
    A mí siempre me cayó bien Valdano. Es un tipo muy inteligente, y madridista.
    Cuando comenta partidos del Madrid, no quito el sonido de Vomistar sólo por oirle a él.
    Con independencia de alguna metedura de pata, como lo del penalti aquel de Mascherano, dentro del ecosistema C+/Movistar Plus, era lo único potable. Ahora han sumado a Roberto Carlos. Ya no es el de RMTV, pero nunca será un Martínez o un Maldini. Son pequeñas parcelas que gana el madridismo, dentro de territorio hostil.
    Saludos.

  3. Hay un arte que domina el bla bla bla.
    Una gran parte de sus ingresos proviene de las empresas que odian al Real Madrid.
    Estás empresas tiene muy presente que su enemigo es el Real Madrid y como buen empleado sigue las directrices que le marcan . El lo sabe y en consecuencia ese aire de rebeldía y de supuesto buen madridista que trata de reflejar en la entrevista es ficticio. Seguirá diciendo , por poner un ejemplo, que aquello fue o no penalty . Es decir tratar de que comulguemos con ruedas de molino.
    Otro Benito pero por supuesto mucho más listo

  4. Embaucador profesional, artista como pocos del bla,bla,bla sin decir absolutamente nada. Es curioso que se muestre como muy madridista cuando está rodeado de ellos, e incluso usa el posesivo "nuestro club", "somos", "ganamos", "hemos construido un estadio", pero cuando está con su tropa de Vomistar, saca lo que verdaderamente es, un antimadridista de manual, y al que jamás se le ha oido una palabra de elogio a la entidad o a los profesionales. Que se quede con su barcelonismo oculto (o no tan oculto) y que nos deje en paz. Y por cierto, que se aplique el refrán que dice "De los míos mal decir, pero nunca mal oir". Los madridistas podremos criticar lo que queramos, pero que nadie nos intente insultar y menospreciar. ¿Entendido, Séneca?

  5. Valdano. Uno de mis ídolos futbolísticos. Lo fue todo como jugador y entrenador. Pocos pueden discutirle cualquier cosa que diga porque como jugador fue campeón del mundo (y muy importante en aquella Argentina de 1986, que no solo se ganó por Maradona) y también campeonísimo con el Real Madrid siendo jugador clave en aquellas remontadas que nos dieron 2 copas de la UEFA seguidas.
    Como entrenador fue capaz de devolver el buen juego y el orgullo al Real Madrid ganando una liga que tuvo como premio adicional devolver la manita 5-0 al Barça de Cruyff. No se ha hecho desde entonces.
    Y como comentarista es único. Podrás estar de acuerdo o no con él pero siempre es coherente con sus análisis.
    UN GRANDE. Y una entrevista muy cercana con mucho contenidos a analizar. Para guardar porque anticipa la figura de un entrenador que será grande en el futuro: Raúl.

  6. "Hay un madridismo claramente mourinhista, y luego hay un madridismo silencioso, demasiado silencioso para mi gusto. Todo es el Madrid. Nadie tiene como patrimonio un sentimiento madridista que tenga que imponer a los demás. Es un fenómeno de cien millones de personas, y cada una lo siente de una manera: la suya."
    A algunos les puede explotar la cabeza esta reflexión.

    1. Qué reflexión si este estuvo años insultando a Mou y los aficionados que le apoyaban y todavía sigue dando síntomas de rencor, que lo supere de una vez.

  7. Menudo vendedor de crecepelos mágicos. Lo siento, pero no puedo con él y el Marqués.
    Valdanágoras, lo llama acertadamente el Dr. Richard Dees.

  8. Para mí fue "Jorge Valdano", como jugador y entrenador. Su labor como directivo no quiero ni puedo juzgarla, no tengo datos suficientes. Extraordinario futbolista, tenía talento e inteligencia. Recuerdo, cuando ya veterano, retrasó su posición y era un deleite verle sobre la cancha.

    Eso sí, ya como comentarista se ha convertido, definitvamente, en "jordi valdà". Y lo de menos es los de los penales , el de Albiol y el tempranero del can nou , lo de Mas es su verborrea antimadridista. Reconozco que estuvo ingeniosos y acertado en el recadito que le envió a Klopp. Pero, en lo que a mí respecta, ya es tarde . Muy tarde. Le he repudiado en cuanto a madridismo. Al igual que al marqués senyor del bosc y a Iker Casillas. Como futbolistas les reconozco su calidad. Pero el madridismo es un ejercicio diario.

  9. Por cierto, la mayor parte de entrevistas de LG me parecen mejores que esta. Sin negar la relevancia y trascendencia de la figura entrevistada, no me ha gustado lo que otras.

  10. Me gustó mucho como jugador, y como entrenador funcionó primero muy bien y luego no tanto. Como dicen en otros comentarios, se trata de un individuo muy inteligente, que además sabe venderse muy bien y navegar entre 2 aguas. Sin embargo, creo que es de los que despotrica del Madrid porque aunque diga lo contrario, su pensamiento político no encaja con la imagen falsa de club del régimen que todos los medios y los equipos segundones han conseguido identificar con el Madrid. Me da que su deseo, de haber podido hacerlo realidad, hubiera sido ser jugador, entrenador y directivo del club oprimido del país sin estado situado por el noreste.

  11. Sibilino Valdano. El hecho de que pase por madridista hace que sean mucho más dañinos sus sibilinos comentarios. Además está creando escuela. Ahí tenemos a Álvaro Benito, su alumno aventajado.
    Como futbolista nunca me gusto. Llegó mucho más arriba de lo que su talento merecía.

  12. Comente hace ya muchos, pero muchos meses, comente que era tan fanático de La Galerna, que me leía todo, absolutamente todo lo que se publicaba en el foro. Hoy y ademàs con alegría me veo en la ineludible necesidad de finiquitar el quehacer que les he comentado antes. Es cierto que cada uno en su casa hace lo que quiere, pero hay hechos y causas que tienen un límite y no tengo estomago para tanto.
    Salud

      1. (Si esta delicia de entrevista a Valdano es motivo para dejar de leer La Galerna, cierre al salir y tire la llave por si acaso.)

        Veo que tiene usted dificultades para entender lo que lee, he dicho que desde la primavera del 2015 me he leído todo lo que se ha publicado en La Galerna, pero dada la significación del personaje, a partir de hoy seré selectivo, porque la próxima entrevista puede ser con Del Bosque, ya puestos, es sólo un ejemplo, le mentiría sino le digo que me ha sorprendido su forma poco educada, de invitarme a irme de La Galerna, en sintonía con el sector del foro de extrema derecha, que no me puede ni ver, Gracias

  13. Si me dan a elegir para poder hablar de fútbol , o de lo humano y lo divino, distendidamente...prefiero, de aquí a Lima, a Benito Floro.

  14. Voy a ser moderado con este señor.

    "“¿Se imaginan que yo hubiera dicho eso en la televisión?”"

    Yo a Valdano le he leído y escuchado auténticas barbaridades de Mou, Bale, Vinicius, Cr7 o del Madrid. No me tengo que imaginar nada.

    "No estaba justificando, estaba tratando de explicar. Explicaba que, por la psicología arbitral, en la (prácticamente) primera jugada del partido es más difícil que tomen una decisión extrema."

    Mira, ni voy a entrar en esto porque me parece que diferenciar explicar y justificar en ese contexto es reírse de nosotros. A mi me gustaría saber porque el señor Valdano, el señor Álvaro Benito y tantos otros tienen una facilidad brutal para tapar con cualquier tontería errores arbitrales. Me gustaría saber porqué JAMÁS dan datos como el saldo arbitral pero sí que equiparan las quejas sobre errores arbitrales de equipos diferentes. No entiendo porque evitan dar ese tipo de datos.

    La temporada pasada el señor Álvaro Benito dijo que el Madrid no podía quejarse porque a Ramos no le pitaron 1 mano. No me sorprende ver este tipo de opiniones, lo que me sorprende es no ver más variedad de opiniones, siempre todos evitan indagar (de verdad) en si hay motivos para sospechar de que el Madrid está siendo intencionadamente perjudicado.

    De sus amistades y haceres con periodistas (u otros popes del fútbol) enfrentados a nivel personal y profesional con el Madrid y florentino tampoco voy a hacer mención, pero creo que es más que entendible que el madridismo informado tengamos a este señor como un Caballo de Troya que ha hecho más mal que bien.

  15. Para mi había que decir alto y claro lo de Franco Por que de una manera interesada se quiere hacer creer que el Real se sirvió del régimen y fue al revés EL REGIMEN SE SIRVIO DEL REAL EL REAL HIZO FAMOSA A LA CIUDAD DE MADRID Y A ESPAÑA

  16. Coincido con Jesús, me caen bien Valdano y Mourinho.. Soy de esa minoría. De Valdano siempre recordaré su frase en la vuelta de semis de Dortmund del 98 con un público muy hostil, algo como que chillen ahora que no van a volver a semis en décadas... O aquella de el Barcelona mira de Cataluña hacia dentro y el Madrid de España hacia fuera...

  17. Muy buena entrevista, felicitaciones muchachos. La Galerna sigue siendo el reducto donde todo el Madridismo se da cita, y sí, incluso Valdano....
    Fuera de bromas, Valdano es un tipo sensato y si da gusto leerlo. Te lleva donde quiere y te dice lo que quieres escuchar. Cosa que pasa menos cuando retransmite partidos, pero ya estoy acostumbrado así que hace cada vez menos daño...

  18. Valdano, es un placer, una delicia leerte. Has hecho de esta entrevista un pastel de chocolate literario. Con lo que dices se puede sonreír, emocionar, reflexionar... Qué bueno que te has quedado en los estadios de la literatura para honrarla.

  19. La verdad es que me ha encantado la entrevista. A mi me cae bien Valdano. El Madrid que él entrenó, el de la temporada 94-95 jugó maravillosamente y ganó la liga tras una sequía de cuatro años. Y encima tuvo la valentía de hacer debutar a un niño de 17 años que se convirtió en leyenda del madridismo.

  20. Felicidades a la galerna por otra brillante entrevista.

    Sin embargo, sigo sin soportar a este que como jugador admiraba. No me convence con su verbo ágil y dicharachero. Son muchas las ocasiones en las que no hay forma de matizar, para perdonar, su falta de afecto al club o a su gente.

  21. Yo, por poneros en antecedentes, no os diré mi edad, pero si os diré que ando entre peinar canas y no peinar nada. No es importante mi edad, sino fuese para orientaros en la de mi hermano, cinco años mayor que yo, pues es el protagonista del comentario. Ambos compartimos la pasión por el Madrid, o eso dice, y se ofusca hasta la paranoia si alguien se lo cuestiona. Pues bien, ese hijo de mi madre, detesta a valdano, detesta a Mourinho, detesta a Zidane, piensa que Florentino es imbécil, que Raúl está sobrevalorado tanto o más que casillas, es capaz de dejarme de hablar durante un mes si defiendo a vinicius, sñ te dice sin ruborizarse que la mini liga pospandemia la ganamos por los árbitros y que la última la ganó el Atleti porque fue mejor que el Madrid. Y cuando llega el día de partido, se pone delante de.la tele, creo que deseando que gane el Madrid, pero insultando a todos los que llevan la camiseta blanca. Creo que como mi hermano hay muchos madridistas que después se quejan de valdano.

    1. Lo que usted dice es inexistente. Se ha pasado en la caricaturizacion. Y aceptando , a regañadientes, que exista uno así... no vendamos que la sardina es atún. Por favor, palmeros de Valdano, tengan decoro y dignidad.Y, sobre todo, no descalifiquemos a tantísimos madridistas que no tragan con el poeta del gol. ¡ Por favor !. Una cosa es que te pueda gustar la entrevista o el mismo Valdano, pero de ahí a caer en ridiculeces hay mucho trecho.

    2. Tan cierto ese tipo de madridistas, que un día en el Bernabéu, un partido que fui poco después de ser campeones de Europa con Ancelotti, un aficionado justo detrás de mí, sobre el minuto 5 de la primera parte decía (más bien gritaba) que estaba harto de ir a ver cómo Benzema tenía necrosis en el pie (que él lo sabía, y el cuerpo tecnico también) y le seguían poniendo...

      El partido le ganamos pero hasta que marcó el Madrid el aficionado no paraba de machacar a muchos jugadores (y fue desde el minuto 5 de partido)
      Soy madridista y siento decirlo, pero así lo viví.
      Hala Madrid

  22. Fantástica entrevista a Jorge Valdano, un tipo al que quiero y admiro muchísimo. Un hombre honesto y con talento que le ha dado mucho al Real Madrid y que conoce perfectamente el tuétano de los valores de nuestro club. Buenísimos entrevistadores y fantástico entrevistado. Siempre me aporta escucharle o leerle. Enhorabuena amigos

  23. La entrevista bien, pero lo siento, no cuela lo de Valdano madridista, lo es como Del Bosque, personajes que es mejor tenerlos ya fuera del Madrid a perpetuidad, falsos , bonitas palabras pero nada más, trabajando para quienes odian al madrid, pura pose.

  24. Valdano es una persona que me produce sensaciones contradictorias, exactamente como Raúl. Quiero creer que sus desprecios al Madrid son por un falso buenismo mal entendido.
    He echado de menos preguntas sobre su relación con Prisa y la guerra abierta que siempre ha tenido ese grupo con Florentino por el control del Club. Y sobre la relación-dependencia de Roures, y por tanto de su grupo de comunicación, con el Barcelona.
    Me interesa sinceramente una opinión de alguien del "bando contrario" al mío, que no sea "pues a vosotros os ayudaba Franco."

  25. A la entrevista faltan algunas preguntas:

    "Te has prestado a ser la cara del madridismo dizque ilustrado en Prisa. Naturalmente, el objetivo es dividir el orbe entre madridistas buenos (los piperos) y los malos (los que nos negamos a comulgar con ruedas de molino. ¿Tienes algo que decir?"

    "Para ser madridista admitido en círculos oficiales es necesaria una falsa equidistancia disfrazada de críticas ecuánimes. ¿Tienes algo que decir?"

    "Te identificas con tu antiguo número 2 Cappa, otro presunto madridista (éste lo disimula muchísimo peor), en aquella gloriosa afirmación de "Fue gol, pero estuvo mal"?

    PD De dónde han salido tantos palmeros sospechosos? Sí es verdad que Jordi Valdany domina ésto de los medios y las redes sociales

  26. Yo, en un restaurante de Madrid llamado "la posada de la villa" en el que las sillas tienen nombres de famosos, me tocó una vez la de valdano, y me levante y cogí otra silla que había por ahí libre, no os digo más

    1. Jejeje jeje. Me inclino a pensar que hasta los más abnegados admiradores de Jordi Valdany habrán sido capaces de interpretar tu mensaje. Tan consecuente como coherente y demoledor.

  27. MA RA VI LLO SO! Como diría alguna folclórica española.
    Da gusto, siempre, leer a LA GALERNA pero, más gusto da cuando se juntan Jesús el primo de de Burgos Bengoetxea, Ramón, el que echo a Messi del Barsa, Alvarez de Mon, y Joe Llorente.
    La entrevista desprende Madridismo, historia, y cultura por los cuatro costados, ojála, fueran más asiduas este tipo de entrevistas...
    Gracias

  28. Jejeje jeje. Me inclino a pensar que hasta los más abnegados admiradores de Jordi Valdany habrán sido capaces de interpretar tu mensaje. Tan consecuente como coherente y demoledor.

  29. Valdano cambia de orientación cada vez que le interesa. Mientras tenga cuerda para adaptar el verbo a la empresa de turno y sepa sujetar la risa o el rictus en cámara le funcionará el personaje.
    Es un clásico su pausa cuando le hacen una pregunta con una cámara delante. Para el balón y piensa en lo que le conviene, independientemente de la razón o de la verdad , dispara dudando a la vez su respuesta comercial.Una vez analizado donde ha puesto la pelota nos regala esa sonrisa de anuncio que ya no cuela , las arrugas y el sudor le delatan porque el traje da mucho calor. Casi siempre ha dicho algo que se puede interpretar como los comentarios que se leen aquí, unos que dijo blanco y otros que negro . Nadie sabe a ciencia cierta para quien juega . Un demagogo con mucha verborrea comedida .
    Capaz de vender abanicos en el Polo Norte. Todo se basa en parecer inteligente y que te den la categoría de filósofo en los medios de comunicación .
    Cuando era directivo se ponía las medallas él solito como Napoleón. Un personaje muy a la altura de Ramoncín en la Sgae. Sales ,entras ,hablas, te recreas, haces chapuzas a precio de oro,vives de ello , estás dentro y fuera. Si preguntas en la calle por cualquiera de los dos ocurrirá lo mismo.Nadie sabe de qué pie van a cojear mañana .

    1. Esta claro que no le viste jugar ni entrenar. Un profesional y madridista como el que más. Es muy fácil escribir desde la hiel. Creo que aprenderías mucho si volvieras a leer la entrevista. A ver si entiendes algo esta vez.

      1. Verle jugar , le vi. También a otros como Gento , Pirri o Raúl . Muy bueno , de los sobrios ,con técnica ,con cabeza y con pasión. Pocos hay hoy con su talla . Aprendió mucho en el Real Madrid , sin duda ahora funcionaría con la actual plantilla. Lo cortés no quita lo valiente.
        Como entrenador le pasó lo que a Don Alfredo y es que este puesto en el Real Madrid arde más que una ración de guindillas.
        Si como periodista hiciese uso de la libertad a la que le corresponde su edad , sería uno de los mejores. Yo no tengo la culpa de lo caro que viene costando mostrarse con personalidad.
        La Galerna es un medio abierto y dudo que aquí la gente se haga millonaria , pero es una ventana distinta y despierta a muchas sensibilidades. Por eso es muy interesante escuchar a todos y Valdano también que una voz autorizada en el escuchar y a juzgar . Escribir aquí es lo más rentable para la dignidad y me parece bien el esfuerzo que se hace por mostrar opiniones tan diversas.
        Te agradezco que hayas leído mi comentario y hayas mostrado tu punto de vista.

        1. Otro comentario extraordinario (qué bueno el pareado, je,je), con respeto, sensatez y bien expresado. No sólo estoy de acuerdo con tus ideas, sino en cómo las cuentas.Si haces un blog, me suscribo.

      2. Mira el socio y sus ideas , míralo tú. Le gustan Jorge Valdano, Joao Felix, Ansu Fati, Guardiola...¡ anda que no !. De Valdano dice madridista y profesional como más... pero Vinícius, Zidane, Ancelotti, Florentino Pérez... deben ser rojiblancos.Sí, la hiel.

  30. Es un impresentable! El Madrid le dio de comer a él y a su familia como jugador, entrenador y directivo, que se dice pronto, Y por mucho que trate, el muy hipócrita, se le sale el anti madridismo

  31. me da nauseas escuchar a algunos despreciar a personas que han pertenecido a este club. y seguro que son de oficina, es decir lo mas redondo que vieron en su vida fué una caja de zapatos. respeten a los que no piensen como uds. es nla primera vez que entro pero hay mucho politico y no me gusta.-

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tweets La Galerna

Parece que ya no hay tantos memes mofándose de @vinijr.

✍️🏻@Ramon_AlvarezMM escribe sobre ello en La Galerna.

https://www.lagalerna.com/vinicius-y-los-memes/

«Nadie duda que de haberse invertido los roles y ser el Madrid el equipo con más carencias, nuestro rival habría salido a arrasarnos, tratando de endosarnos una goleada lo más abultada y dolorosa posible».

Nanook no quedó plenamente satisfecho ayer.

https://www.lagalerna.com/el-real-madrid-de-bud-spencer/

🧐@AthosDumasE ha diseccionado el clásico y nos ofrece las claves de la victoria del @realmadrid en el Camp Nou.

https://www.lagalerna.com/las-claves-de-la-victoria-del-madrid-en-el-camp-nou/

El #Portanálisis de La Galerna. Repaso diario para sacar punta a las portadas de los diarios deportivos más destacados del país.

👉🏻👉🏻👉🏻http://bit.ly/3pwPYtx

2

¿Os satisfizo (ojo, no confundir con satisfayer®) completamente la victoria frente al Barça?

Nanook The Eskimo parece que se quedó a medias.

https://www.lagalerna.com/el-real-madrid-de-bud-spencer/

homelistpencilcommentstwitterangle-rightspotify linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram