Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Portanálisis
Normal que nos odien

Portanálisis: "Una mirada irónica sobre la prensa deportiva diaria"

Normal que nos odien

Escrito por: La Galerna7 marzo, 2018
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

"Siempre nos quedará París", tituló 'Sport' en su portada del pasado 15 de febrero. Ha pasado casi un mes y, evidentemente, ahí está París, muy bonita ella, pero no con la resaca que los antimadridistas esperaban. Una noche más se fueron a la cama con la sensación de que no hay manera de enterrar a este equipo. Normal que nos odien.

En diciembre, cuando se sortearon los octavos de final de la Champions League, el antimadridismo se las prometía muy felices y hasta pronosticaban paseo militar del PSG. Neymar se iba a pasear, Mbappé iba a descubrirse ante el mundo entero y hasta Dani Alves viviría una segunda juventud. Nada de nada. Lo más peligroso del PSG en París fueron las bengalas de sus aficionados, cortesía del propio club y de esa UEFA que sigue sin velar por la seguridad de los que de verdad van al fútbol a disfrutar, no a montar un escenario bélico.

La cosa es que el Real Madrid se exhibió en París como en su día hizo en Cardiff o en Munich. Son tantos los estadios sometidos que necesitaríamos día y medio para enumerarlos. Tantos estadios como berrinches se lleva esta pobre gente que lleva 116 años y un día esperando que el puto club blanco hinque de una puñetera vez la rodilla antes de tiempo. Tendrán que esperar otros 116 años y algún día más.

Miren la portada de la 'Ouija'. Mírenla bien. Parece bonita, ¿eh? Incluso justa con el Real Madrid. No es la portada que soñaba Relaño cuando afilaba sus cuchillos intuyendo el apocalipsis blanco, pero es la que toca. Vuelvan a mirarla. Y ahora vayan a la parte de arriba. Ahí, en pequeño, aprovecha el director para meter sus sibilinas malos y menospreciar al PSG diciendo que no tuvo ni fútbol ni clase. Quizá no lo tuvo porque todo eso lo puso el Real Madrid en cantidades industriales. Tampoco nos sorprende el lenguaje ventajosa de Relaño. No obstante, está siguiendo el guión habitual en estos casos. El PSG era temido en diciembre y verbena en marzo. Suele pasar.

También parece correcta la de 'Marca', aunque a ellos les hubiera gustado dedicarle una así a su queridísimo Atlético de Madrid de su todavía más queridísimo Enrique Cerezo. Quizá puedan hacerlo algún viernes, justo después de la jornada de Europa League. Dicho esto, que aprenda el PSG y aprenda, sobre todo, Mbappé, que quería venir al Bernabéu a mandar un mensaje al mundo y se ha ido de la eliminatoria sabiendo que tendrá mucho tiempo libre entre semana a partir de ahora. El chaval es joven, por lo que acabará dándose cuenta de lo que es el Real Madrid. La lección de 180 minutos que ha recibido le ayudará a acelerar el aprendizaje.