Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Portanálisis
Sacar la lengua

Portanálisis: "Una mirada irónica sobre la prensa deportiva diaria"

Sacar la lengua

Escrito por: La Galerna16 abril, 2017
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Marca Portada Isco 16.04.17Tan gráfico, tan esclarecedor, nos parece el gesto de Isco que recoge Marca en su portada, que comenzamos así, directamente con él, sin mediaciones, acaso porque aquí sí puede ser válido eso de que una imagen vale más que mil palabras, aunque una imagen no es nada -o es cosa insuficiente y solo insinuación, pretexto o sugerencia- sin una interpretación de la misma, asunto que solo es posible hacer precisamente con palabras, esas que valen menos que una imagen solo al final, es decir, cuando las palabras ya han hecho su labor interpretadora y pueden retirarse para que simplemente miremos la imagen, ahora sí plena de significado.

Isco saca la lengua en la portada de Marca. Isco saca la lengua celebrando uno de sus golazos contra el Sporting, ensayando un "te quiero" en lenguaje de signos. Nosotros también te queremos, Isco. Cómo no te voy a querer, dice el cántico, hoy tan apropiado como siempre. Isco nos quiere, Isco quiere al Real Madrid y no para de decirlo cada vez que le ponen en el brete -cada vez que le dan la oportunidad- de repetirlo, contra los rumores y las ganas de emponzoñar de los muchachos de la prensa. No puede decirse que Isco sea tibio en esas ocasiones. Al contrario, suele desnudar al entrevistador y también a sus colegas. Suele denunciar el vicio verborreico y cansino de la prensa, su haberlo tomado como enésimo medio para el mismo fin de siempre, el de que algo pase en el Madrid más allá de lo que pasa, sobre todo si ese algo que la prensa quiere que pase es decididamente polémico, forzadamente injusto o voluntariosamente problemático. Entonces va Isco y saca la lengua contra tanto corte y confección. Y ese sacar la lengua suyo es un guiñarnos un ojo.

As Portada Isco 16.04.17En la portada de As Isco no saca la lengua, precisamente porque Isco le saca la lengua a la portada de As. Los de Relaño son don erre que erre con su cantinela, con su letanía, y lo de Isco ayer en El Molinón no es entonces una exhibición formidable, sino una excusa para volver a atizarle a la BBC y a Zidane. No pierde ocasión el As de no dar rabia, sino pena. No pierde ocasión de que ensalzar a Isco sea solo algo secundario, una herramienta, una vía (muerta) que conduce al -ya quisieran- desprestigio de la delantera madridista y de su entrenador.

Dice la gente buena que no hace falta desvestir a un santo para vestir a otro, pero -repitamos- eso lo dice la gente buena. En consecuencia, As recoge unas declaraciones de Isco donde el malagueño reitera el merecimiento de jugar más, pero no recoge (aun en mayor consecuencia) otras declaraciones de Isco que sí aparecen en Marca donde acaba diciendo que quiere seguir muchos años en el Real Madrid y donde empieza diciendo -máxima atención, Relaño- que se han dicho muchas tonterías. Isco saca la lengua cada vez que habla, pero en el diario As miran para otro lado, no vaya a ser que un día se den cuenta de que ese gesto va también por ellos, acaso porque ya todo el mundo ve que la letra pequeña del contrato de defensa de Isco es todo lo contrario de una defensa.

Mundo Deportivo Portada Doblete Messi 16.04.17Sport Portada Messi 16.04.17En Barcelona, entre refrescos, pipas y libros sobre Wembley, se cuela Messi como clavo ardiendo al que se encomienda el espíritu culé para (volver a) remontar un infame partido europeo. Pero decimos mal. Aquello, lo de Aytekin, no fue remontar, sino otra cosa, una muy fea que todo el mundo vio, pese a que el show de Truman no pare de emitir por tierra, mar y aire en este mundo feliz. Remontar es otra cosa, una vigorosa y vitamínica, tal y como no expresa la cara de Messi que elige Sport para su portada, tal y como no expresó el juego del Barcelona -dónde está Mathieu, y dónde André Gomes y, ya que estamos, dónde Arda Turan- el otro día en Turín.

"Dybala, lesionado en el tobillo en Pescara, duda para el Camp Nou". Reza la parroquia blaugrana por si a Messi se le ocurre no comparecer en el partido de vuelta, o mejor dicho, por si al árbitro le da por arbitrar.