Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
En buena lid: Buenos propósitos

En buena lid: Buenos propósitos

Escrito por: Daniel Vila García10 enero, 2024
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

El año 2024 ha empezado tal y como acabó el 2023: victoria del Real Madrid y liderazgo del campeonato liguero. El miércoles 3 de enero inauguramos el año con el Real Mallorca en casa. Fue un hueso más duro de roer de lo esperado. Siempre es desagradable desprecintar el año con un rival que tiene jugadores tan desagradables como Maffeo y Raíllo. Los pupilos de Javier Aguirre nos tienen manía y se suelen emplear con dureza. No es el mejor invitado para estas fechas tan entrañables. Y así transcurrió el partido, espeso y soso. Menos mal que un tremendo testarazo de Antonio Rüdiger nos dio los tres puntos y a otra cosa.

Gol de Rüdiger al Mallorca

El segundo envite del año fue el correspondiente a los Dieciseisavos de Final Copa del Rey. El sábado 6 viajamos hasta Aranda de Duero para llevar la magia de la Navidad al corazón de los niños que aquella noche esperaban a su Real Madrid con la mayor de las ilusiones. El partido de Copa fue el verdadero regalo de Reyes para todos esos fieles aficionados que toman el campeonato copero como una excusa para vivir un sueño. Carlo Ancelotti sacó un equipo de circunstancias plagado de canteranos. Si normalmente un encuentro copero invita a rotar, dada la dinámica de la temporada, este obligaba a hacerlo más que nunca.

El año 2024 ha empezado tal y como acabó el 2023: victoria del Real Madrid y liderazgo del campeonato liguero

Un partido así es difícil de calibrar, pues muchos jugadores de la primera plantilla se lo toman más como un trámite que como una oportunidad. Véase el caso de jugadores como Joselu, que parecía molesto todo el rato. No obstante, abrió el marcador lanzando un penalti muy correcto. Otros, como Arda Güler, flotaban deseando todo el rato contactar con la pelota y mandar en el juego. Para el turco era el primer partido oficial con la camiseta blanca y quería dejar destellos de su calidad. Creo que todos acabamos encantados con la hora de juego de Güler. Demostró su calidad infinita y mucha personalidad. El lanzamiento de la falta que fue a parar al larguero sintetiza bien su desempeño. Personalidad para coger el balón y pedir tirar la falta y hacerlo con tanta calidad es una buena carta de presentación. Por lo demás, Nico Paz estuvo algo desaparecido y Carrillo hizo un encuentro aseado. Brahim volvió a marcar uno de esos goles marca de la casa y Rodrygo aprovechó los minutos finales para acrecentar su cuenta particular. Luego, un pequeño desbarajuste defensivo y un lance de mala suerte supuso el gol en propia meta de Nacho Fernández. 1-3 y clasificados para la siguiente ronda.

El sorteo del lunes quiso que nos tocara afrontar los octavos frente al Atlético de Madrid. Es decir, viene atracón de derbis. A pesar de que a muchos nos desagrada tal maratón con los pupilos del Cholo, habrá que afrontarlos con la mayor de las ilusiones. ¡Qué remedio! Somos el actual campeón de Copa de Su Majestad el Rey y debemos defender el cetro. Para abrir boca, este miércoles nos enfrentamos al Atlético de Madrid en las semifinales de la Supercopa de España. El encuentro llega y lo de menos parece ser el fútbol. Este torneo tiene algo de contranatura. Esto de disputar un torneo español en Arabia Saudí no me termina de encajar, pero supongo que viene dentro del paquete de irregularidades del fútbol español que impregna todo de decisiones dudosas y otras consideraciones que bordean la legalidad más cuestionable. Históricamente este torneo era uno de esos que se jugaban en pretemporada. Por eso, jugar ahora este formato final four en enero me parece otra decisión estrafalaria de la Real Federación Española de Fútbol. Por no ahondar aún más en las irregularidades de los amigos Rubiales y Piqué que nos traen hasta aquí. De aquellos polvos, estos lodos.

Este 2024 pinta muy bien. Empieza el baile

2024 viene cargado de partidos importantes y nuestras ilusiones están intactas. Todos nuestros buenos propósitos se enfocan en torno a una plantilla que ha demostrado a lo largo de la temporada que merece nuestro cariño. Solamente pueden ser merecedores de admiración unos jugadores que han afrontado cada contratiempo, cada lesión y cada duro revés con profesionalidad y rigor. El sobresaliente bagaje defensivo del equipo denota una concentración obsesiva por sacar cada encuentro adelante. Este 2024 pinta muy bien. Empieza el baile.

 

Getty Images.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tweets La Galerna

El 2 de marzo de 1928 nació José Luis Pérez-Payá, futbolista del @realmadrid entre 1953 y 1957. Hoy habría cumplido 96 años.

Con la camiseta blanca ganó dos Copas de Europa, dos Ligas y dos Copas Latinas.

Tras analizar la portada de @superdeporte_es, llegamos a la conclusión de que no hay vacuna para el palurdismo.

El #Portanálisis

👉👉👉https://bit.ly/3Tj7AaT

El Madrid republicano venció en Mestalla en marzo de 1936. Desde entonces, tuvieron que pasar casi dos décadas para que el @realmadrid volviese a ganar un encuentro liguero en el estadio valencianista.

Pieza histórica de @albertocosin

👇👇👇

homelistpencilcommentstwitterangle-rightspotify linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram