Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Escohotado
A descansar

A descansar

Escrito por: Antonio Escohotado20 julio, 2020
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Ameno por una docena de jugadas vistosas, y bastantes llegadas a ambas áreas, el último partido liguero terminó con un asalto del Lega a cargo de Óscar -un madridista cedido- que bien pudo ser gol, y cambiarle la vida a los esforzados pepineros; pero su excelente golpeo se fue esta vez al graderío, y el torneo de la regularidad dictó su sentencia inapelable. Es una pena que Benzema no pudiera disputarle el Pichichi a Messi, aunque acercarse siquiera al argentino es otra prueba de su fantástica temporada, a mi juicio la mejor de todas, donde de su movilidad e inventiva partió la mitad o quizá más del juego ofensivo blanco.

También fue justo y glorioso que Ramos siguiera marcando hasta sobrepasar la decena, esta vez de cabeza, como solía hasta que se tornó implacable desde el punto de penalti, e incluso de libre directo. Mientras el Real le mantuvo en el centro de la defensa, con Casemiro y Mendy cerca, el Lega se mantuvo reducido a la banda de Lucas Vázquez, que hizo como siempre sus deberes con máxima entrega, y plantea por eso un problema de conciencia, pues su contribución general no ofrece dudas, pero a la hora de centrar y pasar le veo presa de una inseguridad creciente. En las antípodas de su actitud, el caso de Jovic inspira más bien algo cercano al hastío, incrementado por la inevitable comparación con Benzema, de quien debería aprender al menos la manera de oxigenar el juego bajando a recibir. Moverse como el primer día no se diría de recibo el último, y veremos si ZZ sigue contando con él, o se incorpora al extraño grupo formado por Marcelo, Bale y James.

De Brahim no puede ponerse en duda ni la velocidad ni una cintura reservada a figuras, aunque se las ingenia para acabar perdiendo lance tras lance, como si el acierto inicial le nublase el entendimiento con ráfagas de ceguera autocomplaciente. Algo análogo torturó a Vinicius, capaz de pasmarnos y acto seguido decepcionarnos; pero el brasileño ha demostrado ser muy útil unas veces y totalmente decisivo otras, mientras Brahim todavía no se acerca a lograrlo. Cubriendo mucho más campo, y aquejado por la misma tendencia al regate de más, Isco exhibe en cambio una notable recuperación, y diría que una velocidad extra, como si pesara menos sin perder músculo, y parece un activo perfectamente válido para la posición de interior.

Por su parte, Valverde hizo al fin un partido estupendo, reeditando las virtudes que le auparon a santo y seña del Real en sus horas vacilantes, con zambombazos, cabalgadas y  cortes providenciales, todo ello condimentado por ser lo opuesto al jugador excelente aunque loquito, pues pocos conozco tan juiciosos a la hora de hacer o no hacer. Buenas noticias emite también Asensio, un delantero que sencillamente lo tiene todo, y volvió a embolsarse un tanto. Pocos salen a gol por partido, aunque de él cabe esperar eso y más, porque conduce y pasa como Özil, sin perjuicio de chutar como los cracks.

Se agradeció igualmente un partido sin la menor mala baba, donde las tarjetas se repartieron ante todo por agarrar la camiseta de madridistas en trance de fuga. A la tristeza de un Lega que mereció ganar en los últimos minutos corresponde lo contrario para el campeón, que mientras tuvo a sus dos almas sobre el césped –Sergio y Karim- se mostró tan intratable como en los últimos once partidos. Vaya racha, y qué bien podría venirle el largo descanso, si logra aprovecharlo para seguir como hasta ahora, añadiendo al espíritu y la pericia alcanzada un adiós a la fatiga actual.

Antonio Escohotado
Escritor de una veintena de obras de referencia, como Historia General de las Drogas, Caos y Orden o Los Enemigos del Comercio. Su hijo Jorge administra sus RRSS. @aescohotado

11 comentarios en: A descansar