Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Portanálisis
Sergio Ramos, Florentino y el cariño emocional

Portanálisis: "Una mirada irónica sobre la prensa deportiva diaria"

Sergio Ramos, Florentino y el cariño emocional

Escrito por: La Galerna31 mayo, 2019
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Buenos días. Florentino Pérez contó hace dos días, en el programa de José Ramón de la Morena, que Sergio Ramos y personas de su entorno le amenazaron con una oferta para el de Camas por parte de un muy adinerado club chino. Tal declaración, que Florentino hizo como si ta cosa ("No hay que darle la menor importancia"), ha obligado a Ramos a salir a la palestra a desmentir lo que se presume fue un órdago con poco fundamento. En realidad no sabemos si lo desmintió o no. La intervención de ayer de Sergio ante la prensa fue confusa, por utilizar un término suave.

"La reunión fue normal, tranquila. Yo puse una propuesta que tenía encima de la mesa. También la hablé con mi entrenador. Pero todo esto no quiere decir que yo me quiera ir ni nada".

Hmmmh...

"Mira, una propuesta. Pero vamos, que yo te la enseño a título informativo".

Las versiones de presidente y futbolista respecto a lo que pasó en esa reunión difieren muy sustancialmente, hasta el punto en que, pergeñando una amalgama de ambas, uno se da cuenta de la conveniencia de practicar de vez en cuando la reducción al absurdo.  Si nos atenemos a la literalidad de lo que dijo ayer Ramos, y lo casamos con lo que comentó Florentino Pérez, el lunes por la noche en Onda Cero, la conversación fue tal que así:

-Hola, papá… digo presi, venía a verte porque he recibido una oferta importante de China.

-¿De qué equipo, hijo mío?

-Eso es algo que prefiero no desvelar todavía, presi.

-De acuerdo, pero entiendo, en cualquier caso, que estás interesado en la propuesta.

-Para nada, mi objetivo es retirarme en el Real Madrid.

-Me tranquiliza oír eso, hijo mío.

-Pero déjame que te comente… Hay más. Los chinos no quieren pagar transfer.

-¡Pero eso no puede ser! ¡Crearía un precedente terrible para los siguientes! ¡No podemos dejar marchar al capitán del Real Madrid gratis!

-No te preocupes, presi. Ya te digo que esta es mi casa. Nunca he tenido interés por irme, ni me ha obsesionado el dinero. De hecho, jugaría gratis en el Madrid.

-Pues eres el que más ganas de toda la plantilla. En cualquier caso, hablaré con el club chino, que a ver cuál es (carraspea), y así te doy satisfacción.

-No sabes cómo te lo agradezco, presi.

-Y entonces ¿cuál era el motivo de tu visita, hijo?

-¡Ah, si! Lo olvidé por completo. Venía a hablarte de lo del cariño emocional , ya sabes la bronca que tuvimos tras lo del Ajax…

-Entiendo, pero quizás mejor lo hablamos en otro momento, a solas, entre tú y yo. Es un tema personal y ese que hay sentado a tu lado es tu representante, ¿no?

-Mi hermano, sí. Está aquí por lo de la oferta que existe, porque yo no engaño, pero yo no vengo a hablar de la oferta sino de lo del Ajax. Como te decía, presi, desde aquel día me he quedado con una bronca muy grande.

-Hola, hijo mío. (Florentino saluda al hermano). - ¿Y ese otro?

-Ese es mi abogado. Es fiscalista… Ya te digo que este reconcome no logro quitármelo de ninguna de las maneras.

-No te preocupes, Sergio. Que entre tú y yo esto lo arreglamos. ¿Cómo me has dicho que se llamaba el club chino?

 

Esto, amigos, es lo que resulta de unir ambas versiones de lo acontecido, si bien hay quien asegura que lo acontecido es en realidad mucho más sencillo: Florentino Pérez obró con una gran astucia para defender al Real Madrid de un intento de manipulación grosero y, en esa intervención radiofónica, como quien no da importancia a la cosa, pasando por encima de ella casi de puntillas, forzó a Sergio a recular en su farol, hasta el punto de llegar a pronunciar una frase histórica que Marca trae a portada y que se repetirá, acaso con sarcasmo, en los años venideros.

Sí, amigos. Sergio jugará gratis en el Madrid, entendiéndose por gratis la recepción de las suficientes dosis de "cariño emocional". ¿Hasta cuando? Por jamás de los jamases, y si no ved.

Sergio, hermanos, se quiere retirar en el Madrid, y a nosotros nos parece muy loable. Queremos tanto a Sergio que puede hacernos pasar, ocasionalmente, todo el bochorno que estime oportuno sin que ello suponga merma alguna en el amor.

-¿Puede incluso hacernos pasar este sonrojo, y salirse con la suya en nuestros corazones?

Puede. ¿Por cuánto tiempo más? ¿Cuántas más como esta caben en su crédito, considerando que ya hizo una parecida hace algunos años? No lo sabemos.

Nosotros, de momento, nos aplicamos desde ya a la ardua tarea de olvidar, no sin antes volver a aplaudir la excelente gestión de este asunto por parte de Florentino Pérez.

Os dejamos las primeras planas catalanas porque querréis verlas.

Pasad un buen día.