Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
BanderMadrid: elige tu propia aventura

BanderMadrid: elige tu propia aventura

Escrito por: Juan Carlos G. Guerrero27 enero, 2019
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Bandersnatch es una película interactiva de Black Mirror, recientemente estrenada en Netflix, cuya novedad radica en que es el espectador el que determina, al modo de los libros de Elige tu propia aventura, las decisiones que corresponden al protagonista. Desde el sofá de casa, el espectador toma el mando (literal y figuradamente) cada vez que el personaje principal se ve obligado a elegir. Desde decantarse por un desayuno u otro, a aceptar o rechazar una oferta de trabajo o matar, o no, a su padre. Cada elección, por parte del que está al otro lado de la pantalla, alterará el devenir de la historia.

Entrar en Twitter, últimamente, también es asistir a un episodio continuo de Bandersnatch en clave madridista. En el BanderMadrid tuitero, diferentes usuarios-aficionados exponen las decisiones que ellos tomarían para el equipo sin el riesgo que supone, como en una ficción televisiva, hacerlo de verdad. Eso me ha inspirado a programar diferentes itinerarios a seguir, con finales muy distintos.

1) El Madrid acaba como el Milan

El club decide radicalizar la estrategia de fichar jóvenes promesas y no trae a ninguna estrella. La plantilla de las cuatro Champions envejece sin herederos, ya que su apuesta por futbolistas sin experiencia en la élite sale rematadamente mal. El Madrid sigue, de este modo, los pasos de otro histórico, el AC Milan, que hace doce años estaba levantando su séptima Copa de Europa, tras reinar en el continente durante más de dos décadas y que ahora no es capaz de pasar la primera fase de la Europa League. Los de Solari acaban quintos en Liga y el Madrid está en disposición de ganar otra Copa de la UEFA más de 30 años después. ¿Fin del juego? Posiblemente.

2) Funciona la fórmula de los yogurines

Elegimos la misma opción que en la alternativa anterior, pero esta vez algunos de esos jóvenes deslumbran. El Madrid no ficha en invierno, se entrega a Vinicius, y el brasileño demuestra que puede ocupar el vacío de liderazgo deportivo que tiene la plantilla ahora mismo. Vinicius marca dos goles en la victoria, en la final de Copa, contra el Barça, Brahim deja jugadas para el recuerdo y Rodrygo aterriza para completar un tridente que dará muchas tardes de gloria en el futuro. Directores deportivos de todo el mundo estudian el exitoso y visionario modelo implantado por Florentino Pérez.

3) Un galáctico insuficiente

El Madrid se la juega y trae a Hazard en enero por 110 millones de euros. El belga arranca bien, se convierte, rápidamente, en la referencia en ataque del equipo y firma unas estadísticas de top 3 mundial. Pero el Real Madrid cae en semifinales de la Champions y acaba tercero en Liga. ¿Cómo sigue esta opción? Ya no viene nadie más, salvo más jóvenes, porque sólo puede haber un gran fichaje y se optó por Hazard en invierno; o eliges la siguiente propuesta.

4) Un galáctico triunfador

Es el mismo supuesto de antes, aunque en esta versión el galáctico sostiene con su eficacia y liderazgo al equipo y consigue equilibrar la mezcla de veteranía y juventud de la plantilla. Se conquistan algunos títulos que otorgan tiempo para que el talento joven madure y se acabe conformando un nuevo proyecto hegemónico en Europa.

5) Otro verano 2009

El Madrid se gasta casi 500 millones de euros en fichar a dos estrellas (entre Neymar, Mbappé, Hazard, Kane o Salah), a Eriksen para suplir a Modric y a un central de primer nivel. Un par de años después, el club está asfixiado por el tope salarial y negocia su venta a un jeque árabe que permita pagar a los jugadores mediante campañas nacionales de turismo. Esta opción acaba imponiéndose, tras manifestaciones a las puertas del Santiago Bernabéu. La otra alternativa, desechada en asamblea de compromisarios, consistía en vender a varios cracks, como cuando Lorenzo Sanz vendió a Clarence Seedorf para poder pagar las fichas de la plantilla.

6) ¿La cuarta seguida?

Los jugadores deciden que están a siete partidos, otra vez, de callar a todo el mundo. Ganan la Champions en el Metropolitano, derogan todas las leyes de la lógica y Florentino patenta su receta de la austeridad. ¿Y después? Después se pedirá que ganen la quinta consecutiva.

PD: Nos esforzamos en intentar entender el fútbol, pero sólo miramos el resultado para gritar “ya lo dije yo” o para callarnos cuando no funcionó lo que propusimos. Nos aprovechamos de que opinar es libre y no vinculante.

Aunque se aceptan más opciones y finales…