Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Portanálisis
A falta de croquetas, buenas son las sardinas

Portanálisis: "Una mirada irónica sobre la prensa deportiva diaria"

A falta de croquetas, buenas son las sardinas

Escrito por: La Galerna3 abril, 2019
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Buenos días. Ayer ganó el Atlético de Madrid y, minutos después, el Barcelona empató de forma milagrosa en Villarreal. De eso iba a hablar Alfredo Relaño en su editorial, pero quiso liarse la manta a la cabeza y lo consiguió.

Ahí lo tenéis. Es el primer párrafo de su artículo de hoy. El primero. Empieza directamente por Florentino. Curioso, ya que el título del mismo es "El Villarreal tuvo ganado al Barça, pero...". El pero es que a él le apetecía atizar a su saco de boxeo favorito. Controla cada paso, cada movimiento, cada gesto de Florentino, y si es conocido, como la presentación del nuevo estadio, más todavía. A Relaño no le gusta la próxima lata de sardinas porque él preferiría estar todo el día soltando el látigo por la mala temporada del Real Madrid. El club ya sabe que se han hecho mal las cosas, pero eso no quita para seguir mirando hacia delante. Se fichó a Zidane para iniciar una necesaria reconstrucción futbolística y ahora se presenta el que será el mejor estadio del mundo. Ambas cosas disgustan al Sr Croqueta, que parece ampliar su menú a las sardinas. Aplaudimos esa decisión.

Parece regodearse Relaño en el hecho de que a Florentino lo acompañasen "políticos menores", como si eso tuviera peso a la hora de llevar a cabo el proyecto. Lo sentimos, Alfredo, pero el nuevo Bernabéu saldrá adelante con políticos mayores, menores, medianos o medio pensionistas en la presentación. Y el Real Madrid, pese a su mala temporada, también saldrá adelante. Es duro de asumir, lo sabemos, pero al menos así podrás seguir volcándote en tu verdadero hobby, que no diremos cuál es por aquello de conservar el buen tono de esta sagrada página.

En cuanto a las portadas, la mayoría refleja lo sucedido anoche en Villarreal. Un partido loco que el Barcelona tuvo dominado con 0-2, luego los locales con 4-2 tras una épica remontada, y finalmente igualado por dos chispazos de Messi y Luis Suárez en el descuento. 4-4. No se hablará del desastroso nivel defensivo culé sin Piqué, de la gestión que hizo Valverde con las rotaciones, de que Coutinho, pese al gol, sigue sin destacar y tampoco de que el Villarreal arrolló al Barça durante sesenta minutos. No se hablará porque el resultadismo puede con todo y porque el que dejó escapar un 0-2 y luego empató en el descuento no viste de blanco. Siempre nos quedarán las sardinas.

46 comentarios en: A falta de croquetas, buenas son las sardinas