Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Crónicas
2-1: El Madrid se apiada del Shakhtar

2-1: El Madrid se apiada del Shakhtar

Escrito por: Andrés Torres5 octubre, 2022
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Al Liverpool le habremos visto apenas tres veces por Madrid en la Champions, recordaba Florentino ante la asamblea el pasado fin de semana. Al Shakhtar por el contrario lo tenemos hasta en la sopa. Es prácticamente un viejo amigo del madridismo. El roce hace el cariño.

De tanto frecuentarlos, los de Donetsk a veces mutan casi en cuñado. De los que te chafan la cena de Nochevieja con sus socarrones y expertos comentarios sobre cualquier cosa, tal y como hizo hace un par de temporadas el propio Shakhtar con Zidane a la batuta merengue. Nos ganaron acá y allá y asomaron al entonces 13 veces campeón de Europa al bochorno de la Uropalí, honor que sin embargo reservamos con señorío a la Xavineta que venía al año siguiente. La misma campaña en la que, como los Lannister, ajustamos cuentas por tamaña afrenta con el pulcro equipo ucranio.

De tanto frecuentarlos, los de Donetsk a veces mutan casi en cuñado. De los que te chafan la cena de Nochevieja con sus socarrones y expertos comentarios sobre cualquier cosa, tal y como hizo hace un par de temporadas el propio Shakhtar con Zidane a la batuta merengue

Tan esmerado como siempre lució el Shakhtar en su puesta en escena en el Bernabéu. Tanto que hasta de puerta sacaba en corto. Tan aseado como la señora Zelenski posando en Vogue entre carros de combate. No le sirvió de mucho ante el vendaval que estaba por venir.

El Madrid, aleccionado por el indolente pinchazo ante Osasuna en Liga, saltó al Bernabéu con el puñal entre los dientes. Acogotados por una voraz e intensa presión, su tímido fútbol de toque no le servía al Shakhtar ni para pasar de medio campo. Avisó primero Alaba con un disparo lejano, después Fede con una violenta volea a las manos del portero tras un rechace. No avisó más el campeón de Europa.

A los doce minutos, como en el Wanda, Tchouaméni buscó a Rodrygo con un pase interior que acabó siendo rechazado torpemente por el capitán de los ucranianos. Goes, tocado por la varita, recogió el regalo y ejecutó al arquero Trubin sin contemplaciones. 1-0.

Rodrygo Shakhtar

Vini no tardó en unirse a la fiesta que proponía su compañero brasileiro. Una elástica voladora entre fornidos centrales del este con la que Vini penetró cual cuchillo en la mantequilla —y sin retrovisor, añadió Valdano en la retransmisión— resultó en el preludio de una tormenta cuasi perfecta. Pudo ser Benzema a los 25´pero fue el propio Vini tres minutos después.

Una tan precisa como fugaz combinación a un toque entre la medular y el tridente de vanguardia merengue, una auténtica pieza de orfebrería de tiki-taka verdadero, culminó con una asistencia de Goes al interior del área donde apareció Vini para cruzar a gol sin miramientos. 2-0 antes de la media hora, el tifón arreciaba y el Shakhtar a la intemperie con un paraguas de La Patrulla Canina de los chinos.

2-0 antes de la media hora, el tifón arreciaba y el Shakhtar a la intemperie con un paraguas de La Patrulla Canina de los chinos

Vini y Karim en el 30´, tras una dantesca maniobra de Trubin, pudieron iniciar la goleada. Pudo ser de nuevo el futuro Balón de Oro con un disparo a bocajarro que, esta vez sí, pudo sacar con éxito Trubin bajo los palos. También Vini en el 37, que disparó, confianzudo, demasiado cruzado cuando estaba sólo tras una nueva asistencia de Rodrygo, indetectable, tras una veloz contra conducido con maestría por Fede.

Y, sin embargo, fútbol es fútbol, que decía Vujadin. Fue pasar de medio campo el Shakhtar y meterse en el partido con un Madrid desmelenado. Tanto que Mykhaylichenko no encontró oposición alguna en la banda de Carvajal para en el 38´ enviar un centro medido que Zubkov remató de tijera ante un incrédulo Lunin casi con la espinilla.

Gol Shakhtar

Inyustisia, que diría CR7, injusticia, que diría Hernández; en todo caso a buen seguro no habrá debate al respecto esta semana.

Visto lo visto en el primer tiempo a Ancelotti casi se le atraganta el chicle. Ni la doble ocasión de Karim y Vini en el 43´ le quitó el disgusto a Carletto. Muy poca renta merengue para tamaño meneo sobre el césped del Bernabéu.

El Madrid retomó el encuentro con nuevo bríos. Lo hizo desde el mismísimo saque de centro en lo que parece ya una jugada clásica —y fulgurante— de la pizarra de los Ancelotti en Copa de Europa. No acabó en gol en propia meta de milagro. Poco después Vinicius tuvo la oportunidad de ejercer de Santillana y cabecear a gol un medido centro de Mendy. No es lo suyo. Valverde, tras taconazo de un Karim —que esta noche nos empezó a recordar al genio de la lámpara de la 14ª— puso a prueba a Trubin de tremendo zurdazo. Todo, apenas en cinco minutos.

No obstante, estos del Shakhtar tienen guasa. A los 52´, una galopada de Mudryk —no confundir con Luka— en la que pareció El Correcaminos ante El Coyote Carvajal, pudieron empatar los del Dombass. Fue una ocasión inmejorable que enmarañó un salvador Mendy y atrapó por primera vez Lunin. El susto, acongojante, templó la razzia ofensiva merengue.

Quería sentenciar el Madrid. No podía. Y a medida que se retrasaba el veredicto sobre el Shakhtar más amenazantes lucían cada que vez que rondaban más frecuentemente a su paisano Lunin

Menos de diez minutos duró la congoja del Real. A los 63´ Trubin, cada vez más entonado, sacó una buena mano ante Rodrygo que penetró en el área tras una fantástica tuya mía con un inspirado Karim. Instantes después Alaba —sí Alaba— recogió en el área del Shakhtar un melón aéreo con un control magnífico para iniciar una jugada embarullada que concluyó con un disparo violento de Vini muy cerca de la escuadra. Otra más.

Quería sentenciar el Madrid. No podía. Y a medida que se retrasaba el veredicto sobre el Shakhtar más amenazantes lucían cada que vez que rondaban más frecuentemente a su paisano Lunin. Como electroshock de Carletto entraba Camavinga en lugar de Tchouaméni, aplicado pero deslucido esta noche. Sin embargo, lo primero que hizo Eduardo al entrar al partido fue tener un cortocircuito. Con una de sus impetuosas e imprudentes entradas provocó una peligrosísima falta en la frontal que el bueno de Mudryk afortunadamente envió a Torre Picasso. Mientras tanto, Asensio entraba en lugar de Rodrygo, que pidió el cambio inmediatamente tras sentir unas molestias.

Mal momento para Marco precisamente cuando el Madrid entraba en la recta final del encuentro inmerso en una crisis existencial, dubitativo a la hora de sentenciar o amarrar el resultado ante un Shakhtar milagrosamente vivo y coleando en el Bernabéu.

Pudo liquidar los fantasmas Karim en el 87´ y en el 89´pero sin suerte. E incluso Asensio en el descuento.  El encuentro ya se había agotado por sí mismo con dos equipos exhaustos. El fútbol ya había sido suficiente misericordioso con un Shakhtar que no dejó de salir con el balón jugado ni cuando arreciaba lo peor de la tormenta.

Selló así el Madrid la única victoria española de una semana catastrófica para la Liga en la Copa de Europa. Qué cosas. El campeón enfila el camino a octavos sin sobresaltos.

 

Getty Images.

Foto del avatar
Fugitivo catódico y periodista de fortuna, perpetrador de LaTiradeAndrésTorres.com. Polivalente como Arbeloa, elegante como Modric, apolíneo como Cristiano y leñero como Benito. Señorío a medida.

7 comentarios en: 2-1: El Madrid se apiada del Shakhtar

  1. Increíble que este partido haya acabado 2-1. Porque el Madrid ha jugado para ganar por seis o siete goles. En concreto en la primera mitad hizo 35 minutos prodigiosos, posiblemente los mejores de la temporada, con una presión alta muy eficaz y unas asociaciones de tiralineas entre unos brillantisimos Rodrygo, Benzema y Vinicius. Un detalle táctico muy interesante de Ancelotti fue dejar la banda derecha del ataque a Valverde y colocar a Rodrygo de delantero junto a Benzema. Esto lo agradece Rodrygo, lo agradece Benzema y en general todo el equipo, que es mucho más punzante arriba. Que lástima que hoy fallara la puntería.

  2. Me quedo con la última frase de la crónica: El campeón enfila el camino a octavos sin sobresaltos. Y así ha sido. Se han creado muchas ocasiones pero sin terminar de concretar. Lástima, porque el resultado habría sido de escándalo. Hay que seguir. Hala Madrid.

  3. El Real Madrid , hoy, no me ha gustado. No ha jugado mal; pero yo espero más considerando el potencial de sus futbolistas. Para mí los de blanco , por mor de su blandura defensiva y falta de concentración-precisión en ataque, han sido los que han metido en el partido al Shaqtar. El partido estaba en una tesitura muy favorable.
    Supongo que Ancelotti comunicará y corregirá los errores.

    Medio en broma medio en serio puedo pensar que el titular de la crónica es acertado. He pensado algo por el estilo.

    (*) Una maravilla son los Rodrygo, Vinicius, Camavinga, Tchoumani (muy difícil es jugar al máximo nivel siempre)...Madridistas, disfruten. No sean siesos.

  4. Esta vez no podrán hablar de la pegada, porque más bien ha sido la antipegada. Hoy hemos hecho felices a Xavi, con tanto juego y posesión que no se traduce en goles.

    En fin, el ya clásico partido a estas alturas del año contra equipo del este (Shaktar, Sheriff, Shaktar otra vez), con su correspondiente jaleo. No son precisamente tranquilos

    Abrazos madridistas

    1. La posesión nuestra es vertical,no como la del Farsa, que horizontal, digamos Messimerica. El segundo es sin discusión una obra de arte. Salud

  5. Una pena lo de Karim,estuvo inmenso jugando de lujo pero el “mojo”parece haberle abandonado.Esperemos que sólo sea una mala racha.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tweets La Galerna

Treinta horas en Estambul (para derrotar al Fenerbahçe) https://www.lagalerna.com/treinta-horas-en-estambul-para-derrotar-al-fenerbahce/ vía @lagalerna_

Estuve en su entierro en el Cementerio de la Almudena.
Caía una leve lluvia, triste, contínua...
Margall, Villalobos, Antonio, Lolo... silencio.
Los chavales nos cubríamos la cabeza con una grande y fina bandera del Madrid, que no detenía el agua, ni el sentimiento de pérdida. https://twitter.com/lagalerna_/status/1598999735947304960

homelistpencilcommentstwitterangle-rightspotify linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram