Las mejores firmas madridistas del planeta

Baúl

Escrito por: Juanma Rodríguez19 octubre, 2015
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Baúl. Así le llamaban a Raúl González Blanco algunos madridistas, algunos de esos que van cacareando por ahí como gallinitas cluecas, y porque antes se lo escucharon a otros, eso del "nivel de exigencia" y la "autocrítica". Pamplinas. Chorradas. Cuando, por la edad, Raúl dejó de tener la chispa y el empuje de los veinte años, algunos madridistas pasaron directamente a insultarle, a burlarse de él, a faltarle al respeto. Y me juego pajaritos contra corderos a que esos mismos madridistas estuvieron hasta altas horas de la madrugada en la macrofiesta que se organizó este jueves en honor del 7 después de que anunciara que lo dejaba, que colgaba las botas, que se acabó lo que se daba. Uno podía esperárselo de un antimadridista recalcitrante, pero... ¿de un madridista?... De un madridista jamás, de un madridista nunca. ¿O sí?... El caso de Raúl, idolatrado en una primera época, después machacado por un sector muy heavy y muy sabelotodo de su propia afición y, por último, homenajeado por todos, por los que siempre le quisieron y por los que sólo le quisieron por el interés, podría servirnos para hacer un examen de conciencia acerca del ansia devoradora del madridismo, del canibalismo que protagoniza muchas de las acciones de una afición a la que sólo le sirve la inalcanzable y permanente perfección, y que, debido precisamente a que dicha perfección es, como decía, inalcanzable, sufre cuando debería gozar y está frustrada a todas horas y en permanente guerracivilismo cuando debería presumir y sacar pecho.

raul

Cuentan que la primera vez que Winston Churchill entró en el Parlamento británico y tomó al fin asiento vio que, justo un escaño delante suyo, lo hacía también el diputado conservador más veterano, un diplodocus que lo había visto todo y que estaba curtido en mil y una batallas políticas. El joven Churchill le tocó en el hombro y, mirando a la bancada de enfrente, ocupada por los laboristas, exclamó: "¡Así que aquellos son nuestros enemigos!", a lo que el viejo diputado respondió tranquilamente: "No hijo, no; aquellos de enfrente son nuestros adversarios, a nuestros enemigos los tenemos justo detrás". Eso pasa a veces con una parte de la afición del Real Madrid, un sector que se derrumba a la primera contrariedad, que se viene abajo ante cualquier inconveniente, que no es capaz de asimilar que incluso el club de fútbol más ganador perderá algún día, muchos días. Observo cómo muchos madridistas llevan a gala que en su campo se haya pitado a todos, incluído don Alfredo di Stéfano; yo, sin embargo, trataría de ocultarlo, yo intentaría que no se supiera.

Baúl. Así conocían por las redes sociales muchos de estos madridistas de salón, madridistas con un puntito de violencia incluso, a Raúl González Blanco. Pero esta semana no, esta semana se va, esta semana cuelga las botas y hay que disfrazarse de raulista, el más raulista, el más fiel raulista. Pero Raúl, que se fue por decisión propia y para seguir compitiendo y que podría haber seguido siendo aquí un jugador muy útil, continuó marcando muchos goles en la Bundesliga e incluso recuerdo que eliminó él solito al Valencia de la competición europea, después de que allí también se hubieran burlado de él. Y ahora que ha anunciado su retirada, aquellos que le llamaban Baúl reclaman su inmediato fichaje por el Real Madrid... "¿Para qué?"... "De lo que sea", te contestan, "de director general, de manager, de adjunto a la presidencia, de entrenador sin carnet de entrenador, incluso de presidente. Pero tiene que ser ya, mejor ayer. Que deje allí a sus hijos y a su mujer y se venga corriendo. O volando. O a nado. No podemos vivir ni un minuto más sin él".

El día que el madridismo al completo aprenda a respetar como es debido a sus leyendas, el día que el madridismo quiera a sus símbolos cuando la inexorable ley del paso del tiempo empieza a pasar factura, ese día el Real Madrid habrá ganado su Copa de Europa más importante. El día que el madridismo apague definitivamente su ansia de comer carne humana, ese día encajarán perfectamente el mejor club deportivo del mundo y la mejor afición del planeta. Y esa puede ser la lección que extraigamos de la retirada de Raúl, para mí el mejor futbolista español de todos los tiempos y para un sector de la afición del Madrid, espero que pequeño, simplemente Baúl.

En @libertaddigital y @esRadio. Colaboro con @marca, @elchiringuitoTV y Real Madrid TV, además de @lagalerna_. Como dice Woody Allen, el trabajo es una invasión de nuestra privacidad @juanma_rguez

24 comentarios en: Baúl

  1. Buenos días no voy a entrar a discutir con usted si Raúl, es mucho, poco o nada madridista, simplemente comentarle que de alevín, la prueba para jugar en un equipo de la capital la hizo, con el ATLÉTICO, es decir, él y su padre decidieron que su primera opción no era el Madrid, y ese amor es para toda la vida. Luego la torpeza de D. Jesús GIL liquidando la cantera, hizo que acabase jugando en los infantiles y juveniles del Madrid. Para que se me entienda su madridismo es sobrevenido, de interés, no de corazón. Es famoso el dicho popular que asegura que se puede cambiar de país, de esposa, de religión, etc. Pero no se cambia nunca el amor por un equipo de futbol. Esto es para empezar. Lo siguiente, Raúl es ambicioso y pesetero y estas dos características de su carácter, superan su madridismo.
    Su salida del Madrid, fue gris y fría, pero de común acuerdo, gracias a que el Madrid le pagaba el 50% de la ficha mientras jugaba dos años en el Schalke 04, llego incluso a exigir la prima por ganar la Copa del Rey,
    ( 100.000 euros ), cuando ya no jugaba en el Madrid. ¿ Les suena?
    Sus últimos 3,4 años en el equipo fueron un dolor, dado que gracias a sus amistades en la CE.CO.M.A. ( Central Cochinera de Medios Anti Madridistas)tenía que jugar por decreto, siendo su principal valedor un tal D. Manuel
    Lama. ¿Les suena?. Máximo responsable que de ningún delantero centro de nivel viniese al Madrid, en sus 5 o 6 últimos años en el equipo y le pudiese hacer sombra, dada su influencia en el vestuario y su posición dominante. Ojo con el "amigo " Raul

    1. Buenas tardes, este comentario añadido al anterior es para matizar y diferenciar el Raúl persona, del Raúl jugador, que para mí tuvo 7-8 años portentosos, que debieron acabar con el premio del Balón de Oro, injustificadamente otorgado al jugador inglés Owen, premio muy reacio a ser concedido a jugadores españoles, véase el caso inverosímil del año 2010, en el cual ni Iniesta, ni Javier Hernández lo consiguieron a pesar de haber ganado ese año todo, ( claro que si desde su mismo club se hizo campaña por el argentino Messi, pues eso...).
      Que forma parte de nuestra historia y esta entre los grandes nadie lo duda, pero con sus luces y sus sombras, y con su lado oscuro.
      Saludos blancos y comuneros.

    2. Esta vez,y sin que sirve de precedente, no puedo estar más en desacuerdo contigo,amigo comunero.
      Que Raúl fuera a probar de alevín al Atleti solo me indica una cosa (o dos): que su padre fuera del Atleti,o que consideraran que no tendria el nivel suficiente para jugar en el Madrid.
      Ya expliqué hace unos meses en mi articulo de Principio de razón suficiente (que podeis leer aquí) https://www.lagalerna.com/principio-razon-suficiente/ que a veces,lo que es sobrevenido es el madridismo de cuna. Como mi padre es del club A,las posibilidades de que yo tambien sea de ese mismo club aumentan.
      Raúl,en todo caso, lo que tuvo fue un proceso de reconversión al madridismo. Mucho más autentico que aquel que hereda un carnet de socio nada mas nacer.
      Raúl tuvo una salida fria,coincido. Pero en nada tuvo que ver que su primera opcion fuera ser rojiblanco. Los conversos,la mayoria de la veces,son los más radicales con sus anteriores creencias.

      1. Buenas noches D. Jorge, en mi comentario, en ningún momento afirmo que en la salida de Raúl, nada tuvieron que ver sus inclinaciones de joven, en todo caso fue la llegada de Mou y la sinceridad de este al asegurarle que de ninguna manera le podía garantizar minutos o titularidad, lo que le hizo buscarse la vida en Alemania, en el Schalke 04, ( pagando el Madrid la mitad de la ficha por supuesto), por su forma de explicarse parece que conoce a Raúl personalmente y por lo tanto no puedo discutir con usted, las filias y las fobias, de nuestro exjugador, pero en lo que estoy seguro, es que en el futbol, como en la vida, el primer amor jamás SE OLVIDA. Lo único que he intentado es deslindar el Raúl jugador, del Raúl persona, que en mi opinión no es de fiar.
        Muchas gracias por leerme y por comentarme, no deja de ser gratificante su reseña de mi articulo, aunque no este de acuerdo con él, porque a veces uno tiene la sensación de que las palabras son como gotas de lluvia que caen sobre el mar, como en la famosa canción de Massiel, ( LOS MÁS VETERANOS SE ACORDARAN), simplemente recordarle, que sabiendo ya las cuentas del Madrid y del Barcelona, nos debe uno de sus monumentales artículos, sobre la magia que los catalanes hacen con el dinero.
        Saludos blancos y comuneros

        1. Buenas noches otra vez y fe de errores, con lo de la famosa canción me refería a Tierras Lejanas, de Basilio y no a una de Massiel, lo único que no cambia es que sólo los más veteranos se acordaran.
          Saludos blancos y comuneros

  2. Se aferró menos, pero se aferró. El perjuicio deportivo fue menor, pero fue. Y la campaña, de proporciones idénticas, existió. Siempre la misma historia, siempre los mismos episodios, las mismas tramas y el mismo desenlace. Los jugadores pasan, unos más que otros, el escudo queda.

    Jamás silbé a Raúl, igual que no silbé al otro. Pero también me dolió.

  3. Buenos días, estoy de acuerdo en algunas partes del artículo de juanma, y me pasa lo mismo con comunero. Aquí dejo mi reflexión, nos acordamos como se retiro Zinedine Zidane? pues eso, que tomen ejemplo.
    Ah, nunca he silbado a mi equipo.
    Un saludo

  4. Yo silbé al tipejo de Móstoles y lo volvería a hacer. No, no me arrepiento y un sujeto como ese jamás debería volver a 100 km a la redonda del Bernabéu.

    Lo de Raúl es diferente. Salvo una minoría muy minoritaria el reconocimiento del madridismo es casi unánime. Se vio cuando se le despidió en la Asamblea de Compromisarios justo tras ir a Alemania. Cuando se le hizo el homenaje. El sábado pasado. Y se le hará cuantas veces sea oportuno. Tras Gento, que ojalá nos dure mucho, es la mayor leyenda viva de nuestro Club y los madridistas lo sabemos. No es cuestión de explicar las diferencias con el mencionado exportero pero la diferencia entre el cariño de uno con respecto al otro es brutal.

  5. Los que le llamaban baúl son los mismos que pitan a Cristiano, echaban pestes de los fichajes de Pepe, Modric, Bale y dicen y no callan alabanzas de los Borja Valero, Silva, Cazorla..."Esos si que son buenos". En resumen, lo peor de lo peor. Yo no sé el grado de madridismo de Raúl pero ya me gustaría que a los canteranos, criados en Valdebebas desde benjamines, se les pegara sólo la décima parte de lo que fue Raúl de blanco.

  6. Buenos días. Al igual que Chispa, creo que tanto Juanma en su artículo como comunero en su comentario dicen cosas con las que estoy de acuerdo. En el caso de Juanma, siguiendo un poco su trayectoria es entendible que opine lo que opina porque su visión del madridismo es esta, la del apoyo incondicional, y para él Raúl es una parte del escudo. Para mí Raúl ha sido una de las más grandes figuras que ha tenido el club, salido de la cantera por mucho inicio atlético que se le pueda encontrar, y que a base de trabajo y constancia llegó a lo más alto, a punto incluso de ser Balón de Oro cuando ese premio no parecía tanto un producto de márketing como lo parece ahora. Eso no quiere decir que sus últimos años fuesen algo pobres y que, al igual que con Casillas, pareciese que se imponía su importancia como figura en el once más allá de lo meramente deportivo, al menos visto desde fuera, que puede ser que la ignorancia nos ciegue. Igualmente, Raúl tuvo una gran campaña mediática a favor a sus espaldas, que sufrieron tanto Luis Aragonés como Pellegrini, que no olvidemos que fue el primer entrenador del Real Madrid que se atrevió a sentar con asiduidad al 7.

    En definitiva, a Raúl creo que todo el mundo le reconoce su valía pero su camino no fue impoluto, y eso, sin faltar al respeto y más allá de la tontería de "Baúl" (que no deja de ser una tontería), no creo que sea de antimadridistas o malos madridistas decirlo, aunque a Juanma así se lo parezca

    1. Quiero aclarar que soy absolutamente contrario a que se pite a los jugadores de mi equipo (que es el Real Madrid), y que se les falte al respeto. También aue soy de los que piensa que se va al campo a animar al equipo y no a que el equipo te anime a ti. Y fui y soy muy de Raúl, pero sin estar ciego.

  7. Esta vez no puedo estar de acuerdo. El Madrid es más grande que cualquier jugador, entrenador, presidente y, por supuesto, aficionado. Raúl es leyenda, sí, pero estuvo dos años, siendo generosos, por debajo del nivel que se le debe exigir a un jugador del Madrid y ahí es cuando debería haber dado un paso al frente y haber salido de forma digna.

    Y la historia siempre es la misma. En el Madrid deben jugar hasta que puedan ni con su alma. En la Floja, el relevo es natural. Y del Barça siempre se van con homenaje, laureles y sardana en el centro del campo.

  8. Juanma, los madridistas, no, los periodistas. Sí, esos que conoces tan bien y que pululan por las innumerables tertulias y programas de radio y televisión que rellenan hablando del RMadrid. Son esos los que insisten en que se venga ya al RM y otras lindezas. La hipocresía y la maledicencia está instalada en lso medios d comunicación del EGM, esos que conoces tan bien, y que, desgraciadamente haces como ellos, hablas de "gente" y "madridistas" cuando son los medios y periodistas. ¿Quién da la matraca? Los medios ¿quién hace ruido y bombardea a los madridistas y oros aficionados? los mismos ¿Quién exagera y grita en potentes altavoces que es un pecado o lo que sea que Raúl esto u lo otro o lo de más allá? No son los madridistas los que hacen el debate, son los periodistas ya sea por maldad, cizaña o relleno. ¿Quién para glosar la figura de Raúl ha ocupado minutos y horas comparándolo, injustamente como la mayoría de las comparaciones, con CR7? ¿Quién ha presentado los debates y los lanza a la calle? ¿Acaso los madridistas no hablan como todo el mundo d elo que salen y comentan en los medios? ¿Quiénes son los verdaderos responsables de las cafradas, Juanma? ¿quiénes le llamaban "Baúl"? Ya te vale, Juanma.

    1. Desgraciadamente, y estando absolutamente de acuerdo con la mayor de tu planteamiento, hay que reconocer que aún hay mucho madridista, de esos de pipa y puro en el Bernabéu, que van al estadio con el AS o el Marça bajo el brazo, y que se alimentan visualmente de Los Manolos o El Cihiringuito o cena con la música de fondo de las tertulias de la COPE o con los sermones del Padre Segutrolas...

      Ese es el que luego replica como un papagayo estas mismas ideas y traslada al resto del madridismo un falso debate y hace pensar que hay unos problemas donde realmente ni los hay ni nunca los hubo.

      Ese es el madridismo que hay que combatir y "evangelizar". Para eso están medios como éste o los cada vez más numerosos podcast como El Radio de Richard Dees o blogs como Meritocracia Blanca, etc.

      Salu2

      1. Se "evangeliza" dejando en evidencia a los medios, no demonizando a esos madridistas víctimas del abuso de los medios. Para eso están estos medios, para denunciar los abusos, las mentiras y la maledicencia de los grandes medios que influyen en la masa. Pero si usas estos medios para atacar a la masa así, en general, mmm , malo. A esa masa víctima se la convence poniéndola delante de un espejo, mejor dicho, dejándoles ver que ese periodista que les cae bien y creen sus mierdas disfrazadas de objetividad, está haciendolo mal; que es una mentira y lo que le mueve es la animadversión. Eso sí, para eso están estos medios. Es una cuestión de llegar a más. Los medios del EGM llegan a todo esa masa... no descalifiques a esa masa, señala a esos medios que intentan manejar y adoctrina a esa masa... 😉

        1. No se demoniza. Entre otros casos porque muchos de esos madridistas de pipa y puro, esos que llevan años jactándose públicamente de haber pitado a Zidane o haber jaleado a Llorente o Iniesta, muchos son absolutamente irreconducibles.

          Son gente para las que, por desgracia, no hay espejo que valga. Siguen viviendo felices pensando que Roncero es un referente para el Madridismo y que Santiago Segurola o Jorge Valdano son dos gurús, tocados por el dogma papal de la infalibilidad...

          Y teniendo, como tiene Vd, absolutamente toda la razón, lo de "evangelizar" es una tarea ABSOLUTAMENTE NECESARIA e imprescindible. No ya para abrir los ojos a los que aún viven con los ojos tapados, sino para representar un cada vez más creciente "contrapoder" ante los continuos excesos de esta gentuza, que ha hecho del amarillismo, la manipulación y la mentira una forma rentable de vida.

          Un saludo

  9. Casi a modo de excepción no estoy de acuerdo con Juanma Rodriguez. Y mi desacuerdo es de base. Coincido en que hay una parte del madridismo con una pulsión suicida, que presume de cosas que debería esconder, como silbar a Zidane. Yo personalmente no silbo a mis jugadores, ni siquiera en los casos en que pienso que están perjudicando al equipo en busca de un beneficio propio.
    Creo que el madridismo es apoyar al equipo, pero al mismo tiempo creo que los jugadores están al servicio del RM y no al contrario.
    Al RM lo cambio Bernabeu y Di Stefano. El argentino siendo el mejor jugador de la historia. Y D. Santiago Bernabeu, contratando y despidiendo al D. Alfredo.
    Con Raúl se inició una maldición del Madrid, seguida por Casillas, según la cual, el equipo debe cargar con sus estrellas, aún cuando estas ya no estén al nivel que ellas mismas tenían. Raúl ha sido un jugador grandioso, pero su salida no fue nada grandiosa, sencillamente por que pretendía tener el mismo protagonismo cuando su estado de forma no era ni parecido. Y por cierto en el Shalcke 04 estaban encantados con Raul, pero el tiempo justo en que el RM pagaba gran parte de su ficha, ni un día más. Cuando el RM deó de pagar su ficha, Raúl acabó fichando por el petrodolar de turno, porque el Shalcke no tenía la más mínima intención de pagarle a Raúl la ficha completa.
    Ahora que se ha retirado no parece el momento de hacer una valoración de conjunto. Pero eso no quiere decir que lo que a muchos nos pareció que estaba mal, ahora esté bien.

  10. Nunca entendí eso de exigir la "pureza de sangre" ni el hecho de llevar tatuado el escudo a la piel para que la afición conceda a un jugador el salvoconducto de bueno o malo.

    Al jugador que vista nuestra camiseta hay que exigirle sacrificio, lucha y entrega por el equipo que le pague. A mí, madridistas de cuna como por ejemplo Casillas o el último Raúl, cuando adpotó su papel de "capo di tutti capi", me sobran...

    Payasadas como besarse el escudo u obligar a un jugador a que diga que era del Barça desde pequeñito, como le pasó a Alfonso, lo dejo para paletos y aficiones de equipos de barrio...

    Saludos

  11. El artículo es de un forofismo extremo; muy típico de un señor capaz de repudiar a Fabio Capello y de hacerse curiosamente 'mourinhista' y crítico de Del Bosque, cuando realmente era todo lo contrario hace unos años. La hemeroteca está ahí.

    Raúl ha sido de los pocos jugadores en la historia del Madrid que no ha sido pitado en el Bernabéu. Recuerdo una leve pitada cuando fue cambiado en un partido, ya en uno de sus años nefastos, pero fue mitigada rápidamente por los aplausos. Quejarse del trato a Raúl es de locos: ha sido el jugador mejor tratado por el club y la afición en sus 113 años de historia.

    Y le animo al señor Rodríguez a hablar de varios asuntos:

    - ¿Por qué Zidane, el mejor jugador de la pasada década, que jugaba por detrás del punta, tuvo que acoplarse en la banda izquierda?

    - ¿Por qué Baptista, con unos números impresionantes en el Sevilla de segundo punta, fue relegado a jugar de extremo zurdo o -incluso- de interior?

    - ¿Por qué Owen, siendo el eterno suplente, tuvo que marcharse del club tras una temporada en la que estuvo a un nivel muy superior a Raúl?

    Le animo a hablar de las hipotéticas deportivas que suponen elevar a los jugadores por encima de la figura del club. Los contratos vitalicios de Calderón fueron la causa de todo este maremágnum de los últimos años con Raúl y Casillas.

    Un último apunte: es curioso ver a 'new mourinhistas' criticar el rendimiento de Casillas (en 2014; no en 2010 cuando era evidente) y elogiar a Raúl hasta el extremo. Para los que hemos visto ambas etapas a fondo, el hecho es evidente: el desclive de Rául fue mucho más notable. A un portero se le ve más por la posición que representa en el campo; a un delantero, como en el caso de Raúl, le salvaba marcar al Valladolid de turno para tapar su rendimiento en los partidos importantes por falta de chispa y físico.

    Por el bien del Madrid, esperemos no celebrar los goles de Cristiano al Malmö.

    Saludos.

    1. Le puedo dar por bueno todo lo que dice, menos que no podamos celebrar los goles de CR a quien sea. Tampoco que Casillas tuvo un declive mejor que el de Raúl. Tampoco que Raúl cambió a todo el mundo de posición, cuando se pasó media carrera jugando de interior izquierdo, y hasta derecho.
      Bien pensado, no puedo dar por bueno casi nada de lo que me dice.
      Gracias de todos modos por leernos.
      Un saludo.

      1. Buenas noches D. Jesús, me tomo el atrevimiento de comentarle que tal vez no ha entendido a Perico, en el tono de su comentario, en mi opinión ha querido decir, que podemos estar asistiendo a un proceso de decadencia de nuestra estrella portuguesa, y que terminara jugando por decreto, cuando su rendimiento vaya en acusado descenso y que por lo tanto sólo celebraremos los goles de Ronaldo a equipos pequeños, porque para las grandes ocasiones ya no le da el físico, y pone al Malmö, como ejemplo de equipo pequeño.
        EN casi todo estoy de acuerdo con Perico, y si bien sus 7 u 8 primeras temporadas fueron portentosas, las últimas 5-6,R fueron un tormento, viendo como un domingo si y otro también poner a Raúl era jugar con diez.
        Saludos blancos y comuneros

    2. Le recuerdo que el Sr. Casillas, tanto en la temporada 2010/2011 como en la 2011/2012 rayó a un muy buen nivel. De hecho, apelo a su memoria (puesto que es fresco aún el recuerdo) de la espectacular final de Copa que Casillas llevó a cabo en Valencia y que culminó después con el primer título de la Era Mourinho ante la todopoderosísima Farça de entonces.

      Y por supuesto también llevó a cabo una bastante aceptable temporada en la Liga de los Récords, donde ayudó bastante a su brillante conquista.

      El verdadero declive de Casillas comenzó el verano de 2012, a su vuelta de los fastos de la victoria en la Euro 2012. El portero, elevado ya a la categoría de Dios por sus amigos de la prensa y con él, absolutamente pagado de sí mismo, poseído por un engreimiento brutal (que le hacía ya hablar de sí mismo en tercera persona), se incorporó al stage de pretemporada con un sobrepeso más que evidente y, lo peor, con su ego crecido hasta los cielos. Si ya tenía un talento innato apra qué cuidarse...

      Los primeros partidos de esa temporada, la 2012/2013 fueron un recital espectacular de cantadas de Casillas. Recuerdo el partido inaugural de la Liga, con el portero descalabrando a Pepe en una salida de chsite que nos costó el empate y con otro error similar al de Lisboa contra el Español en Madrid, que también nos costó dos puntos. Luego llegó su suplencia en Málaga, su lesión en Valencia y todo lo que vino después...

      Pero volviendo al tema y esperando haberle refrescado la memoria, me permito comparar las salidas de ambos jugadores. Casillas se aferró a su contrato y a su personaje de "Leyenda", "El Santo", "El Mejor Portero del Mundo" para no irse y, por contra, Raúl (de quien he de decir que fue un Capo di Tutti Capi y el enemigo público número 1 de compañeros rivales en el puesto y de algun que otro entrenador, al qu ese llevó por delante) supo decir "hasta aquí hemos llegado" y asumir -más tarde que pronto- su declive y marcharse.

      Su salida, eso sí, no fue barata pero sí fue infinitamente menos traumática y costó menos puntos al Madrid que la de Casillas.

      Un saludo cordial

  12. Para mi Raúl es un jugador ejemplar desde todo punto de vista. Siempre sumó, incluso cuando tuvo que cambiar de posición para hacer sitio a los grandes fichajes, incluso en su declive que le llegó como le llega a todos. Ni siquiera en sus últimas campañas me parece que desentonara en ningún momento. No tuvo nunca una mala palabra ni alimentó polémicas, mantuvo las distancias con la prensa (no concedía demasiadas entrevistas) y sufrió una campaña brutal cuando fue apartado de la selección, el germen de lo que vino luego cuando se quiso asociar el triunfo de la selección al Barcelona. Pero lo más triste fue ver a supuestos madridistas subirse al carro de la infamia en aquel momento de la trifulca con Luis Aragonés (dónde el calló elegantemente no recibiendo el mismo comportamiento por parte de el 'sabio') y posterior éxito de la selección. Es ese mismo 'madridismo' zafio que dispara donde le indica el as, el marca o los manolos de turno. Ahora parece que la pieza a cobrar es Bale, como en su día lo fuera Redondo o Zidane.

    No quiero entrar en comparaciones con Casillas, sólo decir que también valoro su trayectoria en el club y no estoy de acuerdo de ninguna manera con los pitos (menos al portero, que es el portero! ¿estamos tontos?). Pero si me parece que su comportamiento con el club y con sus compañeros, el compadreo con cierto periodismo que lo utilizó y en definitiva el no haber sido el mejor capitán para el equipo hacen que no sean casos comparables.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

homelistpencilcommentstwitterangle-rightspotify linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram