Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
Xarly Gómez Herrera, virrey madridista de Marbella y de Santana, en la corte del rey Djokovic

Xarly Gómez Herrera, virrey madridista de Marbella y de Santana, en la corte del rey Djokovic

Escrito por: Alejandro Delmás15 noviembre, 2023
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

"Carlos Gómez Herrera, Novak Djokovic Coach". "Carlos Gómez Herrera, entrenador de Novak Djokovic". Sobre este rótulo, al comienzo de la retransmisión de la reciente final del Masters 1000 de París-Bercy, el pasado domingo 5.11.2023, la cámara de 'TennisTV' mostraba la figura de un joven moreno, concentrado y con pinta de ciertos nervios, sentado casi a pie de pista y tras la red protectora de uno de los fondos del 'Accor Arena', el celebre pabellón 'Omnisports' de París-Bercy, casi al lado de la parisina Estación ('Gare') de Lyon. Muy cerca del Sena.

En esta final de Paris frente al búlgaro Grigor Dimitrov (ya, 12-1 'cara a cara', la única derrota del líder serbio en Madrid-2013), Novak Djokovic, 'Número 1' del tenis mundial, firmó el imponente registro de 40 títulos en 'Masters 1000 ATP' con un sencillo 6-4, 6-3 sobre Dimitrov.

Y, con ausencia en París del croata Goran Ivanisevic (??), campeón de Wimbledon en 2001 y que ha funcionado desde hace un par de años como técnico oficial de Djokovic, Carlos, 'Xarly' Gómez Herrera (Marbella, 30.4.1990, 1,90 de altura, 197.028 dólares de ganancias oficiales en la ATP, llegó a ser número 268) ocupaba con todos los pronunciamientos el cargo oficial de entrenador del 'Rey Novak'. Este nuevo triunfo en París pone a Djokovic, ya con 24 títulos conquistados en Grand Slam (tres de los cuatro disputados en 2023), rumbo a superar unas insólitas 400 semanas en la cima de la ATP y del tenis mundial profesional.

Pero ¿qué hace 'Xarly' Gómez Herrera junto a Novak Djokovic y por qué le traemos a 'La Galerna'? Empezando por el final de la cuestión, Carlos Gómez Herrera es tan fervientemente madridista como para rematar sus tuits con un 'Hala Madrid' en 'hashtag', #halamadrid, como hizo el 6 de marzo de 2013 —no es fácil hallar en RRSS pistas tan reveladoras de 'Xarly', quien ya no concede entrevistas sin permiso de Novak—, cuando un Real Madrid dirigido por José Mourinho recién había apeado al Manchester United en 1/8 de 'Champions League' 2012-13.

En aquel tuit de marzo de 2013, Gómez Herrera respondía a su colega tenista Nikki 'Rog' Roenn, 'fan' del United, y que había tecleado sobre esa definitiva victoria madridista en Old Trafford (1-2, goles de Modric y Cristiano), citando así ciertas declaraciones de Mourinho en la BBC: "Corto y dulce, José Mourinho, Real Madrid 'manager': "El mejor equipo perdió, nosotros no jugamos a nuestro nivel".

Gómez Herrera replicó así a Roenn, entre bromas y veras: "Shame rog.. enjoy the 1/4 on TV! #halamadrid", 'Lástima, rog disfruta de los cuartos de final en TV! #halamadrid!'. Aquel Real Madrid superaría los cuartos de final de Champions ante el Galatasaray (3-0, 2-3), para acabar cayendo en semifinales bajo el empuje del mejor Borussia Dortmund de Jürgen Norbert Klopp, 4-1 para los 'borussers' en Dortmund e insuficiente 2-0 para el Real Madrid en Chamartín.

 

MARBELLA, IMAZ, SANTANA

 

El 24 de febrero de 2014, va a hacer diez años, Carlos Gómez Herrera ya formaba pareja de dobles con Djokovic en el Open de Dubái de aquel año. Xarly Gómez y Novak (entonces, entrenado por Marian Vajda) perdieron ante los checos Bednarek-Dlouhy: 5-7, 6-1 y 5-10 en 'Súper Tiebreak', y de ese día en Dubái es la imagen en la que Novak —que domina el español y el italiano— susurra instrucciones al oído de Gómez Herrera, ambos tenistas equipados con polos grises.

Así lo sintetizaba Xarly Gómez Herrera en su cuenta de Twitter —hoy 'X'—: @xarlygomez: "A dream came true. Thanks, @DjokerNole for share such an incredible experience with me. I'll never forget. Thanks !!". 'Un sueño convertido en realidad. Gracias @DjokerNole (avatar de Novak Djokovic en Twitter), por compartir semejante experiencia conmigo, algo que nunca olvidaré. Gracias!!'.

Lógicamente, Djokovic y Carlos G. H. se conocían desde tiempo antes, y así lo explicaba este mismo verano, en Wimbledon, el propio Novak al buen periodista serbio Saša Ozmo en el portal 'Sportklub': "Carlos es el mejor amigo de Marko, mi hermano mediano, y también, uno de mis mejores amigos. Lo conozco desde hace mucho, 15 años en realidad, cuando el torneo de Madrid aún se disputaba en pista cubierta (Casa de Campo, hasta 2008). Jugó muchos torneos con Marko (NB: también vemos a Gómez en un viaje de 2013 junto al propio Marko Djokovic), y se convirtió en alguien muy cercano a nosotros, un miembro más de nuestra familia".

Hacia 2012, Gómez Herrera se había hecho buen amigo de Marko Djokovic (Belgrado, 20.8.1991; Novak es de 22.5.1987), que pronto pasaría a montar su base en la Marbella/Puente Romano del riojano Pepe Imaz, extenista, entrenador de este deporte y famoso espiritualista 'gurú'. Marko Djokovic fue a la Escuela 'Amor y Paz' que el propio Imaz regenta en Puente Romano, de la mano del propio 'Xarly' Gómez, y así lo relataba Marko, que acabó siendo entrenador junto a Imaz en 'Amor y Paz'. Imaz había empezado en Marbella en la Escuela de Manolo Santana, hacia quien siempre se deshace en elogios.

Declaraciones al sitio web 'Rioja2' —como decimos, Pepe Imaz es riojano, de Arnedo— en noviembre de 2021, de parte de Marko Djokovic: "Yo estaba jugando en Grecia unos 'Futures' y conocí a Carlos Gómez Herrera. Jugamos un partido divertido, duro y largo, y nos hicimos amigos. Después de eso viajamos juntos, nos conocimos más y me habló de Pepe Imaz y todo lo que estaba viviendo y haciendo en Marbella. Me dijo que si quería venir. Yo me fui a jugar otros torneos, me lesioné, no jugué durante un año, no tenía el éxito que buscaba... sufría emocionalmente, no me amaba, no me respetaba... estando con Carlos en unos torneos colapsé emocionalmente y le dije que no quería volver a mi casa ni a ningún lado. Carlos me insistió para que fuera a Marbella…"

… "Allí conocí a Pepe Imaz, ya en el Club 'Manolo Santana'. Y también, a Manolo. Pepe vino, me vio y me dio un abrazo cuando yo empecé a llorar después de fallar dos o tres bolas. Yo estaba muy quemado. Vengo de una parte de Serbia en la que la gente es más fría y el abrazo se ve un poco raro. (Imaz) me preguntó si quería trabajar con él la parte emocional, y yo le dije 'sí'. Salía por ahí como si tuviera 18 años, bebía alcohol para olvidar... no sabía la solución. Algo especial había en Imaz que no había visto en otras personas... estuvimos cinco días hablando y él empezó a compartir sus cosas, sus vivencias y lo que él, que había sufrido algo parecido, podía ver en mí... al principio se me hacía raro decir 'amor', qué es 'amor'..."

... "Yo no conocía ese 'amor' de amarte a ti mismo, pero algo en mí me decía de probar ese camino. Me fui de Marbella, pero algo me dijo de volver por esa energía que había sentido a través de él, de Pepe. Ahora... nadie me juzga. Yo le pregunté a Pepe Imaz cómo cambiar el mundo. Y él me dijo que lo mejor que podía hacer es cambiar 'yo' y el resto... la vida organiza".

En junio de 2021, ya con Marko Djokovic instalado en Marbella —donde le acompaña el hermano pequeño, Djordje— el dúo Novak Djokovic/Gómez Herrera se plantó en la final de dobles del 'Mallorca Open'.

Con ausencia en París de Goran Ivanisevic, campeón de Wimbledon en 2001 y que ha funcionado desde hace un par de años como técnico oficial de Djokovic, Carlos, 'Xarly' Gómez Herrera ocupaba con todos los pronunciamientos el cargo oficial de entrenador del 'Rey Novak'

Con buena volea detrás de un notable saque, viendo bien el juego, alto y de móvil envergadura en la pista, 'Xarly', 'Čarli' en serbocroata, había llegado a ganar una decena de 'ATP Futures' y a escalar hasta el número 268 de la ATP cuando en 2018, después de Wimbledon, se fracturó el tobillo y ya casi nada pudo ser lo mismo.

Este pasado verano, Djokovic siguió contando a Ozmo, en 'Sportklub': "Entrenábamos juntos muchas veces cuando Carlos —'Čarli'— era jugador en activo. El año pasado (2022) decidió retirarse, y yo planteé que se uniera al equipo. Hablamos todos y Goran (Ivanisevic) también estuvo de acuerdo. 'Čarli' puede ser 'sparring', ayudante (´NB: ¿hasta hoy?) está muy bien organizado y nos ayuda mucho logística y analíticamente".

 

NOVAK Y MARBELLA: 'EL RASTRILLO'

 

En mayo de 2020, casi prácticamente en plena travesía del Covid-19, Gómez Herrera confirmaba y ampliaba en entrevista en 'El País' con Alejandro Ciriza los detalles revelados por el propio Novak Djokovic, que por aquel entonces había montado su cuartel general para entrenarse en el Club de Tenis de Puente Romano, ya sin restricciones, y tras haberse comprado en 'Sierra Blanca', Marbella, no muy lejos del casco urbano marbellí, un 'casoplón' de 1.000 metros cuadrados edificados, con vistas a mar y montaña y en parcela de 3.500 metros cuadrados, con pista de tenis, piscina, etc.

'Nole' Djokovic invirtió 10 millones de euros en esta mansión, su verdadera 'base' familiar cuando no está en el 'ATP Tour' o tiene actividades en Belgrado. Allí comparte entrenamientos, inclusive, con Alejandro Davidovich. Uno de los que aconsejó a Novak en esta compra de la mansión en la 'Sierra Blanca' marbellí fue Božidar Maljković, laureado entrenador serbio de baloncesto y actual presidente del Comité Olímpico de Serbia.

Maljković, admirador de Picasso, también se fue a vivir a Marbella, a instancias de Radomir Antić, recordado entrenador, entre otros equipos, del Real Madrid. Y desde el aeropuerto de Málaga partió Djokovic para Melbourne en su escandaloso viaje de enero de 2022 al 'Australian Open', que finalizó con el líder del tenis mundial expulsado discrecionalmente por el Gobierno australiano de aquellos días.

Quedan cero dudas de que alguien tan madridista como Manolo Santana, que en 1966 ganó el Campeonato de Wimbledon (primer tenista español en toda la historia) con el escudo del Real Madrid en su —blanquísimo— polo 'Slazenger' de juego, ha sido un 'padre espiritual' para Carlos Gómez Herrera en el deporte, el tenis y en la vida.

Así se constata en este extracto de la entrevista de Gómez Herrera con Ciriza, en mayo de 2020, entrevista personalizada que en estos momentos y con todas las cosas que han pasado sería bastante inviable de repetir, y no por culpa de Ciriza, precisamente: "Hace más de una década, Manolo Santana, al que le tengo un cariño especial, era el director del torneo de Madrid y Manolo siempre me ha ayudado, así que me llevó allí y entonces conocí a  Novak, que no tenía a nadie allí, estaba solo y aún no era famoso. Nos pusimos a jugar al 'ping-pong' y a partir de ahí fuimos haciéndonos amigos, y después también conocí a su hermano Marko”.

Adjuntamos otra fotografía de todo el grupo de Novak Djokovic (incluido Gómez Herrera) en Madrid, 'Caja Mágica', a la llegada de todos para el 'Madrid Open' de 2019 —desde Málaga y en el AVE—, con el propio Santana en el centro. Manolo Santana nos dejó el 11 de diciembre de 2021.

La entrevista de Gómez Herrera para 'El País' fue telefónica; 'Xarly' y Djokovic ya se entrenaban a esas alturas en un Belgrado, donde habían desaparecido las restricciones 'covidianas' y tras haber soportado una cierta polémica anterior en España por haberse entrenado 'libremente' en las pistas de Puente Romano. Continuaba Carlos Gómez Herrera: "Yo no lo veo como Djokovic, sino como un compañero y sobre todo, un gran amigo”.

Por esos días, a Djokovic se le había fotografiado tensando la red en la pista de trabajo de Puente Romano o 'pasando el rastrillo' para alisar la tierra batida, algo que también suele hacer un tal Rafa Nadal cuando le toca “Eso es un reflejo de que ser el número uno y tener el éxito que tiene no vale para creer que estás por encima de los demás. Muchas veces me he quejado porque no hay pisteros para poner a punto la pista, y luego lo pienso y me digo: ‘joder, si lo hace él, el número uno del mundo’. Podría utilizar unas zapatillas nuevas cada día, pero él se las limpia, no las cambia".

Más de 'Xarly', en mayo de 2020: "(Novak) es la estrella más humilde que hay. Si necesito algo, ahí está él. Es un gran deportista, pero también una extraordinaria persona. Es muy humano (en estos momentos de crisis sanitaria), los organismos que gestionan los circuitos son un desastre, está siendo caótico con los tenistas más humildes. El 'Top-100' puede vivir sin problemas, tienen ingresos suficientes, ellos son la Primera División. Pero el resto, los de Segunda, los del montón, los de 'Challengers' y 'Futures' y en los torneos nacionales o menores no tenemos ese colchón porque no cobramos. Novak está trabajando por todos nosotros. Está muy al corriente del proyecto 'Player Relief Fund' y al pasar todo este confinamiento conmigo lo ha vivido de primera mano, me ha pedido mucha información. El que más ayuda no es el que más lo publicita; el que más ayuda es el que se pone y lo hace. Él está intentando ayudar, pero no recibe un apoyo unánime”.

Al frente del Consejo de Jugadores, Djokovic, principal impulsor de un fondo económico para amortiguar el golpe al pelotón de jugadores humildes, declaró en Belgrado, por aquellos 'Días de Halcón': “El 95% de los tenistas, y de la gente en general, están luchando. No tienen la oportunidad de competir y ganar dinero. Para todos ellos es simple cuestión de supervivencia”.

 

MANOLO Y 'XARLY'

 

Hoy, cuando Novak Djokovic se adentra por senderos tan indescifrables como 24 títulos de Grand lam, 40 'Masters 1000', de paso para rebasar las titánicas 400 semanas como Número 1 en la ATP, Pepe Imaz recién ha declarado en '20 Minutos' que 'Novak tiene mucho tenis por delante porque la cuerda que le queda siempre se mide por deseo e ilusión y posibilidad física, y de estas cosas está muy saludable'. Casi naturalmente, Imaz también recela de las vacunas ARNm.

Según Imaz, "con Novak Djokovic estamos ante un gran ser humano, al que he tenido el regalo de poder conocer y llevar una década a su lado a nivel profesional y personal; el proceso que él ha hecho con su vida y cómo se trata a él mismo y a los demás es un reflejo de su trabajo interior. Novak ha evolucionado muchísimo, le encanta crecer, conocer e investigar... si estás en más armonía todo será más longevo, no tiene un límite de retirada en perspectiva y es difícil anticipar cuántos años le pueden quedar en activo".

Ya sólo queda preguntarse qué hubiera sentido el infinitamente madridista —y madrileño— Manolo Santana, nuestro 'Supermanuel' de los años 60, campeón en Wimbledon, Forest Hills y Roland Garros, si hubiera visto a 'su' Carlos Gómez Herrera, 'Xarly', 'Čarli', presentado oficialmente como 'Novak Djokovic Coach' en una gran final de Masters 1000.

Como el propio Novak nos hace observar y reflexionar, 'Čarli' ('es un tío muy listo', decía de él Manolo Santana) tiene aquella misma sólida base de análisis y lógica ganadora del tenis que inspiraba los movimientos, llenos de clase, del genio Santana. Desde el 'box' de los entrenadores, junto al preparador físico italiano Marco Panichi o el 'resucitado' 'fisio' Miljan Amanovic, que volvió materialmente de la muerte tras durísimo infarto, en 2017, le habla a Novak en varios idiomas, preferentemente en español, italiano... y hasta serbio. "Ya soy casi un serbio más, de tanto tiempo junto a ellos", dijo 'Čarli' a Saša Ozmo en la entrevista de 'Sportklub', este pasado verano en Wimbledon.

Así dirige 'Xarly' a Novak, con Ivanisevic de 'licencia' (?): " 'Aimo', 'vamos', vamos adelante, 'go forward' (hacia delante'), vamos, 'convinto' ('convencido'). 'Ne dau' ('No cedas, no te rindas'), todo con instrucciones con gestos sobre el lanzamiento de bola en el servicio, para que Novak 'rote' un poco hacia la derecha en el saque, a fin de ver la bola por la izquierda y golpearla mejor.

Xarly, 'Čarli', se refresca y toma aire entre botellas de agua 'Perrier', mientras Novak, el mejor jugador de todos los tiempos, en títulos y semanas como Número 1, ejecuta —aunque rezongue alguna maldición—, siempre con su tenis y su indecible elasticidad, las instrucciones del 'hijo espiritual' de Manolo Santana. "Bofori çegarnje", 'Vamos fuerte, con sonrisa, con alegría', se dirige Amanovic a Novak, para rebajarle la tensión.

Nos queda un penúltimo gran secreto: Novak Djokovic es, en baloncesto (cuyo juego domina casi como un profesional), absolutamente 'fan' del Estrella Roja de Belgrado, 'Crvena Zvezda', también club de Amanovic, y de la Selección serbia, los 'Momci' ('chicos') de Serbia. En fútbol le tira mucho ver al Partizan de Belgrado ('Estrella, no; Partizan', dijo cierta vez hablando de fútbol). ¿Será también del Real Madrid? Pues quizá. Aunque tal vez la respuesta sólo podría darla de todas todas 'Čarli' Gómez Herrera, ese madridista marbellí que ya es 'casi un serbio más'.

 

Getty Images.

Alejandro Delmás
Periodista deportivo de dilatada experiencia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

homelistpencilcommentstwitterangle-rightspotify linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram