Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
Yo te acuso, Zinedine Zidane

Yo te acuso, Zinedine Zidane

Escrito por: Carlos Garcia de Sola9 abril, 2021
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Zinedine Zidane, se te acusa de no saber de táctica, se te acusa de no saber hacer cambios y de no apostar por los jóvenes. Y se te acusa de hacer que el Real Madrid no juegue a nada. ¡Que comience el juicio!

Acusaciones como esta deberían requerir pruebas. Pero no parece que sea el caso con Zidane, habiéndose ejecutado ya la sentencia que lo declara culpable.

Estaba viendo un documental sobre el entrenador francés, escuchando opiniones de personas tan dispares como Deschamps, Hierro, Jesé o Luis Fernández, cuando fui consciente, otra vez, de que Zidane era lo mejor que le podía pasar al Real Madrid.

Y cuando pensé en todas esas acusaciones recurrentes que se le hacen a su carrera como entrenador, me di cuenta de que eran tan livianas como las que se le hacían como jugador. Y, sin embargo, Zidane es casi tan grande como entrenador como lo fue de jugador.

Como jugador alcanza, en mi humilde opinión, el top 5 de la historia por títulos colectivos logrados y por influencia en todos ellos, con especial mención al mundial y a la novena Champions del Real Madrid. Y, como tal, a sus éxitos y a su extraordinaria calidad, talento y plasticidad sólo se le pueden oponer como defectos un puñado de acciones propias de un jugador de carácter, demasiado impulsivo. Sin duda, acusaciones muy menores, que en absoluto empañan su carrera como uno de los más grandes de siempre.

Cuando pienso en su carrera como entrenador y pongo en una balanza las acusaciones frente a los logros, el resultado es claramente favorable. Tres Champions consecutivas ganando a los mejores de Europa; un doblete Liga-Champions histórico; la muy meritoria Liga lograda el año pasado y multitud de trofeos que el madridismo considera menores, pero que en no pocas ocasiones se han perdido.

Todo en conjunto debería ser mérito suficiente para ser considerado si no el mejor, uno de los mejores. No obstante, se le hurta a Zinedine Zidane ese mérito. Incluso cuando recientemente comenté en una red social que le consideraba el mejor entrenador del mundo, no pocos me lo recriminaron, como si fuese una broma de mal gusto o una chanza inadmisible.

Además de esas acusaciones se utiliza el argumento de que con el técnico francés jugaba Cristiano Ronaldo más un puñado de futbolistas legendarios. Como si Guardiola no hubiese logrado sus mayores éxitos con el mejor Messi de la historia y una irrepetible generación de la Masía. O como si los logros del resto de entrenadores no escondiesen también nombres de grandes estrellas como Ronaldihno, Kaká, Raúl...

El problema de los triunfos es que se olvidan pronto y rápidamente se dan por hecho, valorándose solamente el presente inmediato. Y ahí es cuando todas esas acusaciones empiezan a coger fuerza. Muchas de ellas ni siquiera son del todo ciertas, como
analizaré a continuación.

"Zidane no apuesta por los jóvenes"

Para hacer esta afirmación tendría que ser en criterios absolutos y eso conllevaría que jugadores como Vinicius, Rodrygo o Valverde no hubieran tenido oportunidades; algo que no es cierto. Y en ese dilema absurdo entre apostar por una generación de leyendas como Modric, Kroos, Marcelo, Ramos, etc, o por los jóvenes, Zidane ha cogido el camino de en medio y ha introducido poco a poco a los jóvenes que el consideraba más aptos y prometedores para el equipo.

Real Madrid, 3 - Liverpool, 1: Imagine

Se podría incluso mencionar cómo apostó por Achraf, salido del Castilla, como suplente de Carvajal, con 18 años, jugando más de 1300 minutos y 17 partidos. Pero ni pueden jugar todos ni el talento es igual para competir en un equipo como el Real Madrid.

Por el camino ha podido descartar a algún jugador valioso, como Llorente. Pero ese debe sigue siendo tan pequeño en comparación con la gestión que ha hecho con el resto de jugadores, que no debería ser en sí mismo un criterio suficiente. Se podría contraponer a la misma su apuesta por Varane como fichaje, o Mendy, o la insistencia en Benzema, o la apuesta decidida en su día por la BBC, o por un medio del campo formado por Casemiro, Modric y Kroos. O tantas otras apuestas exitosas.

El segundo aspecto negativo es un viejo mantra del antimadridismo: “Zidane no juega a nada”. Esto es heredado del club y ni siquiera se le puede achacar al francés. El Madrid, casi desde que tengo recuerdos, nunca ha jugado a nada, según la prensa, a
pesar de haberlo ganado todo.

Pero es que incluso cuando sí ha jugado a algo, con un estilo definido como con Capello o con Mourinho, se ha criticado largamente dicho estilo. Quizá los enemigos del Madrid y de Zidane preferirían que el Madrid jugase a algo y perdiese. Un rasgo común en los equipos de Zidane es que se trata de conjuntos muy competitivos y con multitud de registros, con equipos muy adaptables, capaces de jugar posesiones largas, a la contra, de manera defensiva... Zidane ha jugado a tantas cosas y con varios sistemas distintos que podríamos decir que su sistema es mixto, en función de las circunstancias. Lo cual, en contra de lo generalizado, habla de una riqueza y flexibilidad táctica que, sin embargo, se le niega, como se verá a continuación.

Los cambios de Zidane y la nulidad táctica

Lo segundo lo critican desde sofá quienes lo más redondo que han visto es una sandía. Expertos de salón que con sus portátiles
analizan la pizarra de un tipo que ha mamado fútbol de Lippi, Ancelotti o Mourihno. La realidad es que Zidane maneja amplios recursos: cambió del 4-3-3 al 4-4-2 en no pocas ocasiones, incluso al 4-2-3-1 y recientemente al 5-3-2. Ha jugado con extremos
abiertos, interiores, al ataque, defensivamente... La variedad es larga como lo son las lecciones tácticas a algunos de los mejores entrenadores del mundo como Conte, Simeone o Klopp.

Klopp

De lo poco que se le puede achacar a Zidane es lo que le cuesta hacer cambios durante los partidos. Un rasgo que, confieso, a mí también me pone nervioso, pero que no tiene por qué ser necesariamente malo para el equipo. El aficionado tiene en la cabeza al típico entrenador, que es un genio y que con tres cambios te modifica todos los partidos. Casi magia. Cambiar un partido y un resultado visionando el futuro. Algo que no ocurre en la realidad, con centenares de partidos que no se alteran ni con cinco cambios y con muchos entrenadores que tampoco logran cambiar la dinámica de sus equipos aunque modifiquen el esquema varias veces.

Zidane, que no olvidemos, es un hombre de fútbol, de la escuela italiana, pero proveniente de Francia y con muchos partidos en España, piensa el fútbol desde la calma y la serenidad. Desde la confianza en sus jugadores y con pocas, pero necesarias modificaciones.

Me ha costado entenderlo, pero para Zidane no cambiar mucho es un mensaje a los jugadores que están en el campo. Es “su cambio mental”, su apuesta por lo que ya hay. Ese es el mensaje que trasmite a los jugadores que ya están en el campo. Luego podríamos hablar de si los jugadores necesitan descansar o se lesionan o dejan de lesionar por esa gestión de Zidane. Ciertamente nos faltan a todos los datos, que el francés precisamente sí maneja.

Pero, en todo caso, lo anterior no sirve de nada si no hay un marco con el que comparar. Y el marco en este caso son los éxitos logrados. Y ahí no hay nadie en el mundo como Zidane. Y no habrá un entrenador mágico que venga de algún país también mágico que logre que jueguen todos muchos minutos, que los cambios sean perfectos y, sobre todo, que sea capaz de involucrar a su equipo para ser competitivo y ganar tantos títulos. Pero tenemos a la versión más cercana, que es Zidane, al que yo acuso de ser el mejor entrenador posible para el Real Madrid.

¡Descárgate B+ y comenta este artículo!

Comenta y Participa con B+

Consultor estratégico y emprendedor. Apasionado del deporte y del fútbol, mantengo un blog sobre ello desde hace 10 años. Y madridista, claro.

45 comentarios en: Yo te acuso, Zinedine Zidane

  1. Buenos días, también considero que es el mejor entrenador posible ahora mismo para el Real Madrid, pero creo que tiene algunas zonas grises, que a veces no se entienden y preocupan. Cierto que todos los entrenadores las tienen. De todos modos criticar a ZZ no es ser antimadridista. Ese mensaje es propio del atleti con Simeone. Si nos elimina el Alcoyano, no podemos no criticar a ZZ y decir que nos viene bien para la Champions. La dura crítica a los que critican al entrenador o al equipo la veo propia de quienes tienen al Real Madrid como una mitología de las muchas que hay. Pero no todo seguidor del equipo está obligado a tener mitologías o al menos la mitología Real Madrid. Es algo de cada uno.

    1. Nadie está exento de la crítica, y menos en el Real Madrid. Pero la crítica tiene que tener un marco comparativo. Pero sobre todo tiene que tener una lógica y una información que muchas veces no se da. Se critican aspectos que incluso a veces no son verdad, como lo que comento en el artículo de la falta de capacidad táctica de Zidane.
      Y en otros casos, como en la gestión de jóvenes y venta o cesiones de jugadores, simplemente muchas veces nos falta información.
      Pero evidentemente se puede criticar el juego del Madrid o aspectos determinados, y de hecho, este año hemos visto muchos malos partidos. Pero conviene tener perspectiva, porque las temporadas son muy largas, y todavía no se ha creado un equipo que lo gane todo siempre.

    2. No te equivoques. He visto a poca gente criticar a los que critican a Zidane o al equipo. Lo que sí hemos hecho muchos, es criticar duramente a quienes repiten como idiotas las mismas sandeces con las que los medios de comunicación atacan tanto a Zizou como al Madrid.
      Hay una diferencia entre una cosa y otra. Como hay una diferencia entre la crítica y la persecución irracional y completamente ausente de lo que los números (y muchos partidos) dicen.

  2. Muy esclarecedor y a la vez, aterrador, porque espanta comprobar la fuerza de penetración y de influencia que tienen los medios deportivos en la gente a fuerza de repetir sus mantras insidiosos y falaces.

    La prensa deportiva española no dudó de las capacidades técnicas de Zidane tras un exhaustivo análisis de su pizarra. No, no fue así. Dudaron desde el principio porque lo que se quería era dar una patada a Florentino por su decisión en el culo de Zidane.

    No dudaron dos mindundis cualquiera. Fueron gente con mando en plaza. Por ejemplo, Julio Pulido (director de Deportes Cuatro y tertuliano habitual de la SER) o Roberto Palomar (redactor jefe de Marca y presencia en radiomarca, Cope y Movistar). Esta gente le puso la cruz nada más llegar. Y los medios estuvieron dando pábulo y propalando esta idea durante los meses siguientes hasta el final de temporada.

    Muy rápido, la realidad demostró que no tenían razón y aquí llega el quid de la cuestión, en lugar de entonar el mea culpa y rectificar, siguieron hacia delante con su osada, precipitada, falaz, injusta e insidiosa sentencia de que no sabía y ¿cómo era posible que hubiera ganado la Champions? Por suerte. Ahí nació la flor de Zidane. Una patraña periodística para justificar que los periodistas deportivos afirmen que no sabe. Un insulto a la inteligencia media. Un fraude a los usuarios y ciudadanos que consumen la información (que suele ser opinión que la hacen pasar como si fuera algo que habían averiguado, otro timo) de esos medios.

    Y se repite ese mantra todos los años, en todas las temporadas. Y cómo Zidane sigue ganando y poniendo en evidencia esas deleznables cantinelas, se justifica lo injustificable añadiendo que con "esa plantilla no hace falta entrenador", que cualquiera gana fácil. Más insultos a la inteligencia media. Más desfachatez y abuso del potente altavoz mediático para instalar en la ciudadanía sus nefandas opiniones como algo real y verdadero.

    La cosecha de títulos de Zidane como entrenador del Real Madrid despierta admiración y asombro en el mundo menos en España donde se le cuestiona ¿por qué?. La corriente antimadridista o antiflorentinista de los periodistas deportivos gobierna la mayoría de los medios. Tratan de imponer su criterio que es fruto de sus envidias, odios, fobias, manías y gustos personales. Y lo peor de todo es que lo consiguen.

    Los argumentos falaces, que ya desmonta de forma elegante el artículo, que dibuja a Zidane como un entrenador que no sabe o sabe muchísimo menos que sus colegas, aunque se imponga a ellos, se han repetido con tanta asiduidad y de forma constante por los altavoces mediáticos que ha instalado en el imaginario colectivo que es verdad. El desprestigio, la mentira, la inquina ha calado.

    Y actualmente, no son pocos los madridistas que se expresan en redes sociales de forma despectiva hacia Zidane denostando sus capacidades técnicas, repitiendo los mismos mantras que han impuesto de forma machacona y vil los medios. De esta manera, aquella vileza y osadía de la prensa, la asumen y propalan como algo cierto entre el aficionado. Ya no solo me lo dicen los perversos medios sino fulanito y menganito que están en contra de esos medios.

    Y he aquí lo aterrador del resultado. La imposición del relato que desprestigia no solo a un grandísimo entrenador de primer nivel sino también a los logros y récords históricos conseguidos por el club. El relato.

    Así de potente es la fuerza del enemigo que convence a mucha afición madridista. Incansables, tenaces, inasequibles al desaliento, tienen montado su circo alrededor del Real Madrid de forma sencilla y poco laboriosa: cuestionando absolutamente todo al club. Algo que no se hace con los demás. Por cierto, otro fraude más perpetrado por un medio de comunicación con su sempiterno doble rasero en contra.

    Entiendo que el aficionado, que cada uno tiene un gusto y una forma de ser, vuelque su alegría y su frustración, de forma visceral. Que se arremeta de esa manera pasional contra los suyos cuando no salen las cosas o cuando salen pero no como a él le gustaría. Esto lo puedo entender, porque de la misma manera, ése aficionado madridista seguirá disfrutando de su equipo en la victoria, a pesar o gracias a ése jugador del que se despotricaba. Pero lo que no entenderé jamás es el improperio, vilipendio, insulto hacia los tuyos y mucho menos aún, pregonarlo a los cuatro vientos desde las redes sociales, si al menos se quedase en la intimidad de los cuatro amigotes en una barra de bar no se ayudaría al desprestigio general que impulsa e instala la prensa deportiva.

    Veo mucha víctima del vil comportamiento tan extendido en la prensa deportiva, algunos no tienen remedio, en otros sorprende muchísimo porque se les presupone informados de verdad porque conocen estos lares como LaGalerna, pero el enemigo de verdad, ése que te quiere mal, anida en los medios y siguen ganando, cada vez menos, pero siguen imponiendo su relato. No lo olvidéis.

    1. Los medios de comunicación aplican palo y zanahoria en sus titulares de informaciones y opiniones, para abarcar el mayor número de visitas y generar debate. No se libra ninguno. El día que nos mentalicemos en que la opinión de un periodista/analista/colaborador /tertuliano vale lo mismo que la nuestra, y que cada medio de comunicación tiene una línea editorial sesgada, les daremos la importancia que estos profesionales de la información merecen.

  3. Los entrenadores más criticados por la prensa: Capello, Mourinho, Zidane
    Los más alabados: Camacho, Pelegrini, Benítez, Lopetegui.
    Y el caso más especial: Del Bosque y Anceloti, criticados cuando entrenaban al Madrid y alabados cuando ya no estaban.
    Juzguen ustedes mismos.

  4. No solo es el mejor entrenador posible para el Madrid, si no que creo que es ( o está en camino de serlo)uno de los mejores entrenadores de la Historia. Para mí a parte de sus conocimientos tácticos y del juego tiene lo más importante en un entrenador: una total ascendencia sobre sus jugadores, le ven como uno mito por su pasado como jugador y así consigue que todos vayan a una tras él. Y ésto, en un equipo como el Madrid es algo básico. Saludos amigos madridistas y HALA MADRID.

    1. Así es. Decía alguien por Twiter que el rasgo diferencial de Zidane es que no tiene miedo. Y esa sensación la tengo cada vez que toma decisiones. Siempre transmite es seguridad y serenidad, en cualquier circunstancia y escenario.

      Es un ganador natural, un tipo que dicen con estrella, pero que en realidad está tan acostumbrado a la élite y a ganar, que le sale solo. Y los jugadores lo ven y confían. Y además, se ve ratificado en el día a día, y en el pasado con los éxitos y resultados.

      Y esto, es impagable. Puedes ser un genio táctico único, un visionario del fútbol, que si los jugadores no creen en ti, da igual. Pero si estrellas mundiales confían en ti, y dan su máximo, el éxito está mucho más cerca. Y eso es Zidane.

  5. Esta es la historia de una mujer (lo cuento así porque sencillamente soy hombre, las mujeres lo pueden cambiar por un hombre que funcionará de igual manera), superdotada en casi todo, triunfadora, plena de éxitos, belleza fiel e imposible de seducir por los más apuestos y poderosos galanes y los modelos más musculados. De vez en cuando no parece saber criar bien a sus chicos y prefiere a los ya mayores en lugar de a los adolescentes, y eso si, en ocasiones es capaz de dejarse seducir y ponerse mirando a Cuenca por el primer pelagatos muerto de hambre que se le cruce. No digamos ya hacer las maletas y dejarte plantado el día que le pareció mejor. Qué se le va a hacer, al fin y al cabo cuando todo estaba como el culo finalmente volvió. Pues bien, sin duda me seguirá pareciendo siempre una mujer digna de admiración, loable y valorable en sus éxitos, con la que me sería ventajoso probablemente trabajar o formar equipo, pero jamás entenderé que haya gente que la elija como pareja y se casen con ella ocurra lo que ocurra hasta que la muerte los separe.
    Pues bien, Zidane es un personaje de innegable éxito, que gana en buena lid y sin trampas ni argucias, que representa maravillosamente al Real Madrid, caballero y esforzado en el trabajo, una figura histórica que admiran los jugadores, pero que es innegable que ni es el mejor estratega siempre y a todas horas, ni es casi nunca el jugador número 12 con sus cambios, ni sabe exprimir a todos los jugadores de la cantera, y que por desgracia se toma ciertos encuentros asequibles como su día libre. Entiendo y apoyo defenderlo porque el balance sin duda es enormemente positivo, aunque a pesar de los títulos no le considero el mejor entrenador que ha tenido el Madrid, pero lo que no puedo comprender que exista quien lo haya tomado en matrimonio hasta que la muerte los separe. Para eso ya está el cholismo.

    1. Comparar el zidanismo con el cholismo no procede. Es como eso que hace hoy el Marca, que compara la Champions con la Copa del Rey. El cholismo tiene un punto de ridículo porque Simeone no ha ganado ningún título realmente grande. Imagínese lo que sería el cholismo si Simeone hubiera llevado al Atleti a ganar tres Champions seguidas ...

      1. Ayyy, noble y Bélico adalid, te quedaste con la última nota. Ni cholismos ni zidanismos, aquí solo se puede tolerar el madridismo, y de eso a veces no sé hasta dónde llegará nuestro amado técnico, en su conciencia estará. Pero, con toda sinceridad, prefiero que me engañe mi mujer que vernos perder con el Alcoyano. Pues no, mira tú, con los cuernos a mi equipo es con lo que me tengo que acostar si o si de vez en cuando. Yo ya me casé de niño con el Madrid y además vestía de blanco, nadie podrá nunca superar ese compromiso.

    2. La típica falacia del blanco o negro, del todo o nada. A Zidane claro que se le puede criticar como a cualquier entrenador, pero a partir de cierto nivel las críticas superan el nivel de mala fe.

      Respeto las opiniones de aquellos que no están de acuerdo con alguna decisión, o o que piensen que ya ha terminado su ciclo, o que no es el más adecuado para la reconstrucción que hay que afrontar.

      Pero no se escuchan tantas opiniones en esos términos. Más bien suelen ser rechazos mucho más radicales, soeces y sin apenas relación con la realidad demostrable. Cuando un Pulido dice que hay 19 entrenadores mejores en Primera o que no tiene ni idea de fútbol, sinceramente se desacredita como periodista. Ese es solamente un ejemplo.

  6. Sólo un pequeño reproche al artículo:
    Es muy frecuente olvidar que ZZ ha ganado 5 CHL en el Real Madrid: 1 como jugador, 3 como entrenador y otra más como segundo entrenador de Ancelotti.
    Esta última experiencia se añade a su condición de campeón del mundo como jugador y no parece un rodaje menor.

  7. Recuerdo una imitación que hizo José Mota de Míchel cuando este comentaba los partidos de fútbol de la selección. En aquel partido imaginario, Togo nos había metido un 6-0 al descanso, y Míchel (Mota) decía: "Es un resultado engañoso porque de no ser por los seis goles que nos han metido estaríamos hablando de un 0-0".
    Lo mismo pasa con Zidane, de no ser por las 3 Champions, 2 Mundiales de Clubes, 2 Supercopas de Europa, 2 Ligas y 2 Supercopas de España, estaríamos hablando de un palmarés completamente en blanco.
    Compararle con el Cholo me parece de lo más ridículo. Dicho lo cual, creo (y no lo creía hace unos meses) que es el mejor entrenador que el Real Madrid puede tener AHORA.

  8. Zidane me parece la principal figura del fútbol mundial. Como futbolista ha sido uno de los 10 mejores jugadores de la historia. Como entrenador, ya está también entre los mejores de la historia, en los pocos años que lleva entrenando...no hay una figura en la historia del fútbol mundial que tenga su nivel global. Disfrutemos lo que tenemos como madridistas.

  9. A mi me parece un gran entrenador. Es cierto que mi es un técnico de estilo definido y, tal vez por eso, se le compara despectivamente con Guardiola, Mourinho o Klopp. Sin embargo creo que eso se debe a que Zidane, a veces se nos olvida, es casi un recién llegado. No todos los entrenadores vienen formados tácticamente. La evolución del francés en este sentido ha sido considerable. Es verdad que Ronaldo distorsionaba todo. Por eso le doy tanto mérito a la liga del año pasado o a estar compitiendo a estas alturas de año. El Madrid ya no tiene a Cristiano y sus principales estrellas superan con mucho la treintena. Precisamente ahí está el mérito. En una temporada con muchos problemas y sin su principal estrella Edén Hazard, es cuando hemos visto más soluciones tácticas y más convencimiento en el estilo. Defensa adelantada. Presión intensa. Control. Y verticalidad cuando el equipo contrario lo permite. Con apenas 12 o 13 jugadores estamos jugando liga y champions en condiciones adversas.
    Todos los entrenadores ganan y pierden. Todos. Pero solo algunos aprenden, evolucionan y mejoran.

  10. Zidane tiene una capacidad de adaptación que ya quisieran los entrenadores a los que consideran generalmente los mejores...y a los que invariablemente moja tácticamente la oreja...por eso el Madrid de ZZ sorprende y gana a los grandes, incluso con lastres de plantillas lesionadas...que le pregunten al gran Klopp...

    1. Ya está el enterao de turno. Hay entrenadores como Klopp o Mourinho que tienen un estilo y una definición táctica casi desde el principio. Es algo que puedes ver en todos sus equipos. Son entrenadores con un dibujo definido que se adecua a ese estilo en concreto. Por ejemplo Van Gaal apenas cambio sus dibujos en Ajax, Az o Bayern y un poco más en Barcelona. Igual que Guardiola y otros. Zidane, a diferencia de ellos, no llegó con ese bagaje táctico. Era de esos entrenadores que se adaptan a lo que tienen e intervienen poco tácticamente hablando. Eso ha ido cambiando con el paso de los años y el aprendizaje en ese rol de entrenador. Te recuerdo que su experiencia se limita al Madrid. Sin embargo últimamente interviene mucho más y ha enriquecido sus planteamientos. El fútbol ofensivo con presión adelantada es muy reciente en él. La formación táctica estimado JR no te la da ser jugador, de hecho Van Gaal y Mourinho fueron bastante mediocres, te la da el deseo de aprender. Algo que te vendría muy bien.

  11. Personalmente creo que el sempiterno tema de los entrenadores van en paralelo a una frase "bíblica" : la parte contratante de la primera parte será considerada como la parte contratante de la primera parte. O lo que es lo mismo, que vas y ganas algo con el Madrid, pues eso...
    Por otra parte, hay tíos como castillos, sobrados de conocimientos táctico/técnicos a los que se han zampado los nenes de turno en un santiamén, caprichitos mediante, con lo que ponerse a analizar lo adecuado de un entrenador u otro?????
    Este señor se ha hecho respetar, tanto dentro(club) como fuera(nocilleros) no tanto por los aficionados sabelotodo como el escribiente al aparato.
    Si le "odian" tanto los medios (no serían mejor enteros) pues seguro que es el idóneo.

  12. No llegó Zidane con bagaje táctico, no.
    17 años como profesional y 13 en la élite no dan conocimientos tácticos.
    No merece la pena nombrar sus éxitos en sus primeras temporadas como entrenador.
    Porque ya sabemos que por táctica no fue, todo menos eso.
    Es increíble el ego de algunos aficionados, tratan al resto como "enteraos".
    Luego piden educación y respeto, menos para el Madrid, a ese que lo pisoteen.

    Ya sabéis. Para saber de táctica, un entrenador tiene que tener:

    Mala plantilla /un esquema y estilo fijos e inamovibles/ "intervenir" más (LOL).

  13. Quitando el detalle de que creo que Zinedán es uno de los mejores entrenadores que pueda tener el RM (entre otras cosas porque a él no le van a hacer la cama los chiquillos del vestuario) y que personalmente me cae muy bien, me parece excesivamente ventajista venir ahora con elogios desmedidos. Si echo la vista atrás (en esta segunda época como entrenador del RM), veo más sombras que claros. No recuerdo más de 10-12 partidos en lo que llevamos en estas (casi) dos temporadas y media en los que haya disfrutado del juego del equipo. Por el contrario, la sensación general que tengo de este período es de infinidad de partidos (los más) en los que hemos hecho o rozado el ridículo y otra infinidad en los que me he aburrido como una ostra. Ojalá este último sprint de lo que queda de temporada nos lleve a conseguir ganar la liga y a llegar a la final de Champions (y, por supuesto, ganarla), a ser posible, con buen juego. Pero, desgraciadamente, mis dudas en las capacidades de Zinedán como entrenador permanecen.

    Quién sabe, a lo mejor es un entrenador excelso para las grandes ocasiones y mediocre para las fases intermedias (inicios de temporada, eliminatorias de Copa), o que centra toda la planificación en llegar a tope al final de la misma. Pero, aunque he disfrutado mucho las dos últimas eliminatorias de CL, y los dos últimos partidos de liga, es preciso poner en la balanza, también, lo que ha pasado el resto de la temporada. Para ser justos, también hay que decir que los arbitrajes masacran al equipo (aunque juguemos una patata, si te hacen un penalti y ganas por 1-0 ó 0-1 el penalti hay que pitarlo, sin que me valgan las excusas de que con lo mal que han jugado no nos podemos quejar), y, a lo mejor, esas fases iniciales o intermedias las pasaríamos mucho mejor, que es, precisamente, lo que le hacen al farsa. Sin embargo, me surge siempre la misma duda: si Hazard hubiese estado para jugar... ¿habríamos ganado el martes de la manera en que lo hicimos? ¿Le sale mejor la jugada a Zinedán cuando faltan determinadas vacas sagradas?

    En fin, dudas aparte, como siempre digo, ojalá Zinedán termine metiéndome un zasca de órdago y nos llevemos los títulos queedan en juego, porque eso es lo verdaderamente importante.

    1. Pero, ¿y que entrenador tiene a todo el equipo enchufado las 38 jornadas jugando de maravilla? Lo primero, como dices es tener en cuenta las circunstancias, que son 3, a mi parecer: 1) Un año con cero refuerzos, 2) Bajas continuadas y muy importantes y 3) un arbitraje infame.

      A partir de ahora, cuando uno valora la temporada del Madrid, el equipo está compitiendo por las dos competiciones más importantes, con algunos partidos lamentables de juego pero otros muy buenos.

      La temporada pasada el equipo venía de una temporada donde podríamos habernos quedado hasta fuera de Champions, con el equipo roto. Zidane lo resucitó.

      Al final no hay entrenador perfecto. Miremos las últimas temporadas de Kloop, Mourinho o Guardiola. Eliminaciones en Champions o ligas sin competir o equipos rotos. Si alguien piensa que Zidane no es lo suficientemente bueno, lo respeto, pero que me de una alternativa mejor.

  14. El divino calvo. A veces me ha desesperado con ciertos jugadores, por ponerlos o por tenerlos en la grada. Pero siempre nos deja con cara de idiotas a todos. Porque lo vuelve hacer cada año. Menos un año, que la liga se abandonó rápido, los demás años llegando a final de temporada ganando títulos. Lo de este año, para mí es el más meritorio de todos.
    Grande Zizou. Para mí es de los grandes de la historia del Madrid. Dentro del top ten.

  15. Esto es como con los artistas que mueren y los encumbran, cuando en vida eran ninguneados. Pasó el verano en que Zidane se fue y vimos el descalabro del equipo con Lopetegui y Solari, y con qué ilusión recibimos la vuelta de Zizou aún sin Cristiano en el equipo. El equipo volvió a levantar el vuelo y volvimos a ganar sin el mejor jugador de la última década y segundo máximo goleador de nuestra historia. Que tiene sus virtudes y sus defectos, sus aciertos y errores. Que se irá algún día del Madrid hay que darlo por descontado, pero por su forma de ser y lo que nos ha dado y nos sigue dando, le vamos a valorar más cuando no esté que ahora.

  16. Meter a D. Santiago Solari en estos dimes y diretes, me parece una falta de respeto, una más, o es que este Señor no tenía conocimientos? A parte de la elegancia con la que se apartó, después de aguantar lo inaguantable.
    Llegó en momento muy complicado, arriesgó, le echó un par y los nenes, con dos cabezas visibles al frente se la jugaron, que por cierto ahí están pugnando por el balón de oro.
    Por lo que da la sensación de que no sólo de pan(táctica) vive el hombre.

  17. Ganar con el mejor jugador de la historia en tus filas tampoco está garantizado. Ese jugador, en una mejor plenitud, lo tuvieron a su disposición tanto Mourinho como Carletto y Benítez, y no ganaron tanto. De hecho, la final de champions del 2018 se ganó porque Zidane jugó muy bien sus cartas sacando a Bale -que estaba en un muy buen estado de forma- cuando el Liverpool ya estaba fundido. Y durante ese partido la actuación de Ronaldo fue, digamos, discreta. Esto no es siempre "cuando quiera er shiquitito".

  18. Mi opinión es que Zidane es con muchísima diferencia el mejor entrenador que existe hoy en día y lleva dando lecciones de táctica, gestión de jugadores, adaptación del juego durante el partido y estudio de los contrarios desde que llegó. Además entrena al Madrid por que él quiere entrenar al Madrid, por eso volvió. Sin teatro ni gestos extraños en la banda, sin polémica, siempre con su equipo y con sus jugadores. Es lo mejor que le ha podido pasar al Madrid.
    Algunos dicen que tarda en hacer los cambios, para mí es otro signo de inteligencia. Suele esperar a ver los cambios del rival y analizar para luego hacerlos él.
    Y pensar que a veces algunos madrilistas piensan en echarle...

Responder a paquito de jerez Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tweets La Galerna

Parece que ya no hay tantos memes mofándose de @vinijr.

✍️🏻@Ramon_AlvarezMM escribe sobre ello en La Galerna.

https://www.lagalerna.com/vinicius-y-los-memes/

«Nadie duda que de haberse invertido los roles y ser el Madrid el equipo con más carencias, nuestro rival habría salido a arrasarnos, tratando de endosarnos una goleada lo más abultada y dolorosa posible».

Nanook no quedó plenamente satisfecho ayer.

https://www.lagalerna.com/el-real-madrid-de-bud-spencer/

🧐@AthosDumasE ha diseccionado el clásico y nos ofrece las claves de la victoria del @realmadrid en el Camp Nou.

https://www.lagalerna.com/las-claves-de-la-victoria-del-madrid-en-el-camp-nou/

El #Portanálisis de La Galerna. Repaso diario para sacar punta a las portadas de los diarios deportivos más destacados del país.

👉🏻👉🏻👉🏻http://bit.ly/3pwPYtx

2

¿Os satisfizo (ojo, no confundir con satisfayer®) completamente la victoria frente al Barça?

Nanook The Eskimo parece que se quedó a medias.

https://www.lagalerna.com/el-real-madrid-de-bud-spencer/

homelistpencilcommentstwitterangle-rightspotify linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram