Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
Andújar Oliver, el hombre que todo lo ve

Andújar Oliver, el hombre que todo lo ve

Escrito por: Israel G. Montejo15 febrero, 2020
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

“El brazo de Casemiro contacta con Morata. Un penalti que debió señalar Estrada” (Real Madrid-Atlético de Madrid. 1 de febrero).

“No es penalti de Estupiñán a Modric. Ya llega trastabillado antes de la acción” (Osasuna- Real Madrid. 9 de febrero).

“El gol del Sevilla está mal anulado. Gudelj se queda quieto y no bloquea a Militao” (Real Madrid-Sevilla. 18 de enero).

“No hay penalti de Lenglet a Varane. El jugador del Barcelona va con los tacos, pero no hay sensación alguna para que Hernández Hernández pitará penalti en esa acción” (Barcelona-Real Madrid. 18 de diciembre).

“Gol de Bale bien anulado, tal como demuestran las imágenes” (Barcelona-Real Madrid. 18 de diciembre de 2019).

“Penalti claro de Ramos. Soltó el brazo al rostro de Joselu con premeditación” (Alaves-Real Madrid. 30 de noviembre de 2019).

“No se puede juzgar como penalti la mano del defensa verdiblanco tras el centro del Benzema. Está en una posición natural involuntaria y sin poder sacar beneficio” (Real Madrid- Real Betis. 2 de noviembre de 2019).

“No veo penalti porque el jugador el Villarreal ocupa un espacio con la mano, pero veo que no hay ninguna voluntariedad en la acción” (Villarreal-Real Madrid, 2017).

“No es penalti de Nava a Bale. Acierta el árbitro porque es el propio jugador galés el que comete falta sobre Nava, el lateral del Granada” (Real Madrid-Granada. Octubre de 2019).

“Merece la roja el central del Real Madrid. Golpea con su mano en el rostro del jugador argentino. Se equivoca el colegiado navarro al no expulsarle”. (Real Madrid-Barcelona. Marzo de 2019)

“Bale se ayuda de la mano para marcar. La nueva normativa deja claro que esta acción es ilegal” (PSG-Real Madrid. Septiembre de 2019).

Tal y como se puede ver en esta pequeña recopilación de sentencias publicadas en el diario Marca en la sección “La Polémica de Andújar Oliver”, la capacidad del exárbitro para juzgar las jugadas dudosas en las que está involucrado el Real Madrid y que la moneda caiga siempre o casi siempre del lado negativo para el club blanco es absolutamente asombrosa. Aunque fuera una mera cuestión estadística, es altamente improbable que la mayoría de las jugadas “borrosas” que Andújar analiza sean casi siempre resueltas de manera negativa para el Real Madrid.

En su descargo, al menos en las jugadas donde se producen agarrones clamorosos como, por ejemplo, el de Salva Sevilla a Brahim en Mallorca o el de Rakitic en el Clásico a Varane, considera que se trata de penaltis no señalados. Los agarrones son tan evidentes que no admiten interpretación. Si hay agarrón se debe pitar. No hay discusión. Hasta ahí, nada que objetar.

Otra cosa es cuando la jugada es “gris”, el adjetivo al que tanto se están agarrando los árbitros desde la puesta en marcha del VAR y que abre la veda a cualquier tipo de interpretación. La cosa cambia bastante. Que Andújar dictamine a favor del Madrid en esta situación empieza a ser un hecho paranormal. El caso del penalti de Lenglet a Varane en el Camp Nou es especialmente sangrante, así como la facilidad para ver “todo OK” en el gol anulado a Bale tras pase de Mendy, después de apelar a las imágenes del VAR. Unas imágenes que, por otro lado, yo no vi.

Del gol anulado a Vinícius que cuesta la eliminación en Copa del Rey ante la Real Sociedad y del que tampoco hay imágenes determinantes del VAR no hay opinión ninguna (yo no la he encontrado), como tampoco la hay del posible penalti a Rodrygo en Valladolid por un empujón similar al que sufrió De Jong en San Mamés, que Andújar señaló como penalti claro.

Vaya por delante que puede opinar lo que quiera. Es su opinión y la opinión de cada uno debe ser respetada, igual que la de los que vemos que algo no es normal cuando se acumula tanto veredicto negativo. No hay mucho o nada más que añadir salvo constatar esta circunstancia que, a mi modo de ver, sirve para tapar el hecho de que al Madrid no se le arbitra de forma justa y que, además, desde los medios, se contribuye a difundir lo contrario. Es lo que toca.

¿De verdad el señor Andújar Oliver es capaz de mantener que la patada de Lenglet a Varane en el Clásico no es penalti? Perdónenme que vuelva. Es inaudito.