Salta inesperadamente la liebre

12

Otra vez tocado por el inexplicable via crucis de su enfermería, al Real le tocaba medirse con uno de los equipos más en forma del campeonato, y cuando llegó el descanso las ocasiones habían sido pocas pero el juego tuvo su viveza. En contraste con los penosos partidos previos, Reguilón me pareció francamente bien, y Casemiro no anduvo tan fallón tampoco. Vinicius demostró que conduce y pasa como los ángeles, sin perjuicio de tirar como un cadete, Benzema mantuvo su honorable línea, y Ceballos bulló discretamente.

Reparé de repente en que la planificación no tomó en cuenta que el puesto de extremo derecha corresponde sí o sí a Lucas Vázquez, cosa asombrosa en un equipo con las aspiraciones del Madrid;  pero estaban a punto de comenzar los mejores tres cuartos de hora en esta liga, donde todos salvo Vázquez se agigantaron, con Modric como imponente director de orquesta. Qué exhibición de armonía y ritmo, qué capacidad para anonadar a un contrario en modo alguno acostumbrado a capear el incesante chaparrón de ocasiones, qué flexibilidad para ir de aquí para allá sin rifarla.

Cuando Casemiro se quitó con un misil a la escuadra cualquier asomo de los nervios que le tuvieron atenazado hasta esta tarde, el Real merecía llevar dos o tres goles, entre ellos el soberbio tiro a la cruceta de Ceballos, y siguió urdiendo otra ocasión y otra. Los espectadores acompañaban el festival de juego con los aplausos y olés reprimidos desde septiembre, y hubiese sido una puñalada trapera que el Sevilla materializase algún lance a balón parado. Pero por una vez no fue así, y si el árbitro no hubiese anulado absurdamente un contraataque que dejaba solo a Benzema, el segundo habría caído bastante antes. Pero incluso así cayó, coronando a Modric con el tercer tanto en pocas semanas.

Me pareció clarividente que Solari diese descanso a Lucas, ofreciendo a Isco la penúltima ocasión para redimirse, aunque tampoco se acercara a aprovecharla, despilfarrando más bien sus minutos con otra demostración de lentitud muscular y cerebral. Valverde, en cambio, se hizo notar segundos después de pisar el césped, y a despecho del tiempo perruno nadie dejó su asiento para evitar el pandemonio que crean docenas de miles tratando de volver a sus lares simultáneamente.

Está claro que no todo van a ser sinsabores para la afición, y a mi juicio también que con un tercio de quienes empezaron la temporada como indiscutibles cabe también hacer un partidazo, sin duda porque el míster no tiene un pelo de incompetente.

12 COMENTARIOS

  1. Sabemos ,madridistas y culers, quien es el mejor equipo de fútbol y el mejor club del mundo. Lo sabemos perfectamente. Y , también, que la liga està adulterada. Nosotros y ellos.

  2. Totalmente de acuerdo. Mis respetos

    P.S. Desconozco su edad don Antonio, pero por la foto, creo somos de la misma “quinta” y de ahí, creo, el que coincidamos co asiduidad. En el caso de hoy era fácil esa coincidencia.

    Hasta el final, vamos Real !!

  3. Un 1-4-3-3 conocido y ordenado, con presencia física y velocidad en la circulación sobre todo en la segunda parte, algo sorprendente tras los últimos partidos en los que parecían fundidos. El partido del croata para ponerlo en vídeo a la cantera como modelo de interior derecho, por fin hemos visto al balón de oro. Y seguimos sufriendo para marcar, la carencia en el remate del equipo es notoria y no vamos a personalizar porque el cenizo es general, aún así un gran encuentro.

    • Igual lo del remate hay que entrenarlo más. CR en sus inicios no era tan bueno rematando como es ahora. Vinicius si se toma en serio entrenar esa faceta será un crack. Aún así, creo que es imprescindible un goleador en la plantilla, uno caro, de los que cuesta. Pasar de CR a nada no es normal salvo que se tuvieran jugadores apalabrados para final de contrato en 1 o 2 años vista.

      • No hay CRs y lo que queda de gol está muy caro. Hoy se ha publicado que Vinicius dispara casi tanto como Messi, que necesita entrenamiento específico es evidente.

    • El linier, señaló que, en el saque de esquina del Sevilla, el balón había salido del campo. En la repetición que pusieron en teleRoures, es imposible que el balón hubiera salido del campo, no ya toda la circunferencia, ni siquiera una pequeña parte de la misma.
      El resto, la razón que aporta Carlos: camiseta blanca con escudo del Madrid y tres jugadores que se van solos para decidir el encuentro…

  4. Apareció el balón de oro y junto al orden defensivo, vimos al mejor Madrid de la temporada. Ya era hora que los aficionados, disfrutáramos de un buen partido.
    La pena es, la preocupante falta de gol, que nos lastra, partido tras partido, y además Vinicius, pese a jugar bien, disparando a portería es de una inocencia infantil.
    Si vamos corrigiendo esa faceta, y jugamos con orden defensivo como ayer, estaremos en Champions.

  5. Todo el mundo quejándose de que Vinicius tira mal y en el otro costado juega siempre un individuo que ni siquiera tira…. y no es precisamente un cadete.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escriba su comentario
Por favor escriba su nombre aquí