Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
El efecto Tebas

El efecto Tebas

Escrito por: Pedro Centeno17 febrero, 2024
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Cuentan las crónicas de la época que cuando el faraón Horemheb tomó el poder en las Dos Tierras decidió arrasar la memoria del faraón hereje, por su propia seguridad y en alabanza a la glorias del eterno Amón. Estatuas, papiros, relieves y homenajes de todo tipo fueron sañudamente eliminados con tal afán que se produjo la gran paradoja: el interés por Akenatón entre los investigadores creció tan sensiblemente que hoy en día sabemos más del faraón de Atón que de las cuentas del fútbol español.

Es este, galernauta que me lees, uno de los primeros ejemplos conocidos del efecto Streisand, que, como todo el mundo sabe, es la traducción pija de ir por lana y salir trasquilado. Suele ser tal el caso; cuanto más interés tiene el inmoral en que no haya rastro de sus fechorías, más ganas de descubrirlas, por una elemental cuestión de salud, puesto que la basura huele mal.

Cuanto más interés tiene el inmoral en que no haya rastro de sus fechorías, más ganas de descubrirlas, por una elemental cuestión de salud, puesto que la basura huele mal

Viene esto a cuento de que Javier Tebas pretende denunciar al Madrid por los vídeos en los que se señalan las corruptelas y fregados varios del fútbol español, ese patio de monipodio donde avalistas del club de los valors gestionan el VAR pero la culpa es de los demás, donde clubes del pueblo (del pueblo de al lado, vale decir) cobijan en su seno a los que les amenazan durante los entrenos, donde manijeros de medio pelo atizan al Madrid desde las ondas y las columnas de periódico con la murga de que tito Floren maneja los hilos.

Digamos barbaridades

De verdad que estoy deseando que suceda. Lo de los juzgados, quiero decir. Llevo tantos años de amenazas, insultos e impunidad arbitral que ya me da igual ocho que ochenta, de hecho mi sueño húmedo es ver desfilar por los juzgados a quienes han convertido una de las mejores ligas del mundo en una partida de póquer —de sótano de pueblo y copa de Fundador— donde las trampas sólo las hacen ellos. Quizá sea mucho esperar, pero deseo con toda mi alma que la denuncia, si por fin se materializa, sirva para que de una vez por todas sepamos quién es el malo de la película. Quién sabe si mis horas leyendo a Dumas y viendo películas del Oeste han torcido mi entendimiento, pero me encantaría ver a un Spencer Tracy de la vida ponerle las peras al cuarto a tanto tahúr con traje de Armani.

Denos el gusto; yo por si acaso, voy a por palomitas.

 

Getty Images.

Pedro Centeno
Madridista de corazón puro y gustos impuros.

3 comentarios en: El efecto Tebas

  1. Tebas es una lacra para el Real Madrid, se vale de su prestigio y victorias a nivel mundial para repartirlo en equipos que no le llegan en beneficios ni dinero generado ni a la suela de los zapatos para luego ayudar a su máximo rival mirando para otro lado en las palancas ficticias, sacándose lo de cvc cuando el robalona estaba a punto de perder a messi etc.
    Imaginad que Amancio Ortega o Juan Roig tuvieran que repartir lo que generan como grandes empresas que son Inditex o Mercadona en el resto de tiendas de ropa o supermercados de todo tipo que obtienen muchos menos beneficios,sería injusto,pues eso es lo que hacen Tebas y su LFP con el Madrid en favor de la mayoría del resto de clubes que están encantados de la vida. Que los clubes negocien los derechos de TV y todo lo referido a nivel empresarial por separado, son unas sanguijuelas el resto de clubes.

  2. Muy bueno, amigo Pedro. "Vergüenza", diría el jardinero Xavi, pero mirando hacia el lado equivocado.

  3. espero que tebas explique como siguen jugando
    joao felix
    joao cancelo
    si a 31 enero. el. barcetebas no habia pagado los 40 millones de las palancas de libero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tweets La Galerna

Se pasó ocho años @antoniohualde despotricando de Bale porque no hablaba español. Ahora le parece que Bellingham en cambio bien... aunque tampoco habla español.

Sin embargo, creo que le entiendo, aunque no comparta su texto.

Estamos ante un escenario -en fútbol y baloncesto- que puede hacer de 2024 el mejor año deportivo de nuestras vidas.
Concentración, humildad y ¡a por ello!
¡VAMOS REAL!

homelistpencilcommentstwitterangle-rightspotify linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram