Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Entrevistas
Arbeloa: "¿Los demás equipos no tienen que tener señorío?"

Arbeloa: "¿Los demás equipos no tienen que tener señorío?"

Escrito por: Jesús Bengoechea10 marzo, 2016
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Siempre hay una intrahistoria, pero ya no piensas en ella cuando estás delante de la videoteca de Álvaro Arbeloa. Todo tiene sentido. Siempre he defendido las conexiones entre la integridad moral y el buen gusto, cosa que se vuelve a poner de manifiesto ante mis ojos. El hombre capaz de instar al Bernabéu, que está machacando a silbidos a un compañero, para que deponga su actitud sólo puede llenar sus estanterías de clásicos del cine de los ochenta y noventa: Tarantino, los Coen, Spielberg. Hay mitomanía también en esta sala de estar donde nos contemplan figuras de coleccionismo de La Guerra de las Galaxias o Regreso al Futuro. Hay mil personas a las que entrevistar y mil potenciales charlas para romper el hielo previas a la entrevista, y sin embargo aquí estoy yo, intercambiando pareceres sobre la séptima entrega de Star Wars con Álvaro Arbeloa, quien demuestra ser un verdadero entendido en la saga. Por lo demás, y aunque el club no se lo ha comunicado oficialmente, Arbeloa asume (como se verá) que vive sus últimos meses como jugador del Real Madrid. Yo, lo admito, tengo dos preguntas al respecto: ¿hay algo que podamos hacer para remediarlo? y ¿qué hacemos ahora con la tristeza que nos infunde el tono crepuscular de esta entrevista, sobre todo en su parte final?

P: Llevo veinticinco años de socio y nunca había visto a la grada del Bernabéu entonando el Cumpleaños Feliz a uno de sus ídolos. ¿Qué sentiste ese día?

R: Yo pensaba: “Esto no puede ser”. Salí del banquillo y me daba hasta vergüenza. Saludé pero me daba hasta corte. Era como “no puede estar sucediendo esto”.

P: Fue algo impulsado por la Grada de Animación. ¿Cómo valoras su labor habitual?

R: Muy bien. No desfallecen nunca animando, y eso desde el campo se aprecia mucho. Cuando fallamos se lanzan en cánticos para darnos fuerza, y eso es muy de agradecer en un estadio tan exigente como el nuestro.

P: La gente que te quiere te quiere mucho. ¿A qué lo atribuyes?

R: Sí, y el que no me quiere me odia. (Risas). Esto va así. No hay término medio.

P: Bueno, también es que los términos medios raramente se pronuncian, o no lo hacen espontáneamente.

R: Puede que haya algo de eso, pero en general yo lo percibo como “conmigo o contra mí”. ¿Por qué me quieren mucho los que me quieren? No lo sé. Imagino que me quieren porque no me callo lo que pienso y porque siempre he intentado defender al Real Madrid. Hay aficionados que a su nivel lo hacen y se sienten reflejados en mí. A pesar de las consecuencias que ha podido tener eso, siempre he estado ahí para dar la cara.

P: Tú sabrás también cuánto se te quiere en las redes sociales (y, como decías, también lo contrario) porque estás muy presente en ellas… A pesar de que eso también te ha costado algún disgusto.

R: Cada vez estoy menos presente porque está adquiriendo otra dimensión. Antes era mucho más activo. Al principio era un poco como que nos conocíamos todos. Pero sigo leyendo.

P: Entonces sabrás que hay una corriente de opinión que te pide como portavoz del club…

R: (Risas) Yo creo que lo que quieren es que cuelgue las botas de una vez.

P: Me parece que hay mucha más prisa porque tomes la nueva responsabilidad que por que abandones la actual.

R: Bueno, el madridismo echa en falta a alguien que sepa decir ciertas cosas que no están bien vistas.

P: ¿Eso se tenía con Mourinho?

R: Sí. Se tenía. José denunció todo lo que le parecía injusto. Podía tener razón o no, pero denunciaba todo aquello que consideraba injusto con el club. Eso a él, personalmente, le acarreaba muchas críticas, pero abrió los ojos a buena parte del madridismo. Les hizo ver muchas cosas que antes ni se planteaban. Esa denuncia de lo injusto es un legado que la gente ha sabido reconocerle.

arbeloa entrevista la galerna

P: ¿Faltó apoyo a Mourinho por parte del club en su último año?

R: No. Creo que el club le dio mucho apoyo en el sentido de que le otorgó plenos poderes en todo lo que pidió. El último año fue difícil para todos, hasta llegar a un punto en que tanto José como el club sabían que sus caminos tenían que separarse.

P: Dejaste a Alfredo Duro al borde de un síncope al afirmar en una entrevista que Mou puede volver al Madrid. ¿Estamos perdiendo o hemos perdido una buena oportunidad para ello ahora mismo?

R: Bueno, a mí me preguntaron si lo veía viable en un futuro y dije que por qué no. No dije que fuese a ser mañana. Respondiendo a tu pregunta, para que José vuelva seguramente tiene que pasar un poco de tiempo. Ojalá con Zizou venga una etapa donde pueda estar varios años, pero creo que en su futuro (el de Mou) puede estar el volver.

P: ¿Se va al Manchester? ¿Tienes confirmación?

R: (Risas). Hablo con él bastante. Pero hay muchas cosas que quedan ahí, claro.

P: Cuando decías que Mourinho abrió los ojos a la afición del Madrid, ¿te referías a las agresiones que el club sufre, y de las cuales raramente es defendido?

R: Sí. Al Real Madrid es muy fácil atacarle y exigirle más que a los demás. Me refiero concretamente al famoso señorío. Yo digo: ¿qué pasa? ¿El resto de equipos no tiene que tener señorío? ¿Sólo el Madrid? Los demás, que hagan lo que quieran y no pasa nada, ¿verdad? Es un arma que se usa sólo para atacar al Real Madrid. José veía cosas de árbitros, de calendarios. Cosas que no eran coherentes. Y en el tema de la prensa, claro.

P: Vamos a eso, a la prensa. ¿Qué se habría dicho de los jugadores del Real Madrid si meten el penalti como lo tiraron Messi y Suárez contra el Celta en las mismas circunstancias, es decir, con un partido ya sentenciado?

R: Siempre hay una doble vara de medir. Lo que vale para unos no vale para el Real Madrid. Estoy prácticamente seguro de que a nosotros nos hubiesen dado por todas partes de haber hecho eso. Ni genialidad ni nada. “Eso ya está muy visto, ya lo hizo Cruyff hace ochenta años”. “Te estás riendo de un rival”. Cada uno puede tirar un penalti como quiera. No voy a criticar. Pero estoy completamente seguro de que a nosotros se nos hubiese mirado de otra forma.

P: ¿Qué opinas de la expulsión de la Copa? Se ha hablado de presuntas presiones en el seno del TAD, así como de la filiación de alguno de sus componentes…

R: Nuevamente, de haber sido otro equipo en las mismas circunstancias habría que haber visto qué habría pasado. Se habló incluso de ese aficionado del Atleti que formaba parte del TAD.

P: Sí. Él ha reconocido que es hincha del Atleti pero sostiene que eso no le influye en su papel de jurista.

R: No sé si le influye o no, pero aquí entra en juego aquello de la mujer del César, que no sólo debe ser honrada sino además parecerlo. Para ejercer determinados puestos tienes que guardarte ciertos comentarios. En todo lo que tiene que ver con las instituciones, es evidente que también salimos perdiendo.

P: Con su reflejo en muchos temas, como quizá  los arbitrajes. Hace poco se publicó que un linier había recibido presiones para beneficiar al Madrid. Luego ha quedado en nada, pero entretanto le han dado al Barça (según las cuentas de quienes las llevan) diez goles en fuera de juego.

R: Es lo de siempre. Imagínate la que se estaría montando si a nosotros nos hubieran dado diez goles en fuera de juego. El alzar la voz ante cosas así es lo que la gente tanto agradeció en Mou. Los árbitros se pueden equivocar algunos días, pero hay ciertas cosas que dices: “Aquí, ¿qué está pasando?”

Imagínate la que se estaría montando si a nosotros nos hubieran dado diez goles en fuera de juego.

P: ¿Cuánto caló esa filosofía mourinhista en el vestuario? El otro día, en Málaga, hubo un penalti clamoroso a Modric en el minuto 83 y nadie rodeó al árbitro para quejarse…

R: Sí, o el día del Granada cuando nos meten el empate por la mala colocación del árbitro, que “le pasa” el balón a nuestro rival porque le rebota. Yo le dije a Luka que deberíamos habernos quejado al colegiado. Ese gol, por culpa de su mala colocación en el terreno de juego, nos pudo haber costado puntos. Si le pasa a otro equipo, ahí tienes a once pidiendo cuentas al colegiado. Nos falta esa rabia, ese no digo presionar, pero sí exigir al árbitro.

P: ¿Por qué crees que falta? ¿Puede ser que el equipo esté inundado del complejo que le quiere inocular el entorno? “No, es que quejarse al árbitro no va con el señorío”.

R: Es evidente que el entorno influye, y que no está bien visto quejarse al colegiado.

P: No está bien visto en el Madrid. En otros sitios sí, ¿no?

R: Sí. Me refiero al Madrid, claro. Tenemos una plantilla llena de gente joven, sana. Gente fenomenal. Pero podríamos hacer más para tener una unidad todavía mayor, de tal forma que todos saltáramos en la defensa de este escudo cuando correspondiera. El no hacerlo en mayor medida ha podido influir en que sólo llevemos una liga en muchos años.

P: El que la ganó, casualmente, fue Mourinho…

R: Sí, el que fracasó. (Risas). Y encima contra quién. Contra un equipo que llevaba tres años seguidos ganando la Liga, que no hacía más que recibir elogios. Un equipo del que se decía que era el mejor de la historia. Llegó Mou y pudimos ganarles una Liga con un fútbol espectacular.

P: ¿En qué más podría mejorar este equipo para que los resultados fueran los apetecidos por todos?

R: Nos está faltando exigencia. No hay que quitar méritos al Barça, que juega muy bien y hace muchos puntos. Pero nos falta exigencia. Somos un equipo de buenos profesionales, un grupo de muy buena gente, pero eso nos falta para rendir más. Hay que saber que el Barça está a un nivel muy alto y que, o bien te exiges estar al 150%, o no hay nada que hacer.

P: ¿Zizou ayuda a acrecentar esa exigencia?

R: Tiene todo nuestro respeto. Nos conoce muy bien, ya estuvo con nosotros cuando estaba Carlo. Tenemos por entrenador a alguien que fue nuestro ídolo. Esa parte (la del respeto, el reconocimiento) la tiene muy ganada. Cuando habla, le escuchas. No quiere esto decir que a otros no les escuches, pero sí que el mensaje llega de otra manera. Hay que darle tiempo. Ahora llega la parte más decisiva y le tocará exigirnos al máximo, claro.

image3

P: ¿Cómo hay que afrontar lo que queda de Liga?

R: No podemos dejarnos ir. Si quieres ganar la Champions, no puedes enchufarte un día y desenchufarte al día siguiente. El aficionado está harto de palabras, de excusas. Ya no le vale lo de “vamos a pelear hasta el final”. Te dicen: “Mejor pelea desde el principio”. La gente está decepcionada con nosotros. Hay que salir ahí fuera y darlo todo. Por lo menos, que la gente vea que te has vaciado. Cuando juegas en el Madrid, juegas contra la mejor versión de cada adversario. Cuando ves vídeos del rival que sea, y luego los ves en el campo frente a ti, dices: “A estos los han cambiado”. Son más rápidos que en el vídeo. Le echan más ganas. Por eso para nosotros es más difícil que para cualquier otro el ganar a cualquier equipo, y hay que estar preparado para eso.

P: Nocioni, antes de salir a disputar la final de Copa de baloncesto: “Tenemos que salir ahí fuera convencidos de que esto es un guerra, carajo”. ¿Falta conciencia de eso mismo en el vestuario de la otra sección? ¿Conciencia de que es siempre una guerra?

R: No es nada fácil batirnos contra esos rivales. Por eso hay que dejarlo todo en el campo para que al menos la gente diga: “se han vaciado. Habrán jugado mejor o peor, pero han ido a por cada balón a muerte”. Eso es algo que debería ser intrínseco al Madrid y que el entorno también quiere que pierdas de vista. El ADN del Madrid no ha sido tanto siempre el juego bonito como la garra, el empuje, el coraje, el esfuerzo. Además, como hemos fichado a los mejores, jugaremos bien. Pero antes de nada ha de ir el esfuerzo máximo.

image5

P: Tengo dos fotos tuyas en la retina. Una, abrazando a Cristiano cuando acaba de marcar en la final de Copa que ganamos con Mou. Otra, abrazando a Bale en Lisboa, tras su gol, en medio de un cuadro expresionista de primeros planos desencajados. Elige.

R: Es evidente que te quedas con la Décima. Por todo lo que significa para el club y, personalmente, porque me faltaba esa Champions. Me había quedado a las puertas varias veces. El equipo, con anterioridad, había tenido muy mala suerte. Nos quedamos en semifinales los tres años anteriores. Aquella final de Copa, eso sí, fue impresionante por el tremendo nivel de ambos equipos. Ganarla como la ganamos, en la prórroga, fue muy especial.

P: ¿Has visto ese vídeo de gente de todo el mundo celebrando el gol de Ramos en Lisboa? No sabes si es gente de Polonia, de Kuwait…

R: En esa idea, la universalidad, insiste mucho el presidente. “Tenemos millones de aficionados en todo el mundo”. Pero hasta que no ves algo así no te das cuenta de que es muy cierto.  También te das mucha cuenta en los viajes de pretemporada, cuando vas a Australia o China.

P: Me dicen que te pregunte por Piqué.

R: (Risas). Normal.

P: ¿Qué puede haber en esa cabeza? ¿Has intentado hacerte una idea, o da vértigo el pensar en asomarse a su interior?

R: No he pensado en ello. Mucha gente me dice: “tienes que contestarle”. Y yo he meditado mucho. (Pausa reflexiva). Tiendes a calentarte y responder a la primera, pero luego te das cuenta de que es mejor dejar enfriar la situación y no decir ciertas cosas. Yo podría explicar al mundo por qué no soy amigo de Piqué. Quizá él no quedaría en muy buen lugar, pero también es verdad que conozco a su familia, y el respeto que él no tiene a mi familia se lo tengo yo a la suya.

P: Es muy duro eso que dices. Que no respeta a tu familia, que podrías contar cosas comprometidas…

R: Nuestras familias son lo importante. Nosotros oímos muchas burradas. Una más o una menos, te da igual. Pero los que están cerca de ti sufren. Pensando en eso, preferí no contestarle. Si hubiese atacado al Real Madrid otra vez, hubiese saltado, porque lo defenderé siempre, sí o sí. Al atacarme a mí, es distinto. Es mi forma de actuar. El no contestar es mejor que el contar algunas cosas que podría contar.

Yo podría explicar al mundo por qué no soy amigo de Piqué. Quizá él no quedaría en muy buen lugar, pero el respeto que él no tiene a mi familia se lo tengo yo a la suya.

P: ¿En el Barça están obsesionados con el Madrid? Ni cuando celebran (de nuevo Piqué es el ejemplo), son capaces de olvidarse de nosotros. Y sus periódicos celebran en portada la distancia que le llevan al Madrid en liga cuando el segundo es el Atleti…

R: Sí, somos el mejor club del mundo y por eso no logran olvidarse nunca de nosotros. Ellos han ganado muchos más títulos que nosotros en los últimos ocho o diez años, están pasando el mejor ciclo de su historia, pero a pesar de todo los más grandes en el cómputo global seguimos siendo nosotros. Con diferencia.

P: Bueno, según algunos de ellos las primeras cinco o seis copas de Europa del Madrid no cuentan, son en blanco y negro.

R: Es una excusa barata. Si dentro de un tiempo todas las teles son en 3D alguien podrá decir que las de ahora tampoco valen porque son en 2D. Yo qué sé, son tonterías.

P: Que si vendemos a Cristiano o qué.

R: Habrá que aguantarle un par de años más. (Risas). No, en serio. Lo bueno del Madrid es que no necesitamos el dinero, como quien dice, lo que te permite no tener que vender a un extraordinario jugador como Cristiano. Tal y como se cuida, con lo profesional que es y el físico que tiene, aún tiene cuerda. Además tiene cada vez más experiencia. Es un líder. Es además nuestro jugador franquicia. Cuanto más tiempo se quede, mejor.

Cristiano es un líder y nuestro jugador franquicia. Cuanto más tiempo se quede, mejor.

P: Hablas de liderazgo. ¿Qué otros líderes naturales hay en la plantilla?

R: Como es normal, la gente con más peso es la que lleva más años. Pero yo veo, por ejemplo, que Carvajal tiene mucho carácter. Estoy seguro de que en dos o tres años va a ser un referente en cuanto al peso que tendrá en el vestuario. Luka también lleva bastante tiempo y es de los jugadores más queridos en la plantilla, y eso es importante. Es un pedazo de jugador, eso para empezar. Como persona es increíble. Está para lo que necesites y se lleva bien con todo el mundo. Es respetado, admirado y también acumula cada vez más experiencia. En el vestuario, es escuchado por todos cuando habla.

P: ¿Keylor?

R: Tiene mucho carácter y lo demuestra. Se hace respetar y es un ejemplo, porque en cada entrenamiento se deja la vida. Todo el mundo lo ve. Nos deja muchas veces con la boca abierta con las paradas que hace. Estamos encantados de tenerle con nosotros.

P: ¿Necesita el Madrid otro portero? Otro de los debates.

R: No seré yo quien lo diga cuando tenemos tres grandes guardametas. Si le pasa cualquier cosa a Keylor está Kiko, que demostró su nivel en el Espanyol y además es canterano. Incluso Rubén tiene muchísimas condiciones, pinta muy bien. Yo creo que no necesitamos otro portero pero no soy el que decide ni el que ficha. No es algo en lo que debamos meternos nosotros.

P: ¿Y el futuro? El tuyo, me refiero.

R: Pues mira, estamos en febrero y aún no sé dónde estaré en julio. Tengo la suerte de tener mucha confianza en la gente con la cual trabajo para buscar lo mejor para mi futuro. Estoy muy centrado. Me quedan tres meses en el Madrid y voy a intentar aprovecharlos al máximo. Me encantaría despedirme ganando algo.

P: Los que tanto te quieren, como decíamos antes, no conciben un Real Madrid sin ti.

R: Bah. Lo bueno que tiene esta institución es que se van diez, vienen otros diez y sigue siendo el Real Madrid.

Me quedan tres meses en el Madrid y voy a intentar aprovecharlos al máximo.

P: Pues hay quien cree que tu carácter y compromiso es algo más difícil de encontrar que el nuevo Messi.

R: Qué va. Hay gente con carácter que siente el madridismo, y que ojalá puedan dar el paso de dar la cara por el Madrid aun a sabiendas de las consecuencias que tiene.

P: ¿Y ves quien potencialmente lo pueda hacer?

R: Yo creo que sí. Ojalá. Ojalá que algún día todos. Ojalá algún día todos sepan que lo más importante es el Real Madrid y que lo que digan de ti da un poco igual. Lo importante es dejarte la vida por este club que nos ha dado tanto. Los futbolistas estamos siempre en deuda con el Madrid. Me hace gracia cuando oigo a exfutbolistas quejarse: “Con todo lo que hemos hecho por el Madrid y ahora tal”. Perdona. Es el Madrid el que ha hecho mucho por ti. Por mucho que tú hayas hecho por el club, es siempre superior lo que el club ha hecho por ti. Eso seguro.

P: ¿Y el futuro a más largo plazo? ¿Te ves de entrenador?

R: Pues tengo el gusanillo, aunque hay días en que pienso “pero qué va”. Qué difícil es ser técnico, y más aún entrenar al Madrid. Pero sí que me llama un poco el probarlo, aunque después a lo mejor digo: “esto conmigo no va”. Lo cierto es que, con mis entrenadores, siempre pienso: “pues yo esto lo habría hecho así, o así…”

P: ¿Cuántas veces, ya que tienes confianza con él, has hablado con Mou de lo del famoso dedo en el ojo?

R: Pues fíjate, yo creo que nunca.

P: ¿En serio?

R: Creo que la gente sigue volviendo sobre ese episodio cuando al día siguiente Mou pidió perdón.

P: Bueno, pidió perdón única y exclusivamente a los madridistas.

R: Bien, pero lo pidió.

P: Quizá más relevante sería decir que las últimas veces, cuando le preguntaban, Tito Vilanova decía que había pasado página completamente.

R: Sí. Yo creo que hacia el final tenían una relación muy cordial. Mou le mandaba mensajes de ánimo a Tito en la etapa final de su vida, cuando estaba luchando. Sobre lo del dedo, en efecto, ambos pasaron página.

P: Y sin embargo hay quien no la ha pasado.

R: Hay gente que sigue erre que erre. Pero esa es la grandeza de Mou: que aún tiene escocidos a muchos.

P: Incluso los mourinhistas, cuando quieren señalar posibles errores del portugués, hablan de la vuelta de semifinales ante el Bayern: que si fue demasiado conservador en lugar de ir a por la eliminatoria…

R: (Me interrumpe vehementemente): No creo que se pueda achacar nada a Mou en ese aspecto. La gente no se da cuenta de que habíamos jugado tres días antes en el Nou Camp, donde habíamos ganado 1-2, y cuatro días antes de eso habíamos jugado contra el Bayern. El desgaste había sido brutal y en la segunda parte, después de un comienzo arrollador y la mala suerte del penalti de Pepe, estábamos desfondados. No es que Mou nos dijera: “para atrás”. Yo creo sencillamente que no teníamos piernas, y que el Bayern, con un fin de semana anterior en el que habían descansado muchos de sus jugadores, estaba mucho más fresco. Obviar ese apartado físico en una semifinal de Champions es un error muy grave por parte de cualquiera que conozca este deporte. El desgaste de esos dos partidos anteriores había sido tremendo, como digo. Físico y mental. A veces contra el Barça corres tres kilómetros menos que contra cualquier otro rival pero luego estás mucho más cansado, por la carga psicológica que acarrea la grandeza de ese choque.

Mou le mandaba mensajes de ánimo a Tito en la etapa final de su vida, cuando estaba luchando.

P: Cambiando de tercio, tienes una estupenda videoteca. Hay cine más allá de 300, ¿no?

R: (Risas). Me gusta mucho el cine. Tengo muchas películas ochenteras, películas de mi infancia. Tengo ediciones especiales de Star Wars o Regreso al futuro. (Señala la estantería): Tengo ahí como ves un condensador de fluzo. Soy un poco friki. Y esos superhéroes que ves allí me los regalaron unos amigos que, cuando jugábamos con la Selección, se disfrazaban de superhéroes.

P: Ya que mencionas la Selección, se habló mucho cuando dejaste de ir. Que si hubo presiones de otros, que si fueron razones extradeportivas que te penalizaron más que a otros… (Pausa). Parecía que íbamos a hablar de cine, ¿verdad?

R: (Risas). Yo jugué toda la clasificación para el último Mundial. De los ocho partidos jugué seis como titular. Cuando ya estaba decidido, entró Juanfran y en Finlandia creo que Koke. Y dejé de ir justo después de lo que pasó con Diego Costa.

P: Por eso. ¿Coincidencia? ¿O se te pasó factura por eso sin que, de nuevo, se haya aplicado la misma vara de medir el fair play a otros habituales en la Selección?

R: El hecho es que fue duro no ir. Como te digo, había jugado toda la clasificación. En el Madrid seguía jugando con asiduidad, es verdad que estaba Dani pero nos turnábamos en el puesto. No me lo esperaba pero hay que saber aceptarlo. Yo ya tenía la idea de dejar la Selección después de aquel Mundial. Me dolió no ir. También podría decir “bueno, tal y como pasaron las cosas allí, quizá me hicieron un favor, porque madre mía la que me habría caído a mí en aquella Selección” (risas), pero lo cierto es que a pesar de cómo caímos me habría gustado estar.

P: Vale, pero no te me escapes: ¿por qué te deja fuera Del Bosque? ¿Es por falta de méritos deportivos, es por el famoso ambiente, o por una mezcla de ambas?

R: Vicente te va a decir siempre que son motivos deportivos. La verdad sólo la sabe Vicente y nadie más. Lo cierto es que se cerró una etapa que en todo caso ya llegaba a su final. Pero no me faltó nada con la Selección. Viví los mejores momentos de su historia. Y además al final, para mí, la Selección ya era casi una excusa para malmeter contra el Madrid. Parecía que, por el simple hecho de que un tío fuera tu compañero en la Selección, cuando jugabas contra él con el Madrid no podías ir a muerte. Por eso fue una decepción pero en parte un alivio dejar de ir. Pensé: “yo a lo mío, a defender al Madrid”, ya que parece que las dos cosas a la vez no se pueden hacer. (Risas soterradas).

La verdad sobre por qué dejé de ir a la Selección sólo la sabe Vicente.

P: Tu palmarés con el Madrid y la Selección se resume así: has ganado todo lo posible al menos una vez, y algunas cosas dos veces.

R: Pocas dos veces. Otra Champions ahora sería la bomba. También es verdad que echo de menos no tener más ligas. Cuando veo los jugadores con los que he jugado, me duele no tenerlas. Somos conscientes del nivel del Barça, pero sé que con todo y con eso tendríamos que haber ganado más ligas. Volver a ganar ligas es más… es muy importante.

P: Has estado a punto de decir que es más importante que ganar la Champions.

R: He estado a punto de decirlo en el sentido de que en la Champions en una noche mala te vas a casa. La liga es algo que gana el mejor, el que cree que cada partido es fundamental y en ese espíritu lo juega. A veces parece que sin querer pensamos: “Bueno, nos queda la Champions”. Así que no sé hasta qué punto el tener la Champions en el horizonte es perjudicial. Me queda la espina de haber ganado sólo una liga. Pero si ganamos dos champions me doy por contento (Risas).

P: Por último. Karim. Le has defendido por lo menos dos veces. Una en el campo, cuando más le silbaban, y otra en las redes sociales cuando saltó su problema con la justicia.

R: Pues sí. Y la verdad, en ese momento, cuando Karim lo estaba pasando mal por esos problemas con la justicia en Francia, eché de menos el que otros compañeros no hicieran lo mismo que yo. “Oye, estamos contigo. Creemos en ti”.

P: ¿Le sugeriste a alguno que lo hiciera?

R: No.

P: Claro. Eso o sale, o no sale.

R: Claro. Eso viene en la forma de ser de cada uno. Es una plantilla de muy buena gente, con muy buen ambiente. Pero cuando uno lo pasa mal, ahí es cuando hay que estar. ¿Uno está fastidiado? Todos a ayudarle. ¿Le pitan en el campo? Vamos con él. Al final, aunque parezca una tontería, esa unidad de la que te hablo es un plus, y se traduce en puntos. No vale de nada ser el defensa que más balones roba, el centrocampista que da más asistencias o el delantero que más goles mete si al final no ganamos.

 

Entrevista: Jesús Bengoechea

Fotos: Real Madrid

 

ENTREVISTA ARBELOA _AVC0175

Editor de La Galerna (@lagalerna_). @jesusbengoechea

174 comentarios en: Arbeloa: "¿Los demás equipos no tienen que tener señorío?"

  1. Sólo los mediocres generan indiferencia. Arbeloa, como jugador, no estará entre los cien mejores del Madrid en toda su historia. Puede que ni entre los doscientos, pero como madridista yo lo colocaría entre los cincuenta primeros.

  2. Yo sólo puedo ponerme en pie para aplaudir a Álvaro Arbeloa. Un madridista de los pies a la cabeza, defensor del escudo y de esa camiseta blanca y brillante, dentro y fuera del campo. Gracias Álvaro, por elegir La Galerna para permitirnos conocerte más y por no esconderte en las preguntas, por ser tan generoso y sincero en las respuestas. Siempre te admiraré.

    Y enhorabuena, Jesús, por esta pedazo de entrevista. Por crear la Galerna y por contribuir cada día con esta web a que el madridismo sea cada vez mejor, más grande y de muchísima calidad.

    ¡Hala Madrid y nada más!

  3. Mis respetos don Alvaro. Aún no te has ido y ya te estamos esperando. Gracias por todo capitán y toda la suerte del mundo siempre, allá donde estés.

  4. Arbeloa, un grande. Gran persona de principios marcados e inamovibles, defensor de sus ideas y del Madridismo. Un ejemplo para futuras generaciones de canteranos del @realmadrid

  5. Gracias, Jesús, por traernos a Arbeloa. He disfrutado muchísimo leyendo esta entrevista. Ojalá hubiera muchos más Arbeloas en esa plantilla y en la directiva. Gente que siente y le duele el Madrid como a mí es uno de los míos y siempre me tendrá de su lado. Confío en que aunque se vaya a terminar su carrera de futbolista a otro sitio, vuelva no tardando mucho a trabajar para el Madrid ocupando otro puesto, tal vez el de relaciones institucionales o con los medios, para defender al Madrid de tantas tropelías como nos hacen, porque los que tenemos ahora es como tener un tío en Alcalá, que no tenemos tío, ni na.
    Gracias nuevamente a ti Jesús por conseguir la entrevista y a Arbeloa por concederla y por su madridismo de verdad, no de pega, temporal o de talonario.
    Saludos

    1. Se me olvidó decirle algo a Arbeloa respecto a su no convocatoria para el mundial de Brasil, que con su "expulsión" de la selección empezó todo ( el fracaso estrepitoso) 😉

  6. Extraordinaria entrevista, fruto de un extraordinario entrevistador y un extraordinario entrevistado. Simplemente, gracias a Jesús y al equipo de La Galerna por traernos este excelente contenido.

  7. Me pongo en pie para aplaudir a este pedazo de MADRIDISTA. OLÉ tus c*****s, señor Arbeloa. Aún quedan héroes de blanco, aún hay en la plantilla un afortunado poseedor del espíritu del Madrid eterno. Sí señor. Nuestro viejo club siempre se ha caracterizado por ser un equipo aguerrido, solidario: heroico y rebelde ante los resultados adversos. Nunca dando nada por perdido, sus jugadores han sido guerreros insaciables. La moto que nos quieren vender está trucada. El preciosismo y la habilidad son cualidades añadidas que muchas veces han marcado diferencias, pero en el ADN del Madrid el esfuerzo y el sacrificio son la esencia fundamental. ¿O es que don Alfredo, nuestro jugador por excelencia, no corría por todos o carecía de carácter? Coño, que los García jugaron una final de la Copa de Europa.
    Alvarito, te pido dos cosas: Primero, que te esfuerces por inculcar en tus compañeros ese madridismo bélico para que no se pierda. No les dejes caer en los brazos del edulcoramiento y la complacencia, son cantos de sirena lanzados por periodistas y pelotas que solo esperan un tropiezo para lanzarse a degüello. El llegar al Madrid no es una meta que indica que ya está todo hecho. Así al contrario, se trata del comienzo de una oportunidad para demostrar que donde había un jugador pasa a haber un super jugador.
    Lo segundo: Haz lo posible por convertirte en portavoz de nuestro equipo. Estamos dejados de la mano de Dios y nos atizan por todos los lados: prensa, árbitros, aficiones de todos los equipos... Necesitamos un guerrero, un espartano como tú que ponga de vez en cuando los puntos sobre las íes. Al menos, que alguien nos defienda. Tú eres el candidato perfecto.
    El día que te retires, te aseguro que te echaremos de menos.

  8. Una cosa son los brazaleteros, y otra, los capitanes. Arbeloa es de éstos últimos. Cuando se retire como jugador, que el Madrid le dé un cargo de portavoz. O de comisario político.

  9. Si el madridismo se impartiera en las escuelas, uno de los mejores maestros sería sin duda Don Álvaro Arbeloa. Gracias por tanto y, por favor, quédate en este club muchísimos años.

  10. Eres muy grande Álvaro, dentro y fuera de la cancha. Aquel que es fiel a sus principios puede estar orgulloso de su saber estar y ser. Y me quedo con la frase de Pepe Kollins, no te has ido y ya te estamos esperando. Abrazo fuerte, que en estos momentos duros de tu carrera deportiva mereces el apoyo de los que amamos la camiseta blanca tanto como tu. Ojala 11 jabatos que se dejan el alma como tu en la cancha, y por supuesto ojalá te quedes cerca del club, donde sea que quieras, vocería, área técnica o entrenando y ayudando a germinar la semilla madridista en los más chicos, porque necesitamos a madridistas como tu cerca, que donde digo cerca, digo en el club.
    Gracias totales Espartano...
    P.D. Esto va de detalle de hincha, sólo pagaría por 2 nombres en la camiseta blanca del Madrid, Don ZZ y Don Álvaro Árbeloa...

  11. […] Esto respondió sobre Gerard Piqué: “Yo podría explicar al mundo , porque no soy amigo de Piqué. Quizá el no quedaría en muy buen lugar, pero el respeto que él no tiene ami familia, se lo tengo yo a la suya”. Arbeloa también se refirió sobre su futuro en el Real Madrid. “Me quedan 3 meses y voy a aprovecharlos al máximo”Entrevista íntegra de Arbeloa en la Galerna […]

  12. Buenas noches en primer lugar felicitar a D. Jesús por la entrevista, más entretenida e interesante no puede ser
    En segundo lugar dar las gracias a D. Alvaro por todo su compromiso, con el Madrid que seguramente
    le ha costado un lugar en la selección en el último mundial.
    En tercer lugar vista la respuesta a la pregunta de D. Jesús, decirle que es una pena, que la haya fastidiado
    de esta manera, porque el club representado en su máxima expresión por el presidente le dejo tirado en el
    pulso que los dos capitanes ( Casillas y Ramos ) seguramente representando no sólo a ellos, sino a más
    jugadores, echaron al club, SEÑOR PRESIDENTE EN JUNIO MOU O NOSOTROS, la verdad es que
    hubiera preferido que se hubiera salido por la tangente, antes que mentirnos de forma tan clara.
    De todas maneras a pesar de este desliz para mí, siempre serás el ESPARTANO

    P: ¿Faltó apoyo a Mourinho por parte del club en su último año?

    R: No. Creo que el club le dio mucho apoyo en el sentido de que le otorgó plenos poderes en todo lo que pidió. El último año fue difícil para todos, hasta llegar a un punto en que tanto José como el club sabían que sus caminos tenían que separarse.

    Saludos blancos, castellanos y comuneros

  13. Ya estamos con lo de siempre. Crear polémica. Parece que este señor no ha roto nunca un plato, y lo único que ha hecho dentro de un campo ha sido dar muchas patadas. No creo que fuera del campo sea una alhaja. En el campo hay que ser un señor, si es que se es señor fuera también. Eso tan aceptado de lo que pasa dentro se queda ahí no va conmigo. Este señor ha demostrado sobradamente que es un guarro. Y respecto a sus opiniones, me merecen el mismo respeto que las de cualquier otro aficionado al fútbol. Solo que tiene un altavoz que no tienen los demás. Y ahora al periodista. Qué asco de periodismo sensacionalista y sectario a más no poder.

      1. Buenas tardes D. Jesús, eso es lo que Comunero le viene diciendo desde hace meses,
        que conmigo tiene otro espartano que le seguiría hasta el mismísimo infierno a buscar
        a estos CHARNEGOS DE MIERDA.
        Madre mía la que ha liado y con La Galerna, saliendo en todos los informativos y programas
        deportivos. Enhorabuena
        Saludos blancos, castellanos y comuneros

      2. Sí, y entonces lo tendría más fácil para trabajar en el Marca o el As.
        Tómeselo como un cumplido, si la entrevista le escuece a algunos, es un exitazo, y si además vienen los troles a quejarse, más todavía.

    1. Un mal día? No lo pague con el entrevistador. Hay que hacer más el amor para desgastar ese odio... Así que hable con su pareja y luego vuelva a opinar....Y otra cosa los futbolistas tb son personas y creo que Arbeloa lo ha demostrado durante toda su etapa deportiva....Deje de leer periódicos y practique un poco de este deporte y verá la entrevista de otra manera.

    2. Sr. Pérez, vaya montón de mierda que es su comentario, es usted un provocador. Gracias a dios su opinión merece el mismo respeto que el que usted expresa, ninguno.

      Además es como un libro abierto. ¿Qué es, un indio, un culé o uno de esos ultras vestidos de amarillo?

      Hágase/háganos un favor y siga cebándose con la prensa amiga hasta reventar, su nivel de indecencia es similar a la de aquélla.