Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Portanálisis
Los invitados

Portanálisis: "Una mirada irónica sobre la prensa deportiva diaria"

Los invitados

Escrito por: La Galerna10 enero, 2020
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Buenos días. Si pensáis que no ha habido en este mundo nada más marciano que una Supercopa de España jugada en Arabia Saudí, con sus dos semifinales y su  finalísima, sabed que hay una película de 1987 protagonizada por Lola Flores, Amparo Muñoz, Pablo Carbonell (sí, el de Toreros Muertos y Caiga Quien Caiga, gran madridista por cierto) y el humorista Pedro Reyes. A este reparto imposible se une un argumento donde el thriller y el noir se concilian con el muy folclórico escenario de un cortijo andaluz. En previsión de que no nos creáis, y a pesar de que no se trata de una de las portadas del día, os traemos el cartel promocional de dicha película.

Como veis, el título del asunto es “Los invitados”, y la traemos a colación porque así, “los invitados”, es como gente como el mismísimo Ernesto Valverde (suerte, Chingurri) han bautizado a Madrid y Atlético (sobre todo al Madrid, no nos engañemos) en lo que toca a esta Supercopa. Como sabéis, al cambio de escenario geográfico se ha unido un cambio en la designación de los participantes, sin que ni Madrid ni Atleti ganaran Liga ni Copa el pasado año como sucedía con los dos participantes del torneo en todas las ediciones anteriores. De ahí lo de “los invitados”, nombre entre condescendiente y despectivo.

Pues bien: resulta que los invitados van a jugar la Final, en perjuicio de los “anfitriones” (suponemos que es lo opuesto a “invitados”). Él fútbol tiene cosas maravillosas y tanto Barça como Valencia (que sí fueron, respectivamente, campeones de Liga y Copa el curso anterior) consideran que les han burlado una Final para la cual ya estaban clasificados, o lo habrían estado de no haber mediado un cambio de formato. Pobres Barça y Valencia, y qué pena que no se haya planteado un partido por el tercer y cuarto puesto.

“Si tú quieres un chou, nosotros tenemos un chou”, cantaban los propios Toreros Muertos, y a fe nuestra que el de ayer constituyó un espectáculo entretenido en el que hubo de todo: muchos goles válidos y bastantes invalidados, penaltis señalados y escamoteados, jugadas de méritos y cagadas como pianos de cola. Por haber, hubo hasta una tangana en la que estuvieron involucrados un Leo Messi más luissuarizado que nunca, un Luis Suárez tan luissuarizado como siempre y un Jordi Alba que es como para comérselo a besos. João Félix les sostuvo la mirada y el gesto a los tres. Tiene calidad y carácter. Si el Cholo, ese Trapattoni con buena prensa, no fructifica en sus intentos de arruinarlo como jugador, hay ahí una estrella en ciernes a cuya futura placa en los alrededores del Wanda cada día le queda menos para llenarse de estiércol.

La más curiosa de las cuatro portadas de la prensa patria es sin duda la de Mundo Deportivo, que da el protagonismo de lo sucedido al VAR, como queriendo decir (pero sin decirlo) que la eliminación del Barcelona es injusta, un agravio, el enésimo atropello del franquismo y de Guruceta revivido. No sabemos lo que Guruceta habría decretado de haber estado ayer a cargo del VAR, pero sí sabemos que en modo alguno perjudicaron al Barça ni el arbitraje de campo ni el del vídeo. Los goles anulados al Barça lo fueron por buenas razones, el penalti pitado en su contra fue penalti, y si alguien podría quejarse ese alguien sería el Atleti, a quien se birló otro descaradísimo de Piqué que el VAR no quiso entrar a valorar pese a que una jugada idéntica le costó al Madrid una pena máxima en contra en la otra semifinal.

Habrá derbi madrileño en Yeda. El Atleti tiene la costumbre de ganarnos en duelos de relativa poca monta como el que nos ocupa para luego capitalizarlo durante tres noches seguidos en Neptuno, pero nosotros tenemos a Zidane, para quien llegar a una Final es ganar una Final. Aquí estaremos para contarlo.

Pasad un buen día.