Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Portanálisis
Haaland Madrid

Portanálisis: "Una mirada irónica sobre la prensa deportiva diaria"

Haaland Madrid

Escrito por: La Galerna20 mayo, 2020
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Buenos días. El portanálisis de hoy tiene un título que nos puede encumbrar o, por el mismo precio, hacernos presa del escarnio más impío. Depende de si alguien ha tenido antes la ocurrencia o no. Nosotros no se la hemos leído ni escuchado a nadie en ninguna otra parte, pero eso no quiere decir que nadie haya alumbrado antes el feliz slogan. Nos parece rarísimo, de hecho, que no lo hayan usado antes As o Marca, sin ir más lejos. Nos extraña que Marca no lo utilice hoy, ya que trae al espigado noruego en lo que podrían ser los prolegómenos de un revolcón playero con una blanquísima dama.

No nos negaréis que a esta misma portada le pones un “Haaland Madrid” en todo lo alto y ya es otra cosa. No decimos que esté mal lo de que “El PSG también quiere a Haaland”, que además es muy posible que sea cierto al tener el jeque buen gusto, pero la foto habría lucido más con un hallazgo como el que acabamos de darle al mundo, y que además parece albergar un inexorable vaticinio, en el florentiniano sentido de que el chico ha nacido para jugar en el Madrid. Haaland Madrid y nada más.

Haaland Madrid.
Hablas noruego.
Que sepan los más legos
cómo juega el Madrid.

José María Cano y Plácido Domingo se removerían en sus tumbas si estuvieron muertos y oyeran esta variante, pero como por fortuna ninguna de las dos (tres) cosas es cierta nos contentamos con la satisfacción de un juego de palabras resultón. No se nos negará. Unamuno abominaba de los juegos de palabras, y este sí que está en su derecho de revolverse en su tumba. No se ponga usted así, D. Miguel. Unamuno era madridista, además. Esto será demostrado próximamente en La Galerna, probablemente por Athos Dumas, que ya ha demostrado en estas mismas páginas el madridismo de Henry Fonda (hace bien poco), The Jam, Churchill, su antepasado Alejandro (el de Athos, no el de Winston) y hasta Félix Rodríguez De la Fuente, si bien en este último caso se limitó a contar su admiración por el gran Félix olvidando al final detallar las razones por las que se le supone el madridismo al artífice de “El hombre y la tierra.” No pasa nada, Athos, queda pendiente.

Amigo Félix,
cuando llegues al cielo,
amigo Félix,
hazme solo un favor.
Quiero ir contigo
a hacer el desayuno
con Unamuno
y con Adebayor.

A nosotros lo único que nos preocupa en este momento es que nadie nos haya pisado lo de “Haaland Madrid”. Espérate que todavía alguien ha tenido la inspiración antes y nos acusa de plagio. Claro que, antes que “Haaland Madrid”, y ya que incluso está por verse si el muy prometedor delantero nórdico recala en Valdebebas, alguien debería haber patentado “Hazard Madrid”, que tampoco nos suena de ninguna portada de As o Marca, y otro cosa no sé, pero a nosotros, concretamente a nosotros, nadie nos podrá decir que no estemos pendientes de las primeras planas de la prensa patria.

-Lo de “Haaland Madrid” ya lo dijo la web madridista zamoranosycimbeles.com a los pocos días de anunciarse por primera vez el interés blanco en el bueno de Erling Braut. Ya están los de La Galerna dándoselas de listos. Se creen cualquier cosa los de Egoechea y encima
son unos copiotas.

Lo mejor que hemos visto jamás sobre un plagio, por otro lado, es este sketch de Les Luthiers, tan maravillosamente homenajeados por David Álvarez en estas mismas páginas con ocasión del fallecimiento de Marcos Mundstock.

Sí, lo han adivinado. Estamos hoy remolones, dando vueltas en torno a la presa (o prensa) sin atrevernos del todo a hincarle el diente, no porque no se nos ocurra nada que decir sobre las inspiradísimas portadas del día, no es eso ni mucho menos. Dígamos que llevamos un tiempo reflexionando fuera del recipiente, por citar de nuevo a Les Luthiers. Lo reconocemos sin orgullo, pero con las dosis justas de rubor por otro lado, y si no pónganse ustedes en nuestro lugar.



No es que no se nos ocurra nada que decir sobre estas portadas tan cálidamente inspiradoras, sino que por el momento disfrutamos más (y con nosotros a buen seguro vosotros, adorados lectores) con este gentil circunloquio que está empezando a ser canción de cuna para nuestros oídos noctámbulos, que para eso el buen portanálisis se escribe de noche desafiando las llamadas de Morfeo en entornos aletargantes y arrullados por deambulares verbales que nos adormecen. Este empieza a ser el Tristram Shandy de los portanálisis, un tochaco así de gordo destinado a contar la vida completa de Shandy sin que en más de 500 páginas se consiga llegar a superar el día de nacimiento del protagonista. Son las 3:38 de la madrugada y en este momento solo le pedimos a la vida que a nadie antes se le haya ocurrido lo de “Haaland Madrid”, que La Galerna pueda hacerse con el copyright y que luego en efecto el noruego fiche, porque si no ya nos contaréis de qué habrán servido tantos desvelos.

Haaland Madrid.
Haaland Madrid.
A beber un aqvavit
maridando un pinnekjøt.
Haaland Madrid.
Haaland Madrid.
Haaland Madrid.

Adiós.