Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Crónicas
Real Madrid, 4 - Huesca, 1: Hazard decide

Real Madrid, 4 - Huesca, 1: Hazard decide

Escrito por: Ramón Álvarez de Mon31 octubre, 2020
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

El once de Zidane no dejó excesivas sorpresas una vez que uno comprende la pulsión del técnico a rotar. Militao ocupó el puesto de Varane, entró Modric para dar descanso a Kroos y Marcelo sustituyó a Mendy. La principal novedad era la vuelta al equipo titular de Eden Hazard en el sitio que venía ocupando en los últimos partidos Vinícius.

El comienzo del partido fue relativamente pausado, pero con un Huesca que parecía más cómodo. Los oscenses tocaban con cierta facilidad y no dudaban en buscar a Rafa Mir para aprovechar su potencia al espacio. El Madrid parecía algo perezoso, pero más conectado que en el infausto partido ante el Cádiz.

La primera ocasión fue para Mir en una carrera que ganó a Militao, pero el disparo del delantero, sin mucho ángulo, se marchó fuera. La primera del Madrid llegó a centro con el exterior de Modric y remate en posición muy forzada de Hazard. Hasta el minuto 25 el Madrid no se pudo anotar una ocasión clara; llegó a remate de cabeza de Ramos tras aprovechar un buen centro desde la banda izquierda.

Sin embargo, el Huesca respondió bien y se acercó en varias ocasiones con peligro. El partido no estaba nada claro y eso no era una novedad. El Madrid apenas encontraba a Hazard, Benzema y Asensio. El bloque bajo del Huesca frustraba todos los planes.

Poco a poco el Madrid se iba haciendo con el control posicional. Al Huesca le iba costando más salir. Sin embargo, persistían las dificultades para crear ocasiones. Todo se desenmarañó con un balón que recibió Hazard en tres cuartos. Se dio la vuelta rápido, se habilitó con la derecha y soltó un latigazo con la izquierda desde muy lejos que sorprendió al portero visitante. Un gol de crack.

Hazard Huesca

Le sentó muy bien el gol al Madrid, que enseguida logró el segundo. Lucas puso un centro al segundo palo, Benzema controló con el pecho y remató cruzado con la izquierda. El 2-0 daba mucha tranquilidad, pero sobre todo suponía todo un subidón tras una primera parte en la que el Madrid apenas había generado juego.

La segunda parte comenzó con el Huesca buscando claramente el gol. Los cambios realizados por Míchel en el descanso demostraban que estaba lejos de dar por perdido el partido. La entrada de Ferreiro y Galán pretendía dinamizar el juego.

En el minuto 51 llegó un cambio algo extraño. Salió Lucas y dejó su sitio en la derecha a Mendy. El cambio podía obedecer a reservar a Lucas de cara al partido ante el Inter. El caso es que, tres minutos después, una combinación entre Benzema y Hazard dejó al francés con el balón controlado en el área tras un rechace. Karim pensó y puso un centro preciso a Valverde, quien controló y disparó con violencia y precisión para anotar el tercero.

En el 60 llegó el triple cambio que dio descanso a Hazard, Valverde y Asensio para dar entrada a Vinícius, Isco y Rodrygo. Pronto Vinícius demostró que no le guarda rencor alguno a Benzema, puesto que tras una gran galopada le puso un balón de oro al francés. Desafortunadamente el remate se fue alto tras rebotar en el césped.

En el 68 entró Kroos por Casemiro. El Madrid ya pensaba en el Inter y el guion del partido se lo permitía. De hecho el Huesca desde el 3-0 no lograba sobrepasar el centro del campo. Por fin el Madrid se encontraba con un partido muy tranquilo. El primero de la temporada. Estaba mucho más cerca el cuarto que el gol de descuento del Huesca, sin embargo Ferreiro marcó el 3-1 en el minuto 74.

Tras el gol visitante llegaron unos minutos en los que quedó clara la intención del Madrid de dormir el partido. La idea era solventar el trámite con el menor esfuerzo posible. En esos minutos de la basura Benzema firmó su primer doblete de la temporada. Centró Marcelo y Rodrygo la ganó de cabeza cediendo el gol a placer a Benzema.

Y así terminó un partido que no quedará grabado en nuestra memoria, pero que puede suponer el despegue de Hazard.

 

Fotografías Getty Images