Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
Tomorrowland: El mundo del mañana.

Tomorrowland: El mundo del mañana.

Escrito por: Patricio Cuadra29 julio, 2020
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Los proyectos de Florentino y el proyecto de Messi

No, no voy a escribirles sobre George Clooney ni sobre Britt Robertson, los protagonistas de la película de 2015 “Tomorrowland”, pero sí sobre el propio Tomorrowland, el mundo del mañana, un lugar enigmático ubicado en alguna parte del tiempo y el espacio. Viajemos, no sé, por ejemplo al año 2014. En aquellos días ya se barajaba con diferentes maquetas, proyectos y mucho boca a boca (boca a oreja debería decirse) que el Madrid estaba metido en un ideal faraónico para renovar su campo. El presidente era Florentino Pérez. Se nos decía que, dadas las dimensiones de la obra y el empeño de “reciclar” el Santiago Bernabéu en su actual emplazamiento en vez de construir un campo en los terrenos de Valdebebas, no habría administración que lo permitiera ni, llegado el caso, dinero que lo pagara. Sería la obra de un loco megalómano que arruinaría al club. Más o menos lo que se vino a decir de D. Santiago cuando en los años cuarenta del pasado siglo le dio por hacer un campo de fútbol en mitad de la nada para más de 100.000 personas. Los visionarios son así, incomprendidos a los que el tiempo les acaba dando la razón pero sometidos a críticas feroces en su época.

Los visionarios son así, incomprendidos a los que el tiempo les acaba dando la razón pero sometidos a críticas feroces en su época.

Recuerdo una rueda de prensa en la que un periodista le preguntó al Sr. Pérez sobre las cifras de la renovación del Bernabéu y este le vino a decir, con una sonrisa, que de los números no se preocupara, que si de algo sabía él era de eso. Hoy, el Bernabéu es un solar. Bueno, un solar-solar no, pero da pena verlo. Es mejor mirar hacia otro lado y lanzar la vista al verano de 2022, donde el reciclado de un edificio preexistente habrá dado a luz un nuevo Santiago Bernabéu fundamentado en un proyecto sostenible. Porque de eso se trata, de la sostenibilidad, no ya entendida como un concepto ecológico, que también, sino como una propuesta económica que se pueda mantener en el largo plazo sin agotar sus recursos. Y el plan del Real Madrid, comandado por Florentino Pérez, así lo parece. De las acusaciones de despilfarros galácticos en los Figo, Zidane, etc, el Presidente siempre habló de inversión, a un verano en el que ya ha manifestado que será inviable acometer grandes fichajes, mientras las grúas y las excavadoras van quitando por aquí y poniendo por allá en mitad de La Castellana. Debemos confiar en él, que cogió a un Real Madrid raquítico en lo económico, encaminado a convertirse en una sociedad anónima deportiva y nos ha traído hasta aquí. Y mientras, en la otra orilla, el barco parece zozobrar. Y digo con prudencia “parece” por los signos externos que nos llegan.

Bartomeu entrevista en RAC1

El proyecto de transformación de las instalaciones del FC Barcelona en el barrio de Les Corts, el llamado “Espai Barça”, parece dejado de lado y con ello los ingresos que se preveían con los servicios que el nuevo campo iba a proporcionar. Se trocan jugadores a los que se les da un valor económico muy alejado del real sólo con la intención de poder cuadrar balances, salvar el “fair play” financiero, y sin ninguna motivación o causa deportiva. Su plantilla no ha rendido tras el confinamiento (queda la bala de la Champions League, que tantas veces nos salvó a nosotros) pero todo da la impresión de que se vive día a día y a golpe de improvisación y de Messi. Messi, el 20% de la masa salarial del Barça, solución y problema a la vez para renovar una plantilla corta y envejecida. Hace años que el destino de los clubes de fútbol dejó de ser sólo cuestión de que la pelota entrara o no, y mientras que aquí parece que hay un plan maestro de futuro, allí el plan es Messi. Y por muy grande que sea Messi, sus 33 años y sus dudas hacen que el proyecto de allí dé la impresión de caminar hacia una tormenta perfecta.

 

Fotografías Getty Images.

Letrado y aprendiz de escritor y @cuadrablanco en las redes sociales. Sarcástico, curioso, paladín de la oratoria, la ortografía y la gramática. Deportista, amante del café y de un buen gintonic. Siempre del lado de la defensa de la justicia social. blog: patriciocuadrablanco.blogspot.com