Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
Mourinho merece una disculpa

Mourinho merece una disculpa

Escrito por: Nanook The Eskimo16 marzo, 2023
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Reflexionaba mi padre un domingo cualquiera sobre los curas que, en sus homilías, arremeten contra los que se dicen cristianos pero no hacen el mínimo esfuerzo por cumplir con el precepto de asistencia a misa dominical, y lo hacían justo abroncando a aquellos que sí habían ido. Todo un contrasentido. Mi intención en estas líneas es la de instar, exhortar y/o/u conminar a los madridistas a formar en columna de a uno, poner un pie delante de otro y no parar hasta llegar a Roma, donde deberán pedir perdón a José Mourinho. Presumo que el perfil del lector de la Galerna no es el más contrario a los postulados y legado del hombre de Setúbal, si bien tienen cabida en ella todas las sensibilidades madridistas, por lo que, como el sacerdote sobre al que mi progenitor se refería, quizá me estaré dirigiendo al público equivocado.

Mourinho

El pipero medio tiene que implorar el perdón de José Mario dos Santos Mourinho Félix. Deberá hacerlo aquel que lo tachare de loco, de paranoico, de corruptor del señorío, de agresor de la imagen del Real Madrid, especialmente aquellos que (ante el actual Negreirazo, me gusta mucho más que la cursilada del Barçagate) exigen la sangre del criminal. En nada se diferencian de la turba que quería liberar a Zanzón, el azezino zaduceo, Zilaz de Ziria, apodado el Zagaz, zezenta y zeiz zediciozoz de Cezarea o zezenta y ziete dizidentez antes que a Brian en la genial película sobre la vida de éste.

Mi intención en estas líneas es la de instar, exhortar y/o/u conminar a los madridistas a formar en columna de a uno, poner un pie delante de otro y no parar hasta llegar a Roma, donde deberán pedir perdón a José Mourinho

Esos sepulcros blanqueados, nunca mejor dicho, claman a los cuatro vientos por justicia cuando se lanzaron como hienas azuzadas por Relaño, Brotons, Lama y demás a lapidar al primero que señaló la corruptela, más aún que si hubiera tomado el nombre de Yahvé en vano. Eso no era señorío, decían. Eso daña la imagen del Madrid, proclamaban. Esos piperos van de guardianes de las esencias madridistas, arrogándose no sé qué derechos basados en la veteranía y en haber ido mucho al Bernabéu, cuando lo único que demuestran es que con veinticinco años eran medio necios y ahora son necios completos y esféricos, necios los mires por donde los mires.

No puede pedirse rigor a alguien cuyo nivel intelectual le lleva a ser permeable a lo que digan la inmensa mayoría de los periodistas deportivos, pero ha habido casos de ejemplares que pedían la dimisión de Florentino Pérez por no echar el club al monte o montar un auténtico auto de fe, incluyendo sambenito y pira para el Barça en la plaza del pueblo, cuando lo que estaba haciendo era respetar plazos procesales; tampoco puede demandarse de nadie que manda "un saludo a los Manolos" en una pancarta un mínimo pensamiento estratégico más elaborado que una ventosidad.

Pancartas Mourinho

Ojalá tuvieran el cacumen suficiente para percibir que el señorío no es poner la otra mejilla ni adoptar una postura dontancredista. Lo llevo más allá: el señorío verdadero, tal cual lo concibo, sería jugar en el estadio Spotify Camp Negreira con una alineación formada por juveniles. Las actuales competiciones españolas no merecen que el Madrid arriesgue una sola célula de los activos de su primer equipo en unos torneos que tienen la misma credibilidad que un tractatus de Tinto Brass sobre la castidad, siendo esta cuestión algo de lo que los profesionales del fútbol están empezando a darse cuenta, pero, claro, qué vamos a pedir al mascapipas medio.

Las actuales competiciones españolas no merecen que el Madrid arriesgue una sola célula de los activos de su primer equipo en unos torneos que tienen la misma credibilidad que un tractatus de Tinto Brass sobre la castidad

Vuelvo al asunto de la peregrinación a Roma a pedir la indulgencia plenaria de Mou, pues se le debe, no ya por la salvaje cacería de la que fue objeto, deleznable en sí misma, sino porque lo que dijo, cómo lo hizo y cómo lo dijo -que enardeció más a quienes la perpetraban- se ha demostrado tan cierto como el sol que nos alumbra. No hay autobuses suficientes en España para transportar a todos aquéllos que abominaron de Mourinho, lo maltrataron, calumniaron y acusaron hasta de la muerte de Manolete, y que, de tener un mínimo de honor, deberían disculparse ante él y, de paso, escuchar de su boca las respuestas a aquellos "¿Pur qué?"

Gracias, Mourinho

Getty Images.

7 comentarios en: Mourinho merece una disculpa

  1. Pero ojo. La verdadera trama de la que se quejaba Mourinho en la más mítica de sus ruedas de prensa aún no ha salido. Y era la trama europea. "Ovrebo, De Bleeckere, Busacca, Stark"... Aytekin aún no había entrado en el Olimpo. "No sé si es la publicidad a Unicef, no sé si es porque son muy simpáticos..." Eso es todavía un melón por abrir.

      1. Gracias por el enlace, setecaba. Un trabajo de investigación estupendo.
        Tengo para mí que Nike también entra en la ecuación. En aquellos tiempos se les acusó de emplear a niños en talleres del tercer mundo. Y que el logo de Nike apareciera junto con el de Unicef (agencia de la Onu para la infancia) en la camiseta del Barça, era una operación de lavado de imagen.

  2. Una organización que desarrolla esta trama para obtener arbitrajes favorables durante 20 o 30 años, en pura lógica no sólo buscaba títulos nacionales, seguro que la tela de araña tiene ramificaciones internacionales, en el baloncesto y en categorías inferiores.
    No tengo ninguna duda.
    Ya lo dijo Mou, no es porque sean simpáticos.

  3. Merecemos una disculpa nosotros, que fuimos vilipendiados por antimadridistas, equidistantes, buenistas y piperos, porque éramos de la "yihad mourinhista". Risas, coñitas, comentarios de cuñado... toda una amplia gama. Por los pringaos del Real Zaragoza (sic) que ahora andan en tercera division RFEF y siguen diciendo que el Madrid roba, me da igual (1). Pero por los nuestros, me duele. Ahora parece que ningún madridista estaba contra Mou... Andamos cortos de memoria.

    (1) No es un ejemplo tomado al azar. Tengo un amigo maño que piens así.

  4. Mea culpa. Por si sirve de algo, dejé de practicar el buenismo cuando caí en la cuenta de que “El triunfo de los cínicos se funda en el pudor de los que no saben ser maleducados.”, que diría Almudena Grandes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tweets La Galerna

@lagalerna_ Guardiola es como Julio II, que según Erasmo de Rotterdam, cuando murió le daba consejos a Dios sobre cómo administrar el Paraíso; al final lo acabaron expulsando por brasas y dijo que se construiría un Paraíso mejor y más bonito.

homelistpencilcommentstwitterangle-rightspotify linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram