Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Portanálisis
Homenaje de la UEFA a Lisboa 93

Portanálisis: "Una mirada irónica sobre la prensa deportiva diaria"

Homenaje de la UEFA a Lisboa 93

Escrito por: La Galerna11 agosto, 2020
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Buenos días, queridos galernautas. Las portadas de hoy llevan pocas noticias explícitas del Real Madrid, pero las primeras planas de Marca y As hablan de Lisboa y del Atleti, lo cual evoca en el lector madridista un aroma afrutado a Décima, cosecha del 2014. La UEFA ha pensado que, aunque este año el Madrid haya sido eliminado antes de lo debido, la fase final se juegue en Lisboa y con el Atleti, como homenaje a aquella Champions del gol de Ramos en el 93. Tan solo hace seis años y el Madrid ya atesora otros tres trofeos desde entonces. Qué ritmo.

En la portada de As, Koke se muestra feliz por este homenaje a la Décima y aparece sonriente, con las marcas de transpiración que popularizó Camacho en el mundial de Corea y Japón 2002. Tiene la mirada turbada de emoción y, frente a él, aparece un señor con el corte de pelo tradicional de Corea del Norte. Como ven, ambas Coreas tienen hueco en la edición del As de hoy, qué bonito paso hacia la reconciliación.

Volviendo a las marcas de sudoración axilares de Camacho, mucha gente se mofó, sin darse cuenta de dos cosas: la primera que es una respuesta natural del cuerpo humano y la segunda y más importante, que la leyenda madridista fue el precursor de la norma que indica el límite entre lo que es mano y no es mano; la axila. Nos mostró el camino y no supimos verlo hasta ahora.

En el Marca aparece —creemos que es él— Simeone de incógnito con mascarilla y gorra. La primera impresión que tuvimos tras leer el texto posado sobre la oreja derecha del técnico argentino fue de extrañeza, entendimos que se enfrentaban el Legazpi y el Atlético. No sabíamos cómo se le había podido pasar por alto a todo el mundo que un equipo de barrio madrileño de Legazpi llegase a una fase final de Champions. En principio encontramos una asociación más o menos lógica: el barrio se llama así en honor al almirante Miguel López de Legazpi, fundador de la ciudad de Manila y la zarzuela de La verbena de la Paloma, hace referencia a ello con su célebre «¿dónde vas con mantón de Manila». Acto seguido, nos pusimos las gafas de leer y comprobamos que, en lugar de Legazpi, el equipo al que se enfrentan los rojiblancos es el Leipzig, club alemán erigido por el imperio Red Bull. Vaya chasco.

En la franja derecha del diario madrileño podemos leer que Courtois es único, una deducción lógica irrefutable y una obviedad propia de la enjundia periodística de agosto. También se recalca que Kubo se marcha cedido al Submarino. Nos parece un buen lugar para el excelente futbolista madridista haga la mili. La marina curte y a Kubo le vendrá de perlas. Además, Villarreal está muy cerca de la playa, por lo que el submarino en el que realice su servicio militar podrá sumergirse en la mar. Siempre es más deseable eso que hacer la mili en un submarino de la marina española sumergido en un campo de viñas de La Mancha. Todo ventajas. Y el año que viene, de vuelta al Madrid para cosechar no uvas, sino triunfos.

Según Mundo Deportivo, en su portada aparecen dos personas diferentes, pero aun poniéndonos las gafas de leer antes mencionadas, tenemos la sensación de que son el mismo alemán en poses diferentes. En la imagen de arriba, el portero germano aparece sobre un trampolín preparado para realizar un salto carpado con medio tirabuzón. En la fotografía de abajo, el mismo alemán, aparece con otra camiseta, señalando con el dedo y gritando, como chivándose de alguna trastada de un compañero de colegio. Dicen que para algunos todos los chinos son iguales, pero a nosotros lo que nos cuesta es distinguir unos de otros a los porteros alemanes.

En Sport también aparecen los porteros gemelos germanos y el Cholo Simeone, esta vez desprovisto de EPIs. Destacan que el Barcelona tiene un plan anti-Bayern. Era de esperar, los azulgranas siempre fueron más antialgo que otra cosa. ADN Barça.

Que pasen un buen martes y échense una rebequita, no vayan a coger frío.