Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
Que vuelva Valdano

Que vuelva Valdano

Escrito por: Antonio Valderrama19 abril, 2019
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

El madridismo vive en un limbo extraño y surgen debates, de algo hay que hablar, estamos todavía en abril, con tanto tiempo para pensar y encerrado en una habitación cerrada por fuera un hombre puede volverse loco. El madridismo es ese hombre. No puede hacer nada, sólo divagar, desconoce los designios de Dios (Florentino) y puede intuir los de su príncipe en la tierra (Zidane), aunque nada cierto descubre, todo es confusión y rumor, los sacerdotes (los periodistas) interpretan las escrituras y escudriñan las entrañas de las bestias sacrificadas y, en fin, nada se sabe con certeza. Se habla últimamente de Valdano, de una posible vuelta, algunos rumores al respecto han sacudido la opinión pública madridista, sobre todo en Twitter.

Valdano es un tema recurrente. Y cíclico. Siempre vuelve, como el Madrid, o eso dicen, sobre todo en tiempos convulsos, cuando parece que no sólo el equipo sino también el club necesitan un repaso catártico. Se acude a Valdano, en mi opinión, porque es una figura interesante y también, por qué no decirlo, porque no hay muchos más recursos del tipo discursivo a los que el madridismo contemporáneo pueda acudir.

Valdano escribió hace poco un artículo en 'El País' que resulta ilustrativo leer por cuanto de visión florentinista conserva y también por cuanto tiene de mirada dual, desde dentro y desde fuera: siempre ha sido un poco así, siempre ha sido uno de los nuestros y a la vez uno de los otros, un ex-jugador, primero, ex-entrenador, después, ex-mano derecha de Florentino por dos ocasiones, amigo del presidente siempre y un tipo en el que se unen la herencia ochentera de la Quinta y la épica europea de las UEFAS y la capacidad de observación externa de los analistas no alineados. Es una figura curiosa, Valdano.

Escribe en 'El País' una reivindicación sin paliativos del gran proyecto arquitectónico del presidente Pérez, su legado tangible para la posteridad. “Parte del pueblo madridista pide jugadores antes que un techo retráctil. No puedo estar más en desacuerdo. Me hizo recordar a aquel jugador que dudaba entre comprar un coche o una casa y lo resolvió comprando una casa rodante. Un estadio bellísimo, cómodo, rentable, cuya arquitectura le convertirá en un gran centro emocional de la ciudad, es lo que merece y necesita un club como el Madrid. Con Santiago Bernabéu, no lo olvidemos, primero se construyó el estadio y luego llegaron los grandes jugadores”. Esto no es otra cosa que bernabeuísmo, una desusada lección de Historia madridista. Es algo de lo que carece el florentinismo: no se explica, pretende articularse en torno al legado de don Santiago sin hacer ninguna pedagogía sobre el propio pasado del club, del que dice beber directamente. Valdano puede ser ese pedagogo, por qué no decirlo, quien le escriba los discursos al presidente, quien marque la pauta general del modo en que la institución quiere verse reflejada.

Se dice con frecuencia que Valdano es una especie de impostor, que no es madridista, que es un quintacolumnista del menottismo, un guardiolista vestido de blanco, poco menos, pero tiene frases capaces de mutar en axiomas cuyos ecos son inconfundibles, puro casticismo del viejo Madrid. ¿Qué otra cosa es si no el miedo escénico? Porque del miedo escénico mama directamente el espíritu de Juanito, creación de Ferreras, el otro gran muñidor de mensajes de Florentino. Ambos, Ferreras y Valdano, percibidos por el gran público como agentes libres distanciados de la imagen canónica del “madridismo de derechas” con que el antimadridismo reputa desde antaño sociológicamente a la grey universal del club. También tiene Valdano en su historial arranques personales muy toreros. El pueblo madridista, como él dice, recuerda casi siempre su choque con Mourinho que lo despidió por última vez (hasta nueva orden) del Madrid. Sin embargo en 2004 bajó al vestuario del Pizjuán a decirle cuatro cosas a Iturralde, a Caparrós, a Pablo Alfaro, a Del Nido y al que se pusiera por delante, lo tuvo que echar de allí la policía. Un gesto que bien puede ser confundido con un desplante mourinhista.

en 2004, jorge valdano bajó al vestuario del pizjuán a decirle cuatro cosas a iturralde, a caparrós, a alfaro...

Es manifiesto que el encontronazo con Mourinho trascendió lo personal. La ola mourinhista se llevó a Valdano por delante entre otras cosas porque el mourinhismo era lo que necesitaba el equipo, el club y la masa social en aquel momento. Mourinho era en 2010 una necesidad inaplazable, una urgencia histórica. El Madrid afrontaba una crisis que del césped saltó a las cabezas de la gente y que incendió su imaginación poniendo en riesgo la confianza absoluta en sí mismo que el madridista había aprendido con Bernabéu y Di Stéfano. Es decir, el Madrid afrontaba a Messi, a Messi y a Guardiola, y la situación era, resumiendo, crítica. Mourinho era el electroshock inevitable que impidió sucumbir al desasosiego, que puso en órbita otra vez al Madrid, que puso al enorme barco blanco en disposición de surfear el tsunami. Valdano no tenía sitio en aquel estado de cosas, en las guerras todo se simplifica, se reduce y se difuminan los grises y aquello en efecto era la guerra; su mensaje, inseparable de la esencia ambigua del personaje, podía ser entendido como quintacolumnismo y traición, en todo caso era incompatible con la necesidad de pelear cada centímetro del espacio real y mental al contrario, estaba en juego la preeminencia del Madrid en España, estaba en juego el estatus.

Ha pasado mucho tiempo. El momento es otro. Salvado aquel match-ball histórico, el Madrid afronta no obstante una coyuntura difícil. También en lo institucional, donde agotado el relato de los jerarcas que hicieron saltar Europa por los aires, el Madrid parece, ahora, gobernado por un Consejo de Ministros lleno de tecnócratas del Opus. Es la imagen que da 'Real Madrid Televisión', la sensación general. Zidane es un mensaje en sí mismo, un icono incomparable, pero Zidane no lo puede hacer todo: reconstruir este equipo destruido y con la moral por los suelos ya es bastante tarea como para pedirle además que piense al Madrid. La espada y la pluma siempre fueron de la mano y, ¿cuenta Florentino con alguien más aparte de Valdano de quien echar mano para contar de nuevo el Madrid? Al fin y al cabo se dispone de la mejor materia prima imaginable, el Madrid es per sé una gran historia, una historia infinita que puede decirse de muchas formas diferentes. Pero la cosa es que sólo se expresa en el campo. Cuando eso sucede, la retórica del "el estilo del Madrid es ganar" exhibe dolorosamente todas sus limitaciones: se deja de ganar y el Bernabéu desaparece tragado por un gigantesco cráter, todo es zozobra y un paisaje lunar que devasta cualquier esperanza presente y futura. El Madrid no resiste otra temporada como ésta y es verdad, menos aún en tiempos en los que el fútbol va a toda pastilla; los batacazos estrepitosos suelen coincidir con espléndidas temporadas del Barcelona, lo que ahonda la crisis moral, pero este año ha sido otra cosa, una caída absurda y abrupta desde el cielo hasta el cemento sin estaciones intermedias, sin transición suave. Un año así se lleva por delante cualquier mito.

Ítem más, quien seguro no resiste otro año así es Florentino. Valdano puede ser otro de sus parapetos, extradeportivos en este caso, un Zidane de los canutazos de 'Movistar Partidazo' en el palco durante los intermedios de los partidos, un Butragueño con más gracia y punch que, por qué no, reserve al Buitre y lo distancie del foco, pensando ya en la sucesión presidencial.

A Valdano se le ha dicho de todo. Lo más bonito, filósofo, Valdanágoras, poeta. Es gracioso que se usen cosas así de forma despectiva, en la antigua Grecia los legisladores eran poetas, primero, y los filósofos vinieron después, en una suerte de evolución intelectual, metafísica. En el barro tuitero es un insulto y en algunas trincheras tardomourinhistas, nostálgicas, Valdano es poco menos que Lenin o Bin Laden, un antiCristo. Valdano habla muy bien y da gusto escucharlo en los partidos, sobre todo si se le compara con lo que hay por ahí narrando en las radios más escuchadas de España, en otras televisiones. Valdano escribe en 'El País', aunque eso por supuesto no significa nada, en 'El País' escribe ya cualquiera, en 'El País' escribe Carlin, Diego Torres, Besa, en fin, pero no es ese el punto, el punto es que Valdano tiene conexión directa con quienes le llevan haciendo décadas el relato al Madrid, y no precisamente un relato benigno, veraz, favorable ni amistoso. Valdano está aquí y está allí, pero por encima de todo el Madrid no puede prescindir de un tipo que además es elegante, viste bien, cae bien (en esta vida, dicen los viejos, es mejor caer en gracia que ser gracioso y Valdano cae en gracia a quienes detentan la hegemonía cultural en España, a quienes dictan las normas y deciden lo que está bien y lo que está mal) y escribe libros; no puede prescindir, digo, de alguien como Valdano cuando enfrenta un panorama atroz y tiene que reinventarse otra vez, echar quizá a media plantilla, casi seguro que a algunos mitos vivientes del fútbol mundial y naturalmente de su última y brillante historia reciente.

Además, el Madrid no puede permitirse seguir siendo identificado con tipos periodísticos o con caracteres, quizá fabricados ad hoc para el medio televisivo-tertuliano, personajes, vaya, que representan una idea estética y éticamente muy contraria al ideal histórico del club. Se dirá: tampoco puede confundirse con un guardiolismo apenas disimulado pero, ¿no ha sido toda su vida Valdano un tipo que ha escrito y dicho lo que ha querido? Alaba a Guardiola y critica a Bale, pues como yo mismo o cualquiera con éste personaje de la constelación balompédica o cualquier otro, la fidelidad a una institución, el amor por ella, no debe estar reñido con las ideas propias, las juzgue el pueblo equivocadas o correctas. El fútbol, siendo una guerra por medios no violentos (o no demasiado) exige lealtades absolutas, por lo menos la apariencia de tales. Valdano se sale de ese corsé pero el ciclón mourinhista hizo dudar también de su madridismo, cosa por lo demás que cualquier audición desprejuiciada de sus comentarios durante las retransmisiones de los partidos del Madrid permite falsar. Yo no sé si es verdad eso que salió en 'El Confidencial' de que Valdano estaba asesorando a Florentino y Zidane en la reconstrucción, de que era una especie de eminencia gris en la sombra. Al fin y al cabo la noticia la firmaba Fermín de la Calle, un periodista divorciado de la veracidad y la diligencia informativa. En todo caso me permito expresar aquí una clase de vindicación del valdanismo, de un valdanismo austero y reformulado que devuelva el mimo de la palabra al objeto madridista, y lo embellezca.

Antonio Valderrama
Madridista de infantería. Practico el anarcomadridismo en mis horas de esparcimiento. Soy el central al que siempre mandan a rematar melones en los descuentos. En Twitter podrán encontrarme como @fantantonio

36 comentarios en: Que vuelva Valdano

  1. No me apetece atizar al autor del artículo, ni a usted, Yebrita. Opiniones hay para todos los gustos y son tan respetables como la mia propia, pero yo a Valdano, cuanto más lejos, mejor

  2. No entraré en valoraciones personales sobre Valdano. Solo diré: la propuesta de Valdano para plantar cara al Barcelona de Guardiola fue Pellegrini.
    Antes de eso, la propuesta para sustituir a Del Bosque fue Queiroz.
    Ambas propuestas se materializaron y ahí están los resultados.
    Valdano no, gracias.

    1. Pellegrini sacó 96 puntos, llegó a la última jornada vivo. Probablemente de haber seguido Manuel Pellegrini hubiéramos ganado lo mismo que con Mou, osea, poquísimos títulos. Ese Farsa era intratable ...

      1. Alcorcón.
        Lyon.

        En los tres años de Mou podemos estar seguros de que Pellegrini no habría ganado la Copa ni la Liga ni en sueños. El estilo de Pellegrini se aproximaba al del Barcelona, y en ese estilo, el Barcelona era el mejor.

        Y no habría traído a Modric, que fue una cabezonería de Mou.

        Mou en horas bajas le da mil vueltas a Pellegrini.

        1. Lo cierto es que Mou vino a derrotar al Barça y cuando se fue del Barça nos saco más de 10 puntos.
          Lo cierto es que Mou vino va a ganar la Champions y no llegamos ni a la final.
          Como puedes ver el vaso siempre se puede ver el medio lleno o medio vacío.
          Insisto con Pellegrini hubiésemos ganado la Copa y la Liga posiblemente también en 3 años me parece una cosecha bajísima por mucho que el Barcelona tuviese aquel equipo ...

    1. Ya, ya, eso lo sabemos todos.
      Pero el presi le echa a Del Bosque y se trae a Queiroz. ¡Queiroz! Si le hubiera salido bien la apuesta, nos habría tapado la boca a todos. Pero le salió mal.
      Y la apuesta de Pellegrini también le salió mal.
      Sí, somos resultadistas, y por eso decimos ¡Valdano, no!

    2. "Valdano nunca fue partidario de echar a Del Bosque".

      Eso no es así. Le echó porque nunca le gustó, porque el Madrid jugaba de pena y porque se puso de perfil cuando Hierro se le encaró en el vestuario. Y fue una decisión acertadísima. Otra cosa es que no supiera cómo suplirle.

      1. Decisión acertada dijo la reencarnación de Helenio Herrera Saqui Miguel y Miguel Muñoz. Te quieres ir ... valiente Cagadon fue echar a Del Bosque que era Bicampeón de Europa Y Bicampeón de Liga en 3 años y medio y TODA la plantilla a su lado ...

          1. Por supuesto que quiero un entrenador al que quiera la mayoría de la plantilla, y además que conozca la casa, casualmente esos entrenadores son los que han triunfado en el Madrid, hace falta que te los enumere? Muñoz molowni Del Bosque Zidane ...
            El fútbol y la vida son más sencillos cuando estás a MUERTE con tu jefe. Saludos

  3. Pues, con algún matiz, estoy muy de acuerdo con el autor del artículo. La falta de una política de comunicación es un grave problema para cualquier institución. En el Madrid, que vive de su imagen mítica, es una tragedia que se nota más cuando el equipo no marcha bien. En ausencia de esa política, el mensaje del club se identifica con los Ronceros, Juanmas, Pedreroles, Duros....Y eso es más tragedia, todavía. Butragueño como imagen del club está bien en la UEFA, pero no para responder día a día a una opinión publica manipulada por una prensa mayoritariamente antimadridista. Valdano, o en otro estilo Alvaro Benito (cuyo cese puede estar justificado, pero a mi me pareció un error) son necesarios mientras el club se decide a tomarse en serio la política de comunicación

    1. Igual que defiendo a Valdano en el área de comunicación del club, lo quiero lo más lejos posible del área deportiva. Su ojo para fichar jugadores o entrenadores es pésimo, y su idea del fútbol alejada de la que Ami, al menos, me gusta

  4. ¡jaja! ¡Qué atrevimiento escribir un artículo así! Pero es verdad que Valdano tiene sus luces también. Como cuando puso de patitas en la callea a Hierro y echó del banquillo a Del Bosque. Lástima que no supiese dar con el entrenador adecuado para sustituirle ni supiese renovar la plantilla. Nunca ha sabido.

    A mí siempre me ha gustado cómo escribe. Lo que pasa es que me cuesta mucho superar esa sensación de que, en realidad, lo que él habría querido de verdad es ser parte del Barcelona de Cruyff. Eso y que como director general deportivo fue una nulidad. Pero en algunos aspectos, sumaba.

    Saludos.

  5. Si hay algo que no me gustaría, es que vuelva Valdano. Es tan mal sujeto como pésimo escritor. Un farsante típico argentino, lo que se perfilaba en que se convertiría Solari si permanecía en su puesto. Tener esos individuos en casa y con prebendas es dormir con el enemigo.

  6. Estimado Antonio

    Entiendo su línea argumental, y coincido en la necesidad de cambiar el relato que se hace del Real Madrid.

    Sin embargo este traidor, miserable, y torticero que propone como representante del club con la prensa. Lo considero insuficiente para conseguir el propósito.

    Es cierto que Real Madrid TV por consanguineidad, no tiene fuerza moral en su discurso. Y por tanto no se puede utilizar para crear este discurso, que en momentos críticos nos permita denunciar lo que es una evidencia, la falta de ecuanimidad de las instituciones españolas del mundo del futbol.

    Sin embargo MOVISTAR, con quien acabamos de firmar un acuerdo si es un punto de partida donde apuntalar este discurso.

    Pero tengan encuenta que quienes nos hacen daño día si día también, son los medios de la radio. Los "manu carroña", "jorge javier castaño", "el vizconde de brunete". Estos que callan una agresión de messi a un jugador del RCF español, o que dicen que suarez es muy listo porque no le pillan agrediendo a un contrario.

    La clave está en ir sustituyendo a estos enemigos declarados de nuestro club, por las buenas o por las malas. No en poner a este chaquetero a responder a monica marchante sus impertinencias en el descanso. Valdano es únicamente socio del valdano club de futbol

    1. Por curiosidad en qué ha traicionado Valdano al Madrid? Porque jamás jamás le leí o escuché ningún resentimiento... por favor aporta pruebas o deja de decir pamplinadas

  7. Ni en pintura. Ya puestos, podemos traer a Poli Rincón. No te jode!. Vamos a ver. El Madrid tiene un problema con la prensa muy serio. Se trata de una prensa que no cuenta lo que pasa con el mismo criterio, con la misma vara de medir. Se basa, más bien, en la "grandeza" del Madrid y en que, al existir la misma, hay que sacar de quicio cualquier asunto que tenga que ver, aunque sea de refilón, con este club. En ese escenario participan todos. Los antis (la mayoría), los pros (Roncero, Duro. Que no sé qué será peor). los filósofos que parecen que han inventado el fútbol y se las dan de madridistas pero solamente admiran al rival (léase el traidor este). etc... Y el Madrid necesita a alguien que no esté en ninguno de esos falsos "bandos". Que defienda al Madrid de las dobles varas de medir, de los criterios distintos,.....de toda esta mierda. Que cuando Mónica Marchante le haga una pregunta indecente le responda como es debido (por ejemplo a "¿Qué opinión le merece el penalti pitado sobre Lucas Vázquez?" aquél día de la Juve, responda "Penalti clarísimo. Y ¿Qué opinión le merece a Vd el gol mal anulado a Isco muchos minutos antes?". Y si ella dice "quién hace las preguntas soy yo", nuestro hombre le responda "y quién hace las respuestas yo". Y punto). Para eso hay que estar fuera de ese circo insano y miserable de la prensa. Ni "a favor", ni "en contra", ni "pro", ni "anti". Simplemente FUERA. Y, vamos, Valdano a compadreado con ellis, no mucho .....lo siguiente.

  8. ``pero este año ha sido otra cosa, una caída absurda y abrupta desde el cielo hasta el cemento sin estaciones intermedias, sin transición suave. Un año así se lleva por delante cualquier mito.´´
    Me parece muy exagerado esto. El problema ha sido el perder a tu máximo goleador histórico sin fichar a un goleador que lo supla, y pasar del mejor entrenador de la historia a fichar de una forma absurda a uno que no daba el nivel (y eso se veía venir).
    Hay jugadores con presente y futuro, muchos jóvenes que no explotan de un día para otro, y necesitan paciencia.
    Hay que fichar, tanto los que se necesitan ahora mismo como para cubrir futuras bajas si algún jugador decide cambiar de aires. Pero independientemente de lo que haga el barsa, la situación no es tan grave.

  9. Por otra parte, yo he sido mourinhista, pero negar el madridismo de Valdano es digno de la peor de las sectas. Yo en su momento lo veía como un mal director deportivo, ya sea porque sus decisiones no eran acertadas, o porque no lograba convencer a Florentino para que aceptara sus consejos. Pero ya está. Y sí, un poco demasiado blando con el establishment, como muchos ex-jugadores. Pero es que el primer blando es Florentino...si la línea del presidente es poner la otra mejilla y no denunciar los robos y la corrupción, pues igual muchos siguen esa línea para no contradecir al club o no perjudicarle, salvo casos excepcionales como el gran Arbeloa.

  10. Traer de vuelta a Valdano tiene algo de maquiavélico, igual que el mismo personaje. Podría salir bien, pero sería mejor encontrar lo que puede aportar el argentino en otra persona, aunque no se me ocurre quién. ¿Qué fue de Pardeza?

  11. ValdASno fuera de temas relacionados con gestión deportiva siempre,no olvidemos que el recomendó a Pablo García,y cómo portavoz está muy quemado por su relación con Vomistar, demasiado complaciente con Prisa, enemigo declarado del Madrid.

    Pero que el Buitre no sirve para responder a las preguntas de la Marchante y asociados está claro,por tanto de portavoz habría que colocar a Arbeloa,un tio que no es dudoso de Madridismo, escarmentado de las ostias que ha recibido por la prensa y que se sabe manejar ante los micrófonos.
    También estaría bien mejorar la comunicación en las RR.SS ,no simplemente para emitir comunicados o subir vídeos, interactuar más con los hinchas cómo hacen las cuentas de otros equipos europeos.

  12. A ver, yo creo que el fondo del artículo es que la política de comunicación del Madrid no es buena.
    Lo que está claro es que la batalla del 'relato' (como lo llaman ahora) la vamos perdiendo, eso está claro.
    Que Valdano sea la solución...no lo sé.

  13. No lo quiero ni en pintura, ni aunque su cometido fuera únicamente blanquear la imagen del madridismo, ensuciada por prácticamente todos los medios sin que el club haga nada para acabar con el doble rasero de la prensa, infravalorando siempre los triunfos o poniéndolos directamente en cuestión. Respeto la opinión del autor, pero no la comparto (Yebrita, me he sorprendido, suelo coincidir contigo casi siempre).
    Estoy de acuerdo con Julia, con Toni y sobre todo con William O'Murphy, pues soy de su misma opinión desde hace tiempo: Arbeloa para responder a la prensa, y además que lo hiciera a su manera, con sarcasmo, mostrando a los medios su falsedad, su lameculismo a la hora de hablar del VARça o el Atleti frente a las críticas al Madrid por cualquier nimiedad.
    A Valdano no lo quiero ni para asesorar en el área deportiva (ya demostró su poca visión), ni mucho menos en el área de comunicación, donde su bienquedismo lograría cabrearnos más a los que demandamos algo de heavy metal en las respuestas a la prensa.

    1. Querido Barney, yo también siento diferir en esto comtigo. En realidad siempre he visto mucho odio y resentimiento del madridismo en general contra Valdano y nunca lo he compartido. Es cierto que alguna vez la ha cagado y no lo defiendo a ultranza, pero siempre me ha gustado, desde su etapa de jugador.

      1. Valdano le pese a quien le pese es un embajador del club por todo el mundo. En todo América, e incluyo Usa tb, es un tío SÚPER identificado con el Madrid que JAMÁS dijo nada en contra del Club ni ha sido un resentido tipo del Bosque.
        La animadversión de parte del madridismo hacia su persona es por temas políticos (siempre se ha declarado de izquierdas) y en los últimos años por sus discrepancias con Mou.
        En cualquier caso forma parte de los hombres más importantes de la historia del club siendo campeón como jugador técnico y director general. AHÍ QUEDA ESO

  14. Ojo al interminable articulo que nuestro Jorge Alberto le dedica al "dios" Messi en El Pais.
    Opositando al puesto de DirCom del Madrid, vamos.

  15. No estoy de acuerdo. Lo que pretende el autor es que comulguemos con ruedas de molino y nos adaptemos al Culerismo Institucional por medio de "uno de los suyos". Lo que pide el autor es que pidamos permiso para existir. Valdanágoras es el dizque madridista de Mediapro. Es una coartada, una excusa de presunta imparcialidad. Uno que dice que pitar penalti a Mascherano en el minuto 2 desvirtúa el partido. Vaya defensor de los valores madridistas.

    Como oradores y defensores deberíamos disponer de Arbeloa, Guti o similar. Pero claro, esos no caen bien.

    Me niego a pasar por el aro.

    Valdanágoras no, gracias.

  16. No se si Valdano va a volver al Real Madrid, es una cosa que no me gustaría a mi particularmente, pero si eso nos trae otras 5 champions y 5 ligas ¿Donde hay que firmar?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

homelistpencilcommentstwitterangle-rightspotify linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram