Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
Modelo universal

Modelo universal

Escrito por: Jorge Garcia Vela27 marzo, 2016
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

En la enfermiza histeria madridista, que acaba contaminando todos los ámbitos, se busca la comparación con el Barcelona y sus métodos, convirtiendo lo que antes eran críticas y cuestionamientos en la ambrosía futbolística. El elogio madridista al funcionamiento culé como manifestación de un acomplejado Síndrome de Estocolmo provocado por la desesperación de la derrota y los éxitos rivales. El modelo, el sistema, el rigor, la cantera, que todos jueguen a los mismo, la cultura y filosofía que todos respetan… son argumentos que los madridistas antes cuestionaban pero que poco a poco, como tantas cosas, han ido asumiendo sin darse cuenta, recitando como loros lo que muchos medios vienen diciendo desde hace años. Es curioso que esta parte del madridismo cuestione a esos medios cuando en realidad les deben su forma de pensar… con años de retraso. Deberían considerarles genios, en realidad.

Indudablemente en el Barcelona se hacen cosas muy bien, básicamente haber dado cabida a una generación de futbolistas magnífica, en calidad y en competitividad, lo que está alargando su ciclo exitoso o haciéndolo renacer en poco tiempo. Una generación excelente, pero que no debe llevar a engaño.

Viendo este nerviosismo generalizado, me ha dado por hacer un sencillo ejercicio de investigación y analizar cómo se manejó el F. C. Barcelona hace unos pocos años, cuando el Real Madrid nadaba en las placenteras aguas del éxito y dominaba Europa como ningún equipo lo ha hecho hasta el momento en la era Champions. Veamos en qué consistía ese modelo cuando las cosas iban mal dadas.

Entre 1996 y 2003, desde Cruyff a Rijkaard, mientras el Real Madrid encadenaba de forma alternativa Ligas y Champions, coincidiendo con la segunda mejor etapa madridista y la de mayor dominación europea de un club (3 Champions en 5 años), por el banquillo culé pasaron hasta 9 entrenadores: Carles Rexach en dos ocasiones, Bobby Robson, Louis van Gaal en otras dos, Lorenzo Serra Ferrer, Jesús Antonio de la Cruz, Radomir Antic y Frank Rijkaard. Nueve entrenadores en ocho años. Ese fue el modelo culé en época de crisis.

Luego la cosa se calmó… con los éxitos. Incluyo a Van Gaal, que en su primera etapa estuvo tres años porque ganó dos ligas consecutivas. Al tercer año, cuando no hubo éxito, lo echaron. Otros consiguieron títulos secundarios, incluso a nivel europeo, como la Recopa de Robson, pero no sirvió para mantenerse mucho en el banquillo. Repito: ese fue el modelo culé cuando ganábamos nosotros y ellos no tanto.

Pero, ¿qué ocurrió en plena etapa de gloria azulgrana? Con la marcha de Guardiola, al que Mourinho hizo emigrar, y la desgraciada enfermedad de Tito Vilanova, el F.C. Barcelona fichó al “Tata” Martino, que duró una temporada tras facturar un año en blanco. ¡Sorpresa! Lo mismo estuvo a punto de ocurrir con Rijkaard o Luis Enrique cuando los resultados no acompañaban. ¡Hasta Guardiola fue cuestionado a las primeras de cambio!

Algunos critican a Zidane por su inexperiencia, pero esos mismos valoran la apuesta que los culés hicieron por Guardiola, Tito Vilanova o el mismo Luis Enrique en su día, entrenadores sin apenas bagaje ni currículum.

Históricamente el Real Madrid nunca ha tenido ni buscado un modelo al que recurrir, siempre desde la idea de modelo que tanto se comenta, la de un juego o estilo determinado. En este tema hay dos opciones muy diferenciadas. La primera es conocer el estilo o modelo que te ha llevado al éxito y asumirlo como base, tal y como está haciendo el Barcelona con todos los matices del mundo mencionados más arriba, sometiendo a sus jugadores a un estilo preconcebido y buscando los más adecuados para el mismo. La otra opción, la del modelo flexible, es igualmente válida y seguramente superior, ya que te permite ser competitivo en cualquier circunstancia, aunque sea más fácil desestabilizarlo. Esta segunda opción ha sido la histórica del Real Madrid, un club presidencialista que no se ha vertebrado bajo la idea de un entrenador como le ocurriría al Barcelona con Cruyff o podría estar gestando el Atlético con Simeone.

Esta segunda opción permite crear proyectos alrededor de los mejores jugadores del momento sin subordinarlos a unas características de juego preconcebidas, sino aprovechando sus cualidades y creando el mejor hábitat para ellos, pero para que funcione son imprescindibles la exigencia máxima, una rigurosa disciplina interna, seriedad, determinación y paciencia para desarrollar el proyecto que se comience. Es ahí donde el Madrid de los últimos tiempos está fallando estrepitosamente, tanto en la elección de jugadores para configurar sus plantillas, de indiscutible calidad pero faltas de carácter, como en la falta de exigencia y de control interno.

modelo equilibrio

Cuando esa disciplina se supedita al aspecto económico los problemas terminan por llegar. Partiendo de la base de que el modelo económico-deportivo es innegociable para mantenerse competitivo, es necesario insistir en un equilibrio, donde ese aspecto económico no gobierne sobre lo deportivo, sino que se alimenten mutuamente en igualdad de condiciones. Para ello es necesario un mejor análisis en la configuración de las plantillas, a menudo descompensadas, con jugadores que deben terminar jugando en puestos que no son los suyos, dejando trabajar a un equipo interno del club que sirva de puente entre el vestuario y el propio club, que vea las necesidades reales, aplique soluciones sin remilgos, miedos, ni buenismos, que sepa y conozca en ese contacto los problemas y vicios del vestuario y los jugadores (al estilo de Pirri y su informe), y tomando como filosofía crear estrellas de jugadores sin tanto relumbrón (como se ha hecho con Modric o puede llegar a ser Varane) para rodear al jugador o jugadores franquicia, que deben ser minoría (no es necesario un fichaje estrella anual, una tendencia que Florentino parece haber variado).

Todo esto son ideas para proteger y desarrollar todo proyecto, que en nuestro caso se está viendo zarandeado por las victorias del rival, pero no debemos obcecarnos con sus formas de proceder, porque el análisis final resultante define que ellos están metiendo la pelotita porque tienen un equipo más competitivo que el nuestro. Cuando nosotros fuimos competitivos, llegamos a superarlos, pero no se mantuvo la constancia.

De hecho, muchos de los aspectos con los que se ataca a nuestro club son también achacables al club catalán, pero se obvian porque la victoria, el único bálsamo y elemento que se valora de verdad, está visitándolos mucho más a menudo que a nosotros.

Aquí se han hecho cosas mal, y se harán seguro, son necesarias mejoras y correcciones, actos y movilizaciones, depuraciones de responsabilidades si se confirman ciertas negligencias, pero tomar al de enfrente como modelo no es más que otra victoria de ellos, porque…

No es muy edificante y no es ningún ejemplo. Un club que ha tenido imputados a todos sus presidentes en democracia, jugadores estafando a Hacienda, condenados a un año de cárcel… Un club que despidió con cajas destempladas a su director deportivo, que era afín al entrenador, con el consiguiente conflicto interno, sanciones administrativas, obsesiones y manifestaciones irrespetuosas y políticas, algún año en blanco… Un jugador estrella que lanzó un órdago y un pulso a su entrenador, al que hicieron la cama durante varios meses en una temporada donde terminaron ganando el triplete... ¿Fallaba el modelo? ¿Falló y funcionó repentinamente o dependió de que a los jugadores les diera por jugar y volver a meter la pelotita? Esto es el modelo culé también. Ahora la pelota entra.

Aquí nuestros jugadores han cometido errores o se han visto involucrados en polémicas mucho menos reseñables que las de allí, hemos visto comportamientos similares cuando no calcados, pero a la hora de la verdad la diferencia ha estado en el campo, con un equipo cuyos jugadores no se cansan de ganar y otro a los que parece les da pereza.

Por tanto, no es tanto una cuestión de modelo, no está exento el Barcelona de que le ocurra lo mismo que estamos padeciendo aquí -ya les pasó otras veces-, pero mientras en el campo de juego se dé la cara, todo se minimiza o se tapa. La diferencia está en que a unos les entra la pelotita y a otros no, porque unos tienen un equipo tremendamente competitivo (que además es apoyado y recibe ayudas sin disimulo de todas las instituciones), y los otros no. Pero ni institucionalmente ni organizativamente son el mejor modelo, aunque me quedaría también con su política de comunicación.

No podemos olvidar que muchos de los buques insignia que han llevado a lo más alto al Barcelona en los últimos años estuvieron a punto de salir del club sin pena ni gloria, léase Xavi, Iniesta, Puyol… canteranos para más señas. Que varios entrenadores estuvieron colgando de un hilo… Una generación de jugadores con hambre.

Es cierto que la prensa es culpable de muchas circunstancias, que en el club se hacen cosas mal, que no termina de blindarse del ruido externo, pero la labor de la afición también deja mucho que desear.

Todo esto quedaría minimizado con una afición unida y que se dedicara a apoyar al equipo, sin perder el espíritu crítico, pero no buscando sentar cátedra ni hacer saltar por los aires todo lo que se realiza. Que la mesura, el sentido común y la pasión a unos colores nos dirijan.

Aquí lo que tenemos son tribus enfrentadas sin piedad. Antiguos antipiperos que se han transformado en la evolución de aquellos que criticaban, que han pasado de la defensa a ultranza de la institución y la lucha contra las injusticias a ridiculizar al que se queja de los árbitros, pero no por señorío, sino porque se considera que la institución no lo merece con el desempeño actual, por injusto que sea el trato… Antiguos mourinhistas que renegaban de aquella afición que decía “somos lo que somos por los pitos y la exigencia”, “no hay que quejarse de los árbitros”, a adoptar todos esos postulados saltándose la coherencia y aquellos principios que los movían… No es excluyente ser crítico con mantenerte firme en unos ideales que no deberían ser los de Groucho Marx.

Aquí se quiere y se pide un modelo y un proyecto duradero, pero siempre que coincida exactamente con el nuestro, porque si no es así todo nos sobra… Hoy se piden proyectos largos y al día siguiente se pitan entrenadores o se piden dimisiones, se desprecia a Ancelotti por mimarlos y no ser Mourinho, se ridiculiza a Benítez por su aspecto, por borde y por no tener tacto, se cuestiona a Zidane porque es inexperto, a Mourinho porque es polémico, a Pellegrini porque es perdedor… Eso sí, para sumarse al caballo ganador o reivindicar el “yoyalodije” falta tiempo, sobre todo si es para mal. Se cuestiona todo y a todos, y luego se nos llena la boca de seriedad. Casi nadie predica con el ejemplo en el entorno de este glorioso club.

Con el equipo de baloncesto fue más divertido aún. Las críticas a Laso fueron despiadadas, no servía ni estaba capacitado para dirigir al equipo, un ruido atronador que aumentaba con las primeras decepciones. Sobraban todos los jugadores, Reyes y otros habían hecho la cama a Messina… Aún hoy hay quien maldice la permanencia de Laso en el club y saca pecho en cada derrota, pero la sección se mantuvo firme y blindada de todo ese ruido hasta firmar la mejor temporada de su historia en 2015. Esto también se debe a Florentino, aunque muchos lo obvien y, por desgracia, la plantilla de fútbol no sea como la de baloncesto.

La afición haciendo pinza con la prensa antimadridista, como quintacolumnistas pervertidos desde el interior, a veces inconscientemente y otras muy conscientes.

Pedimos clase media en el campo, pero nunca la que viene, sólo sirve la que no está; se habla del fichaje de “galácticos” pero se omiten interesadamente los que no son de relumbrón y además abundan. Se adjudican responsabilidades en la configuración de la plantilla según conviene, según filias y fobias. A unos jugadores los echa el entrenador y a otros el presidente, o se renuevan por decisión propia o previa petición del técnico, y todo ello sin que ninguno haya asistido a ninguna reunión donde se decidían tales aspectos, dando por ciertas informaciones de medios de cuestionable credibilidad que cuando nos conviene o nos gusta su ruido creemos a pies juntillas…

El Real Madrid ha tenido exitosos equipos jugando con tres centrales, como los de Toshack o Del Bosque, y laterales largos, jugando al tiqui-taca como si fuera fútbol sala con la Quinta del Buitre o los “Galácticos”, con una espasmódica verticalidad e intensidad como con Capello, un fútbol total que dominaba todos los aspectos del mismo como con Mourinho o Ancelotti, uno frenético, el otro más pausado…

Se apostó por la cantera, tras la Quinta salieron los Raúl, Casillas, Álvaro, Guti… y luego los “Pavones” para equilibrar a los "Zidanes". Se pide cantera, pero cuando se usó y en vez de Messi, Iniesta, Michel, Butragueño, Raúl y Casillas, salieron Rubén, Pavón, Raúl Bravo, Miñambres o Borja se criticó porque no funcionó…

Hemos tenido directores deportivos, hemos prescindido de ellos, hemos ganado con su presencia y perdido, hemos tenido entrenadores con poder extremo y otros complacientes con las direcciones de la directiva… Hemos tenido de todo y con todo hemos tenido los más dispares resultados.

Estos comportamientos son síntomas de nuestra propia frustración e impotencia, la gestación de un complejo al que agarrarse fijándote en lo que tienes delante sin más profundidad, porque si para concluir si una gestión en conjunto es buena o no, nos centramos sin más en que la pelotita entre o no. No creo que necesitemos muchas líneas, ni tertulias, ni podcasts para reflexionar y analizar; bastará con coger la tabla clasificatoria mientras nos tomamos una copa y punto.

El aficionado del Real Madrid se ha convertido en alguien huraño, quejumbroso y perezoso para todo lo que no sea queja. Siempre tuvo este “deje”, pero se ha producido una explosión poco recomendable y aún menos edificante que nos lleva a estar más predispuestos a luchar entre nosotros mismso, dividiéndonos en sectores de afición, que contra los verdaderos rivales.

No se entienda todo esto como un eximente al club. Todos los aspectos críticos ya los incluí en otro artículo de La Galerna. Lo que ahora pretendo es otra reflexión distinta que relativice ciertos conceptos que se han asumido dentro del madridismo para definir un fresco general de la situación actual.

El madridismo debe mirar más globalmente y relativizar, no hay que disparar contra todo lo que se mueve, sino localizar los objetivos, fijarlos y poner remedio a los agujeros. Lo tenemos todo para volver a ser los mejores.

Jorge Garcia Vela
Definirme es limitarme, y yo no tengo límites. Tuiteramente conocido como @mrsambo92, escribo también sobre cine y música en cinemelodic.blogspot.com

17 comentarios en: Modelo universal

  1. Extraordinario artículo que debería repartirse con el carnet madridista y publicarse en el frontal de la página web.

    ¿El Madrid no tiene modelo?: mentira, siempre lo ha tenido y se llama competitividad extrema en cualquier circunstancia y con cualquier sistema e juego. ¿El modelo económico-deportivo de Florentino es el que nos permite competir en esta era de fútbol-negocio-globalización-.espectáculo-jeques?: Sin duda, pero equilibrando los dos aspectos

    Estas dos variables son las que hay que conjugar: ser fieles a nuestro modelo (competir fieramente) y mantener nuestra viabilidad como equipo de élite desde el punto de vista económico. Un aspecto fundamental para mantener el modelo económico-deportivo es tener influencia en las instituciones. Y digo instituciones en sentido amplio, deportivas y no deportivas, creadores de opinión etc.. Creo que en eso el club ha sido poco hábil, confiado y soberbio.

    En este momento hay un claro déficit en el modelo por una flagrante ausencia de competitividad en la primera plantilla de fútbol. Eso es lo que hay que solucionar.

    En resumen, comparto con Jorge la tesis del artículo: tenemos un modelo (flexible con un nexo común) y, desde luego, no hay que imitar el modelo del Barça. Entre otras cosas, las copias suelen ser peores que los originales. Así que, mantengamos la calma, no tengamos miedo a cambiar en profundidad la plantilla este verano y recuperemos poco a poco fuerza institucional. Y, mientras tanto, a ganar la undécima en Mayo!!!

  2. Por mi madre que este hombre tiene pluma de oro y la razón de su parte tan grande cómo la torre Skytree de Tokio. Deberían tomar este artículo, hacer panfletos y repartirlos de casa en casa en Madrid, o agarrar el dirigible Airlander 10, llenarlo de los panfletos y desparramarlos encima del Bernabeu. Voy a leerlo muchas veces más para grabar bien sus enseñanzas en mi cabeza.. Muchas gracias CRACK

  3. No suelo alabar los artículos de La Galerna (más que nada porque suelo estar muy de acuerdo con todos y sería un poco redundante), pero con éste yo creo que el autor me ha leido el pensamiento.
    Lo suscribo al 99,9% , y la única duda es cuando habla de "su forma de pensar… con años de retraso", no estoy seguro si se refiere a retraso temporal o de otro tipo.
    El modelo del Barcelona no es el de tipo deportivo que nos quieren hacer creer, si no el montaje propagandistico que han montado alrededor para tapar unos motivos de éxito más mundanos.
    A mí todo eso de los ronditos, de jugar a lo mismo desde pequeños me ha sonado a zarandaja y cuento chino, como si para aprenderse los sistemas hiciese falta una carrera de 5 años.
    El éxito del FCB (el actual, que parece que del modelo sólo se habla cuando ganan) se cimenta en un presupuesto brutal con el que fichar a jugadores top (los cuales fueron pretendidos también por el Real Madrid), una sospechosa forma física, una aún más sospechosa ayuda arbitral constante, y una batería mediática que les protege dia y noche.

  4. Todo se resume en la influencia de la prensa sobre la masa. Ésta cuando está satisfecha le resbala lo que la prensa diga pero cuando no entra la pelotita la masa se enfada y entonces, repite las consignas de la prensa. Esta prensa cizañera, estúpida e ignorante cuyo objetivo es rellenar, y esto se hace con especulación y opinión, no con información que no hay suficiente para que sea atractiva todos los días. Ese es el problema. Ellos influyen en la gente. El gran consumo que la mayoría de los aficionados tiene pasa por esos periodistas y medios que necesitan rellenar de cosas interesantes y del RM que es el más grande. De todos estos y sus fobias personales (ya sea a Florentino, a Mou, a Cristiano o al club), salen esas zarandajas del modelo, del estilo, de la posesión y el vergonzante contraataque si lo hace el RM de Mou... llevan diciendo que Florentino no es bueno para el RM desde que volvió. Les da igual que sea verdad o no. Ellos abusan de su posición y largan lo que les interesa. Cuando vienen mal dadas se repiten todas estas mentiras, exageraciones, inquinas que han largado desde esos medios.

    Y no estamos hablando de medios pequeños y específicos que hay que ir a buscar en una página de internet o podcast de radio que hay que conectarse y descargarse, en los que hay una voluntad previa para consumir ese espacio. NO, no estamos hablando de sitios pequeños, sino de los que cotizan (la palabra correcta es medir, pero yo uso aposta "cotizar", con las connotaciones que conlleva) en el Estudio General de Medios (EGM), y llegan a la gente a través de sus grandes soportes como ondacero, cope, ser, radiomarca. Amén de ojear el AS y Marca, y ya sabemos cómo se las gastan en sus portaditas y titulares que como yo, cuando he usado "cotizar", usan las palabras con intencionalidad.

    Todos estos medios repitiendo año tras año, temporada tras temporada, semana tras semana, día a día, las milongas sobre el modelo, el contrataque, la posesión, etc., llegan a la gente. La masa, el público, la afición madridista, así en general, está contaminada, y es víctima del abuso que ha hecho la mayoría d ela prensa deportiva de su potente altavoz.

    Antes de criminalizar a los madridistas más exasperantes hay que hacer una labor de reeducación. Y enseñalarles al madridismo que no hay modelo y que eso se hace para malmeter. Mostrar al mundo su doblerasero. Ahí es cuando perderían fuerza.

    Cuando sale un periodista en un debate y dice que el RM maneja la prensa a su antojo, hay que enseñar quién es ese periodista, enseñar su trayectoria y demostrar que todos estos medios, incluido en el que habla ese caradura, no están al servicio del RM sino más bien lo contrario. Hay que mostrarlo, cada vez lo tengo más claro. Todos estos periodistas se van de rositas después de malmeter mierda contra el RM, pues hay que señlarlo.

    Cuando SEgurola dice "Bale es un chico que no sabe jugar al fútbol", hay que mostrarle a la gente que al igual que un músico de orquesta sabe leer una partitura, un soldado disparar su arma, un periodista debe dominar el lenguaje y el uso de adjetivos descriptivos y cuando se elige "que no sabe" es por una clara mala intención.

    Al igual que hay que mostrar e incluso, enfrentarlas públicamente en una rueda de prensa, que Antón Meana, por ejemplo, afirme en la radio que "en el vestuario nadie cree en la undécima" (antes del partido contra la Roma) y preguntarle a Zizou si ha visto lo mismo que este individuo en el vestuario. Para que se den cuenta los jugadore sy empleados qué dicen estos personajes.

    Hay que mostrar tontadas como las que dice un a priori inocuo e imparcial ex jugador como Fernando "el mono" Montoya, cuando dice que si Bale juega de la banda a medio punta (como ha hecho un montón de veces en Gales y en el Totenham) diga que es antinatural pero si SErgi Roberto, el heredero de Xavi hdez., juega en lugar de medio de lateral lo denomine "evolución". Esto se llama puro y duro "doblerasero". Y he puesto un ejemplo nimio con a cantidad de groseros que pululan y como muchos habéis oído en el radio de richard dees.

    Esto hay que mostrarlo a la gente. Hay que enseñarles que son los mismos. Si Ancelotti decide rotar los porteros "es una aberración". Si lo hace el Cholo o Luis Enrique "habrá que acostumbrarse". Cuando el Barça o el atleti ganan su partido por la mínima no jugando bien, "hicieron lo que tenían que hacer, que era ganar", los mismos matan al RM por el mismo partido. Esto hay que denunciarlo y señalarlo y mostrarlo a esa masa.

    Hasta que no se haga esto, la masa del bernabeu será propensa a las zarandajas que les llega de los medios deportivos españoles.

  5. MrSambo, coge este estupendo artículo y, tú, que también posteas allí, cópialo, entero, en EPRV, donde, la mayoría, salvo muy escasas excepciones, debería verse retratada en él.

    De un tiempo a esta parte he visto esa deletérea "evolución" en muchos de los participantes y, cada día, me resulta más incómoda su lectura.

  6. La principal culpa que hay que achacar al Presidente, no menor, es no atreverse a limpiar ese vestuario cuando tocaba. Cada verano que pasa la podredumbre es más evidente. La consecuencia se ve a lo largo del año.

    Por lo demás, bastante de acuerdo con el fondo del mensaje.

  7. Entretenido análisis del siempre espinoso tema prensa vs madridistas. Yo creo que la prensa hace opinión y la prensa anti-madridista es demasiado potente como para no darle el merito en “crear” ese aficionado tan peculiar como el madridista actual. Por supuesto el estado de gracia del eterno rival ha ayudado a cimentar ese desanimo y fatalismo crónico del aficionado medio.

    Poco ha hecho el club para contrarrestar ese poder mediático. Las razones se han discutido muchas veces; pero no deja de ser una actitud del RM institución irresponsable y que seguramente, causa regocijo en el Barcelona y entre los medios de comunicación afines (99%).

    Por otra parte, también se ha descuidado la relación con instituciones de poder en el futbol, incluido federaciones y otros estamentos, nacionales e internacionales, relacionados con ellas. Aquí se ha actuado con cierta arrogancia al infravalorar el poder que en sus manos tienen ciertos personajes, pese a su falta de categoría personal y profesional. El Barcelona ha hecho todo lo contrario y hasta el más acérrimo de los culés no podrá negar que más de una Champions (y unas cuantas ligas) han sido culés gracias a influencias extradeportivas. Personalmente me conformaría con que no se nos perjudicara en momentos claves.

    Todos queremos grandes jugadores en el RM, los mejores, y aquí de hecho están muchos de ellos. Eso necesariamente crea un equipo descompensado pero, en mi opinión, genial. Pero todo tiene un límite y algunas decisiones son difíciles de entender. Por ejemplo, dejar ir a Coentrao y Xabi sin buscar un zurdo y un medio de garantías, respectivamente.

    Qué decir de esa dictadura también autoimpuesta de querer renovar con salarios estratosféricos a jugadores en claro declive con el argumento manido de “con lo que nos ha dado”. Raul, Casillas y Ramos son claros ejemplos de este tipo de jugadores que, probablemente, han sido fundamentales para ganar títulos pero también para perderlos. El espectáculo de la renovación de Ramos fue una claudicación en toda regla, y un ejemplo del poder de la prensa sobre la cúpula actual.

    Creo no estamos muy lejos de esa excelencia que todos queremos, incluso pese al Messi-Barca. Es cuestión de no tropezar una y mil veces con los mismos problemas. Pero si el presidente y directiva actuales siguen sin siquiera reconocer, al menos públicamente, que esos problemas existen, dudo mucho que se puedan analizar seriamente y buscar las correspondientes soluciones.

  8. Muy bien, Sambo, bien sintetizado teniendo en cuenta la complejidad obvia del problema. Yo propuse hace tiempo que quien lo tuviera en su mano planteara al Club un refuerzo concienzudo del código interno, concretando que tal empresa podía lograrse en concreto con sanciones para los jugadores más dados a la personalidad de libre albedrío que pululen por Valdebebas.

    1. Estoy de acuerdo, SEOhonrado. Seguro que lo hay, pero desde luego no parece suficiente. Debe aparentarse una mayor disciplina y orden, que sea real y contundente, que ahora, desde luego, no se aprecia...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tweets La Galerna

Ya que las víctimas no quieren defenderse @JesusBengoechea, al menos, sale en defensa de la ética, atropellada por el cinismo de los de siempre.

https://www.lagalerna.com/bartomeu-y-la-cumbre-del-cinismo/

👏🔚 ¡FINAL! Inmejorable versión del equipo en su vuelta a @EuroLeague...

🔥 @waltertavares22: 16 ptos, 8 reb; 19 val.
🎯 @JayceeCarroll: 20 ptos; 19 val.
💯 @TreyThompkins: ¡100% de acierto y 17 val!
👌 @rudy5fernandez: 9 ptos, 3 rob, 4 as; 16 val.

#HalaMadrid | #GameON

🔥 ¡NUEVO VÍDEO! 🔥

📌 I3 Ventures también opinaba sobre el Real Madrid

📽️ Por @NicoGarc14

📺 https://youtu.be/nnRa-flU61g

#I3Ventures | #FCBarcelona | #RealMadrid

homelistpencilcommentstwitterangle-rightspotify linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram