Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
La lesión de Hazard: ¿golpe o percance fortuito?

La lesión de Hazard: ¿golpe o percance fortuito?

Escrito por: Genaro Desailly23 febrero, 2020
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Zidane dijo ayer en rueda de prensa que la lesión de Hazard era un golpe. Pero a estas horas tardías y a la vez tempranas no somos capaces de encontrar en ningún medio el momento en que se produce ese golpe. No hay ninguna información que remarque este hecho puntual. Se habla de recaída, de lance fortuito.

Nosotros hemos analizado las imágenes que nos ha traído el infalible detective Alberto Cosín y hemos llegado a la conclusión de que hay un golpe evidente, aunque sin aparente intención de dañar. Hazard se golpea al despejar de tacón con la pierna de Miramón, produciéndose el daño. No es la patada por la espalda de Meunier.

No es la agresión expresa. Quizá sea la mala suerte que apuntala la acción malvada de su compatriota, como si ese puntapié llevara consigo, además de unos tacos, una pequeña maldición. Hemos podido consultar la acción con un traumatólogo experimentado y de prestigio contrastado y, para nuestra sorpresa, nos confirma que el contacto habido ayer entre Hazard y Miramón es suficiente para producir la fisura diagnosticada, con independencia de que existiera una lesión previa o no.

Por lo tanto, estamos contando con dos golpes sucesivos. Dos lesiones traumáticas que poco o nada tienen que ver con el azar. Ni mucho menos con ciertas propensiones que ya vemos venir. Era, de todos modos, tentar a la suerte con el libertinaje levantista permitido sin reparos por el ínclito Hernández Hernández.

Por momentos, en el centro del campo del Ciudad de Valencia, parecía que jugaban los segadores de Van Gogh y de Millet contra el Real Madrid, ante la atenta y relajada mirada del turista Hernández con su cámara de fotos colgada del cuello. Por poco no nos tapábamos los ojos ante la peligrosa proximidad afilada de los mediocampistas granotas sumidos en el frenesí.

Mucho nos tememos que esta “prudencia” o remoloneo u omisión de los medios de mostrar el lance preciso de la lesión del belga se deba a la posible fabricación de una tendencia que haga sospechar al respetable sobre la idoneidad física de Hazard, circunstancia que desde aquí nos apresuramos a negar, por el momento mediante el hecho claro e inobjetable de la ya larga carrera como futbolista de la estrella de La Louvière sin que en ella se hayan producido percances continuos ni significativos.

Genaro Desailly es poeta.

13 comentarios en: La lesión de Hazard: ¿golpe o percance fortuito?