Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
Once histórico de madriculés

Once histórico de madriculés

Escrito por: Alberto Cosín22 octubre, 2021
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

A lo largo de la historia no han sido pocos los futbolistas que se ha enfundado en etapas diferentes tanto la elástica blanca como la azulgrana. Con los más destacados, Alberto Cosín confecciona un once histórico de madriculés a la par que glosa su trayectoria y opina sobre cuál fue su mejor periodo, el madridista o el culé.

Once histórico madriculé

 

RICARDO ZAMORA

‘El Divino’ fue un portero de época, cuyo nombre se escuchó en medio planeta futbolístico gracias a su leyenda de paradas inverosímiles. Tras sus primeros pasos en el RCD Español, dejó el fútbol y cuando regresó a él un par de años después firmó por el F.C. Barcelona. Corría el año 1919 y permaneció tres años como culé, logrando para su palmarés dos Copas. Regresó al cuadro periquito y a finales de los 20 ya sonaron fuertes rumores del interés del Real Madrid por su firma. El traspaso se hizo en 1930 por una cantidad astronómica de 150.000 pesetas. Zamora se instaló en Madrid y su mito creció todavía más. El primer galáctico blanco fue clave para consolidar un proyecto de Luis Usera y Hernández Coronado que en un lustro levantó dos Ligas de forma consecutiva y dos Copas en plena República.

 

Temporadas en cada equipo:

F.C. Barcelona: 3 (1919-1922).

Madrid F.C.: 6 (1930-1936).

Lo hizo mejor en: Madrid F.C.

Zamora

 

LUIS ENRIQUE

El asturiano fue un jugador polivalente al que se le vio actuar en defensa, en varios puestos del mediocampo o en ataque. Nos aprovechamos de ello para ubicarle en el lateral derecho. Criado varios años en Mareo, debutó con el Sporting y el Real Madrid se fijó rápidamente en él, desembolsando 250 millones por su fichaje en el verano de 1991. Sus primeros años fueron complicados y no logró hacerse un hueco con Antic o Floro que lo utilizaban de comodín para varias posiciones. A partir de la firma de Valdano como técnico se vio lo mejor del gijonés en la capital partiendo de la banda derecha como centrocampista. Su contrato finalizaba en 1996 y tras no aceptar la renovación merengue cogió el puente aéreo con destino Barcelona. En la Ciudad Condal desplegó su mejor fútbol y se consolidó como un puntal de los blaugranas. Allí mejoró su idilio con el gol logrando grandes guarismos y bastantes títulos como dos Ligas, dos Copas o una Recopa.

 

Temporadas en cada equipo:

Real Madrid: 5 (1991-1996).

F.C. Barcelona: 8 (1996-2004).

Lo hizo mejor en: F.C. Barcelona.

Luis Enrique

 

NANDO

El corpulento central sevillano es de los pocos zagueros que han militado en ambos equipos a lo largo de la historia. Formado en el Sevilla, allí dio sus primeros pasos como profesional hasta que su buen papel le llevó al Barça dos años cedido desde 1990. Cruyff lo pidió y el neerlandés le dio la titularidad en el germen del Dream Team que ganó la Liga en 1991. El siguiente año continuó siendo importante y disputó completa la final de la Champions League que alzaron ante la Sampdoria. En verano, el Sevilla lo repescó y Nando abonó los 500 millones de su cláusula para marcharse al Real Madrid. Una operación que no gustó en Barcelona, que incluso demandó al club sevillista por no cumplir una cierta parte del contrato. La temporada de su estreno en la capital fue titular con Floro y ganó la Copa del Rey. Sin embargo, con el transcurrir de los años perdió protagonismo y fue más normal verle en el banquillo que en el césped.

 

Temporadas en cada equipo:

F.C. Barcelona: 2 (1990-1992).

Real Madrid: 4 (1992-1996).

Lo hizo mejor en: F.C. Barcelona.

Nando

 

‘FIFO’ NAVARRO

Joaquín Navarro Perona era un lateral que en sus comienzos como futbolista jugaba como extremo. Con el paso de los años fue retrasando su posición hasta quedarse en la zaga, principalmente en la banda derecha, aunque dada su versatilidad también actuaba en la izquierda para realizar marcajes como hacía ante Basora. Entró muy joven a jugar en el Gavá, la ciudad donde nació, y de allí lo fichó el F.C. Barcelona. En el equipo culé solo se mantuvo la temporada 1941-1942 con media docena de encuentros ligueros en su haber. En Copa no jugó en una edición en la que el Barça se hizo con el trofeo. Ahí llegó el fin de su etapa culé, puesto que el club no le embolsó la prima por el título y enfadado se enfrentó con la directiva tomando la decisión de marcharse al Sabadell. El secretario técnico blanco Hernández Coronado le tenía echado el ojo a mediados de los 40, pero no fue hasta 1949 cuando le convenció para viajar a Madrid. ‘Fifo’, conocido así porque integró una selección mundial de la FIFA, fichó por los blancos y completó un bagaje de ocho años con tres Ligas o dos Copas de Europa en su zurrón.

 

Temporadas en cada equipo:

F.C. Barcelona: 1 (1941-1942).

Real Madrid: 8 (1949-1957).

Lo hizo mejor en: Real Madrid.

Navarro

 

BERND SCHUSTER

El centrocampista alemán firmó por el Barça tras descollar en la Euro’80 con la selección alemana en un torneo sensacional. Un total de 140 millones pagó el cuadro culé por su traspaso al Colonia. En la Ciudad Condal levantó una Liga y tres Copas y realizó un fútbol fabuloso durante varios años, aunque mezclado también con varias situaciones desagradables e indisciplina como la vivida en la final de la Copa de Europa de 1986 ante el Steaua. Dos temporadas más permaneció en el cuadro culé hasta que en 1988, ya libre, Mendoza se lo lleva al Real Madrid. En los blancos sustituyó a Jankovic, que dejó una gran huella en la capital. En el equipo blanco se acopló bien a la ‘Quinta del Buitre’ y conquistó dos Ligas y una Copa, pero dejando la sensación de que su prime lo vivió más en Barcelona que en Madrid.

 

Temporadas en cada equipo:

F.C. Barcelona: 8 (1980-1988).

Real Madrid: 2 (1988-1990).

Lo hizo mejor en: F.C. Barcelona.

Schuster

 

JOSÉ SAMITIER

Una leyenda del F.C. Barcelona y uno de los primeros cracks que dio el fútbol español. Le apodaron el ‘Mago’ por su calidad y su depurada técnica. En sus inicios jugó como delantero con enorme brillantez y excelentes cifras goleadoras, pero con el paso de los años fue retrasando su posición y llegó a actuar de centrocampista. Con apenas 17 años aterrizo en el Barça procedente del Sants para militar durante 14 temporadas y media en el cuadro azulgrana. En ese tiempo ganó cinco Copas y una Liga, la primera del Campeonato español en la historia en la temporada 1928-1929. A comienzos de 1932, ciertas desavenencias con la directiva y su amistad con Bernabéu, que era delegado merengue, le animaron a cambiar de acera y firmar por el Madrid F.C. Su llegada se acogió con enorme entusiasmo en la parroquia blanca al traer a uno de los ídolos del fútbol nacional. En el cuadro capitalino se vio que estaba ante los últimos coletazos de su carrera pero consiguió sumar para su palmarés una Copa y una Liga en 15 meses.

 

Temporadas en cada equipo:

F.C. Barcelona: 14 y media (1919-1933).

Real Madrid: 1 y media (1933-1934).

Lo hizo mejor en: F.C. Barcelona.

Samitier

 

LUIS FIGO

El portugués es historia de los trasvases Barcelona – Real Madrid por lo sucedido en el verano del 2000 y el pago de la claúsula por parte de Florentino Pérez, nuevo presidente blanco tras ganar las elecciones. Un lustro antes ambos equipos pelearon su fichaje pero fue el Barça el que firmó al extremo del Sporting Clube de Portugal por 2,5 millones y tras una sanción por duplicidad de contratos con Juve y Parma. En Barcelona se erigió como uno de los mejores futbolistas del mundo por su excelente rendimiento. Un extremo desequilibrante, hábil y gambeteador que era una pesadilla para los laterales rivales. Dos Ligas, dos Copas y una Recopa fue su botín hasta que cruzó el puente aéreo. En Madrid también pasaría cinco temporadas, aunque la vista del tiempo deja las dos primeras como las mejores en la entidad blanca. Pudo levantar su ansiada Champions, dos Ligas o una Intercontinental, además del Balón de Oro de 2001 por media campaña como culé y la otra como merengue.

 

Temporadas en cada equipo:

F.C. Barcelona: 5 (1995-2000).

Real Madrid: 5 (2000-2005).

Lo hizo mejor en: F.C. Barcelona.

 

MICHAEL LAUDRUP

El genio danés abandonó el potente calcio ochentero para unirse al Barcelona que estaba construyendo Johan Cruyff en 1989. Su labor para que el cuadro blaugrana le arrebatase la hegemonía al Real Madrid en el panorama nacional fue vital. Su clase y su calidad dotaron al Barça de un jugador primoroso para el Dream Team que ganó su primera Champions en 1992. Además, Laudrup logró cuatro Ligas y una Copa en su lustro como azulgrana. En 1994 y tras tiranteces con Cruyff acabó su contrato y Ramón Mendoza le convenció para estampar su firma como merengue. En la capital dejó destellos de su talento durante dos campañas en las que fue básico en los esquemas de Valdano hasta su cese. Una Liga con un papel muy importante y una gran actuación el día del 5-0 ante el Barça fue su principal legado en el Real Madrid.

 

Temporadas en cada equipo:

F.C. Barcelona: 5 (1989-1994).

Real Madrid: 2 (1994-1996).

Lo hizo mejor en: F.C. Barcelona.

Laudrup

 

GICA HAGI

El ‘Maradona de los Cárpatos’ se dio a conocer a buena parte del planeta futbolístico en el Mundial de Italia’90. Su magnífico rendimiento decidió a Ramón Mendoza a pagar 4,3 millones de dólares en lo que fue el traspaso más caro de la historia del fútbol rumano. Además, la caída del régimen seis meses antes facilitó las cosas porque previamente era imposible sacar a un jugador de tal calibre de sus fronteras. En el Real Madrid, en dos años tuvo cinco entrenadores y un papel notable, pero la lucha ante el Barça de Cruyff salió cruz y después de dos campañas se marchó al Brescia. Su etapa como culé tuvo lugar con un equipo post Dream Team que ya no dominaba en España y en el que no llegó a consolidarse. La competencia en ataque era importante con jugadores como Stoichkov, Begiristain, Bakero o Figo y Cruyff no le tenía habitualmente entre sus elegidos para ser titular. Dos campañas vistió también la zamarra blaugrana aunque su paso sobre todo en cuanto a estadísticas goleadoras y sensaciones fue ligeramente mejor en el Real Madrid.

 

Temporadas en cada equipo:

Real Madrid: 2 (1990-1992).

F.C. Barcelona: 2 (1994-1996).

Lo hizo mejor en: Real Madrid.

Hagi

 

SAMUEL ETO`O

El africano aterrizó muy joven en el Real Madrid para jugar en su filial, pero acabó triunfando en las filas culés. Un movimiento y una aceptación de un traspaso por parte del equipo blanco al eterno rival que es de las acciones más reprochadas a Florentino Pérez en su primera etapa en la presidencia. El delantero camerunés entre cesiones y suplencias apenas sumó siete partidos oficiales y unos cuantos amistosos con la camiseta blanca. No llegó tampoco a anotar un gol en choque de Liga, Copa o Champions. Tras su brillante etapa en el RCD Mallorca, el Real Madrid mantenía la mitad de sus derechos, pero llegó a un acuerdo con bermellones y culés por su trapaso a cambio de 24 millones de euros. Un fichaje muy rentable para el Barça por todo lo que le ofreció Eto`o en cinco temporadas: 130 dianas oficiales (que conllevaron un ‘Pichichi’) y un papel determinante para alzar, entre otros trofeos, dos Champions, tres Ligas o una Copa.

 

Temporadas en cada equipo:

Real Madrid: 2 (1998-2000).

F.C. Barcelona: 5 (2004-2009).

Lo hizo mejor en: F.C. Barcelona.

Etoo

 

RONALDO

‘O fenômeno’ eclosionó en el Barça con una campaña memorable en 1996-1997. Una de las mejores que ha realizado un jugador en la historia del fútbol. El brasileño fue fichado del PSV por 2.500 millones de pesetas y dejo instantáneas legendarias en el Campeonato de Liga con goles imposibles como el del Compostela u otros extraordinarios ante Valencia o Deportivo. Se estaba convirtiendo en el futbolista más desequilibrante del mundo aunque la Liga fuese a parar al Real Madrid. Trofeo ‘Pichichi’, Bota de Oro europea, una Copa y una Recopa fue su bagaje en la Ciudad Condal hasta que en el verano de 1997 se fue al Inter tras discrepancias entre sus agentes y el dúo Gaspart-Núñez. Al Real Madrid llegaría cinco años después, pero era un Ronaldo diferente. Por el camino, dos lesiones graves de rodilla le habían marcado su carrera y su estilo de juego ya no era tan apabullante y arrollador en 40 metros sino en 15. Aún así su calidad y su eficacia goleadora continuaron siendo decisivas, como plasmó principalmente en sus inicios del periodo merengue. Cuatro años y medio en el Real Madrid donde le dio tiempo a ganar su segundo Balón de Oro tras seis meses enfundándose la camiseta madridista, un ‘Pichichi’, dos Ligas, la primera llevando su ilustre firma y una Copa Intercontinental.

 

Temporadas en cada equipo:

F.C. Barcelona: 1 (1996-1997).

Real Madrid: 4 y media (2002-2007).

Lo hizo mejor en: F.C. Barcelona.

Ronaldo

 

Fotografías Imago.

¡Descárgate B+ y comenta este artículo!

Comenta y Participa con B+

Apasionado del balompié, me hubiese gustado ver en directo a las figuras de los años 30, 40 y 50. Gato y madridista, en mi primera visita al Santiago Bernabéu pude contemplar a Diego Armando Maradona.

10 comentarios en: Once histórico de madriculés

  1. Qué malo era Nando y cuánto le quería Benito Floro, que desplazó a Rocha de central a lateral derecho para poner al susodicho. El pobre de Ricardo Rocha para el recuerdo de muchos quedará el gol de Tenerife, pero era un pedazo de central que para mí fue el mejor defensa de la temporada 1991-1992 .De Nando queda pues eso, que jugó en ambos equipos.

    1. Hola!

      Estuve buscando defensas centrales y es que es el único de la historia. Ni siquiera los jugadores que militaron en ambos equipos entre 1902 y 1930 eran defensas. La mayoría eran delanteros y había algún medio como Henry Normand.
      Gracias
      Saludos

  2. Estupendo artículo, como siempre, un lujazo recordar estas historias del pasado reciente y del no tan reciente. Prosinecki, Celades, Milla, Lopetegui... alguno más de los que recuerdo y vi con ambas camisetas. Salvo el croata, tipos que me parecían tristones. Los tres. Milla, además, era un cenizo, estuvo en el Barça los 5 años en los que el Madrid ganó la Liga de manera consecutiva y se vino al Madrid para ver los 4 años consecutivos en que el Barça de Cruyff se hacía con el título.
    Solo un pero al artículo, un pero personal, y es el uso de la expresión "dream team". Es un término creado por el marketing culé que me provoca urticaria. En aquellos años el Barça ganó una Copa de Europa, una edición muy floja además, en los años en los que el Milan ganó 3, una de ellas goleando al propio Barça, y jugó 2 finales más. En España ganó 4 Ligas, sí, entre ellas las 2 que el Madrid se dejó en Tenerife, repletas de anomalías, arbitrajes infames y primas. Igual que la que le quitaron al Depor en la última jornada. El Real Madrid era mejor equipo y jugaba un fútbol más vistoso que el de ese Barcelona autoapodado "dream team". Me parece de mal gusto compararlo con el verdadero dream team, el mejor equipo de la historia del baloncesto.

    1. Estoy de acuerdo en lo desacertado del término y en que los arbitrajes fueron decisivos en, al menos 3 de las 4 ligas que ganaron, pero de ahí a decir que no jugaban bien... Jugaban de cine, para mi mejor que con Guardiola. Otra cosa es que las dos ligas de Tenerife fueron robos, así de claro, y que el Madrid debía haber salido campeón incluso antes de la última jornada. Por otra lado la champions que ganaron fue una de las peores ediciones que se recuerdan, sin apenas equipos importantes, y con la Sampdoria como único rival más o menos decente.

      1. No he dicho que no jugaran bien, he dicho que no eran un dream team, entendiendo por tal un equipo inmensamente superior al resto de sus rivales, a los que apabullaba con palizas enormes. A mí me gustaba más el juego del Madrid de la Quinta que el del Barça de Cruyff, que era brillante con Laudrup, Stoichkov o Romario, pero no tanto con Bakero, Amor, Nando, Rekarte o los experimentos de Romerito o Lucendo. Pero claro que jugaban bien, casi tanto como para ganar la Liga limpiamente al Madrid. Saludos.

        1. El Madrid de la quinta jugaba mejor aún, estamos de acuerdo. Gordillo, Hierro, Michel, Martin Vázquez, Schuster, Butragueño, Hugo… Es algo casi irrepetible. El FCB de Cruyff se basaba mucho en sus extranjeros, Stoichkov, Laudrup, Romario, Koeman… Y sobre todo, y a diferencia de Guardiola, jugaban a uno o dos pases, con mucha velocidad y precisión. Eso si, el Madrid de la quinta no necesitó de los árbitros ni llegar al último partido para ganar sus campeonatos. Saludos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tweets La Galerna

homelistpencilcommentstwitterangle-rightspotify linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram