Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
Los valores del Real Madrid

Los valores del Real Madrid

Escrito por: Manuel López26 agosto, 2019
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Seguro que en próximos días, a raíz del triste empate cosechado en el último partido liguero frente al Real Valladolid en nuestro estadio, sonarán y se escribirán numerosos artículos de opinión señalando que lo que le falta al equipo es un mediocampista (¿Pogba?), un artista (¿Neymar?) o incluso un delantero que acompañe al acertado Karim.

Todo ese debate, seguramente maridado con el calor sofocante de la tarde del sábado en Madrid, o el infortunio de la pérdida de balón de Kroos que dio lugar al gol del digno visitante en las postrimerías del encuentro, ocultarán y silenciarán lo que, a mi juicio, sucede en nuestro Club.

Nos falta, sencillamente, alma. Alma entendida como emoción, sentimiento, convicción y orgullo por la incomparable tarea de defender al Real Madrid. No me refiero, naturalmente, a gestos vacíos como besarse el escudo o manifestaciones verbales reiteradas y obsoletas., haciendo mención a la grandeza del Club, que ya la conocemos, sobre todo, los madridistas.

Nos falta, sencillamente, alma. Alma entendida como emoción, sentimiento, convicción y orgullo por la incomparable tarea de defender al Real Madrid.

Esta ausencia de alma no empieza y acaba en el terreno de juego.  Se extiende de arriba a abajo de la estructura del Club, con algunas excepciones en puestos de relevancia menor, residentes en Raúl o Álvaro Arbeloa.

No podemos permitir que prosiga el camino iniciado hace algunos años que va equiparando nuestro Club a un oscuro ministerio, en el que en lugar de profesionales orgullosos de representar al Madrid, asoman oficinistas deseando acabar su jornada para iniciar su asueto.

 

Este duro y triste análisis no es en absoluto impetuoso o irreflexivo, ni guarda relación alguna con el resultado de la última jornada del presente campeonato liguero.

Echemos la vista atrás; nuestro equipo no compite en el campeonato doméstico desde antes de la última liga ganada la temporada 2.016 – 2.017. Ese título fue un oasis en el desierto liguero, que se inició tras la exitosa victoria de la temporada 2.011 – 2.012, con Mourinho en el banco y 121 dianas en 38 partidos, más de tres goles de media por partido, récord de la historia de La Liga.

Es importante destacar que no reprocho que el equipo no gane, sino que no compite. No pelea, no se vacía en cada partido, no se ven arrebatos de furia, no enamora; nos adentramos en la puerta principal del ministerio antedicho.

no reprocho que el equipo no gane, sino que no compite. No pelea, no se vacía en cada partido, no se ven arrebatos de furia

Siendo eso grave, no es lo peor. La circunstancia más sangrante es que aun comprobando esa realidad cada jornada desde hace años, la ausencia de imputación y asignación de responsabilidades es total. ¿Recuerdan el ministerio?

Los jugadores siguen siendo los mismos (salvo, curiosamente, el mejor, causalmente el más constante en el esfuerzo y con gen un ganador perfectamente ligado al Real Madrid, que se marchó a Italia y aún seguimos sin saber el motivo), y sobre ellos, no es que se tomen decisiones coherentes con el descrédito del equipo, sino que se verifican incomprensibles renovaciones, como la de Nacho este último verano.

Pero es que tampoco el socio reacciona. Ni el abonado fiel que acude cada jornada al Bernabéu, llueve, truene o haga 35 grados a la sombra. Eso es lo verdaderamente preocupante. El año pasado se despobló el estadio, lo que demuestra la desafección  con el equipo y Club, pero no se recuerda ninguna reacción asimilable a las que se vivían unos años atrás, cuando el aficionado empapaba el césped de almohadillas grises tan duras como el ladrillo. Nada. Silencio, conversación entre los correligionarios y hasta la siguiente jornada, a la que, con probabilidad, ya no acudirán al estadio.

El año pasado se despobló el estadio, lo que demuestra la desafección  con el equipo y Club, pero no se recuerda ninguna reacción asimilable a las que se vivían unos años atrás, cuando el aficionado empapaba el césped de almohadillas

Todo ello viene provocado porque el Madrid  no muestra su esencia que le llevó a la cumbre. El esfuerzo, la ilusión y el talento. Carecemos de una imagen en el Club que muestre cabreo, indignación y vergüenza por la constante pérdida de puntos en el Bernabéu, jornada tras jornada. No se gana a ningún con equipo con resultado holgado en el campeonato liguero desde hace años, y no pasa nada. Se empata o pierde con Betis, Levante, Valladolid, Eibar, etc… y no pasa nada. Y si el repuesto a Cristiano son Mariano o Vinicius Jr. (sic), no se critica, se aplaude y la prensa afín compara a este último con los mejores. ¿Recuerdan el ministerio, en el que nadie dice al Ministro que quizás la decisión no sea la correcta?

Necesita el Madrid recuperar su alma, recuperar personas que se levanten cada mañana sabiendo que su destino es el mejor posible; trabajar para el Real Madrid. Gente que con su actitud dé ejemplo a los más influyentes y visibles: los jugadores. Hacerles ver que no se les exige victoria, sino entrega, respeto y defensa de nuestro Club, dentro y fuera del campo. Las victorias llegarán porque su calidad no se discute si portan nuestra elástica.

No puede olvidarse que el fútbol es deporte, pero el Madrid es la institución que mejor representa el esfuerzo y el talento y  es una fuente de ilusión para muchos, por lo que no puede permitirse esa reiterada y pavorosa inacción ante una senda equivocada.

Es por ello que denuncio que la solución no es si se ficha o no a Neymar. La cuestión es que se necesita gente emocionada por trabajar en y para el Real Madrid, en cualquier departamento del Club. Personas que no consientan la falta de esfuerzo y constancia, y que piensen siempre en engrandecer al Club, dejando de lado sus objetivos o egos personales.

se necesita gente emocionada por trabajar en y para el Real Madrid

Y por supuesto, jugadores. Jugadores con “sangre en el ojo”, que interioricen que ponerse la elástica blanca excluye la falta de esfuerzo, que es innegociable. Y que su objetivo es ganar desde el respeto y la competitividad. Que el empate no vale, y por ello, de manera natural, deben rebelarse en el campo contra acciones tan frecuentes como las protestas airadas de nuestros adversarios a los colegiados o las pérdidas de tiempo con el empate en el marcador, que son permanentemente ignoradas por nuestros jugadores, mientras que los aficionados nos enojamos sin poder hacer nada.

Por el bien del Club, se necesita inyección urgente de personas comprometidas, ilusionadas y decididas a no apartarnos más de nuestra esencia.

 

 

¡Descárgate B+ y comenta este artículo!

Comenta y Participa con B+

Abogado y madridista

31 comentarios en: Los valores del Real Madrid

  1. Totalmente de acuerdo. Pero supongo que quieres decir "rebelarse", no "revelarse". Aunque no nos vendría mal la "revelación" de algún jugador, porque ahora mismo el Madrid es un páramo. ¿Hasta cuándo hay que aguantar el juego insulso y sin alma de este equipo? ¿No aprendimos nada de la temporada pasada? ¿Por qué no se ha hecho la limpia que tanta falta hacía?

  2. La limpieza se hizo con los reservas, los que dieron la cara la temporada pasada, los que no tenian culpa, y lo triste es lo que yo comentaba ayer la cantera esta desparramada por España e incluso por Europa y esos son los que sienten el club desde niños la delantera de España es muy posible que sea Morata y Rodrigo, la media Marcos Llorente, Dani Ceballos y Dani Parejo y los centrales Diego Llorente y Mario Hermoso, todos canteranos y todos salvo Morata y Marcos Llorente regalados y la primera plantilla necesita un entrenador que exija no un colega y el del sombrero que se dedique a jugar y no a opinar de entrenadores que se deben ganar el respeto cuando la realidad es que se les debe recibir con respeto

  3. Pero vamos a ver....Florentino es el presidente un señor de casi 70 años que desde que enviudó parece un alma en pena, Zidane al que muchos califican de autista y con un dominio del idioma bastante limitado, ver las ruedas de prensa, es el entrenador, y Butragueño el jefe de relaciones del club, pero que vamos a esperar, alegría, vigor o energia???
    En la plantilla el alma era Cristiano y en menor medida Ramos, Cristiano ya no está y Ramos está ya en otros menesteres.
    La apatía y la desidia impregna todos los segmentos del club y ha conseguido llegar incluso a la afición que ya ni protesta...

  4. Creo que el artículo es uno de los mejores dictámenes que he leído sobre la situación del club. Básicamente se llama morir de éxito. Y pasa fundamentalmente por no saber leer las señales de alarma que eran obvias incluso cuando se ganaba. De hecho hemos pasado una semana de vergüenza ajena leyendo alabanzas sobre el equipo después de lo de Vigo. Como si una tendencia de dos años pudiera cambiar de repente sin introducir modificaciones en los jugadores o el esquema de juego. En cuanto a lo del Bernabéu voy a ser claro: Florentino ha ido laminando el espíritu crítico de los socios. Primero con una grada de animación artificial y sin alma. Después usando a todos sus voceros para señalar como malos madridistas a los que osaban criticar algo en el juego o en la planificación del club. Por último con un juego infumable en liga y sin apenas fichajes que entusiasmaran. Decía un amigo con más de 40 años de socio que en el Madrid cuando se pierde hay que fichar. Y cuando se gana hay que fichar aún más. Es una forma de explicar la necesidad de auto exigencia y expulsar los vicios del conformismo de los jugadores. El Madrid tiene el mismo equipo titular desde hace 5 años. Sin Ronaldo. El mejor. El que hacía funcionar todo lo demás. No hace falta decir mucho más.

  5. Solari mostró el camino y se lo cargaron...yo le hubiese firmado 5 años y lus Marcelo kroos etc...out, reguilon llorente etc. A jugar que podría pasar un año en blanco y que? Por lo menos haremos un equipo de futuro un equipo nuevo con gente con ganas lo ee la apatía de kross cuando perdió el balón no tiene nombre...lo monto en la grada tarjeta y que?

  6. Teniamos uno asi, pero lo echamos, por chulo y prepotente. Alguns aqui incluso pensaban (y decían) que el Madrid jugaria mejor sin el. No estaria para siempre, por supuesto, pero el alma, su intensidad, su inconformismo, su esfuerzo para marcar un golito más son los valores del madrid per se. Y quedamos con la idea (movida, alimentada, tornada hecho por la prensa) que los valores del madrid son otros. Asi que a nosotros los madridistas nos dió mas o menos igual que lo hechasen, que ibamos a tener un o dos para remplazarlo, asi que no enseñamos a nuestros chavales que esos si son los valores por los cuales deben luchar. No dejó solamente los goles, como muchos suelen decir, pero si una ambición, orgullo y pundonor de que muy pocos jugadores pueden presumir y que "infectaba" todo el equipo. Otra razón: solemos decir que nadie esta por encima del Madrid (y es verdad, por supuesto) pero tampoco podemos tener la arrogancia de pensar que hoy en dia los jugadores no veen y no sienten lo que "hicimos" a algunos de los nuestros mas grandes. Eso es algo que me molesta cada vez mas: en un tiempo de individualismo (que no va a cambiar), quizá tengamos una "bad vibe" junto de los futbolistas internacionales? Quizá sea una de las razones por las cuales hemos tenido tantos problemas en fichar (el dinero es muy importante, pero quizá no lo sea todo en algun caso).

    1. GoMo, la dura realidad es que Cristiano, porque supongo que te refieres a él, se marchó porque decidió irse. No se le echó. Así que poco se podía hacer, si un jugador tiene la firme decisión de irse a otro club.

      1. Por supuesto, Cibeles. Pero por que quiso marcharse? Seguro que no fue "solo" por el dinero, como a muchos les gusta decir (por cumplicidad, ignorancia o pura incapacidad de comprender la situación). Creo que a Cristiano le fuimos hechando poco a poco. O con pitos, o con poca proteción en la cancha, en la prensa (y quizá en los bastidores políticos), o con una exigencia que no se la pidimos a nadie más. Y creo aún mas que lo hicimos, no porque no nos gustase, pero porque el discurso de la prensa (no los titulares después de mas un hatrick) y de los opinion makers fue recalando. Creo además que la "guerra" al Madrid se hizo (se hace) cada vez mas fuera de la cancha y infectó todos los medios (comunicación, políticos... incluso judiciales / fiscales) y que hasta el momento, el Madrid no ha sabido defenderse.

          1. Que va, GoMo, si yo también creo que hay una gran conspiración antimadridista, propiciada por los medios (wagawain dixit) y que el club no combate. La política de comunicación es nefasta. Sobre Cristiano, aun siendo consciente de todo lo que has dicho, no creo que se fuese por eso, sino principalmente por su situación con Hacienda. Pero claro, son solo elucubraciones. No sabemos.

          2. Los altos grados de la masonería gobiernan el mundo. Las superficies ajedrezadas son uno de sus símbolos más destacados. La nueva camiseta del Barça es ajedrezada. Los orígenes de este club también son "ajedrezados". Sigue la pista...

            Perdón por expresarme crípticamente, pero hay que hacerlo así.

            Un saludo.

      2. Perdona, Cibeles pero, Cristiano quiso irse cuando, a los medios de manipulación de masas, la Federación española, todo el estamento arbitral y bastantes "aficionados" madridistas, se les unió el Ministerio de Expropiación y Expolio, con Montoro a la cabeza, para impedir, como fuera, que el Madrid ganara una nueva Champions consecutiva, montándole la que le montaron, cambiando, a mitad de temporada, los requisitos que existían para el pago de impuestos. Con las consecuencias que ha tenido, no sólo para Cristiano, sino para la Liga de fútbol española y para la diáspora de posibles inversionistas.
        Todos, todos, contra el Real Madrid.

  7. Pues yo creo que gran parte del problema es precisamente la opinión mostrada en el artículo.
    Por un lado se dice que lo que hace falta es carácter e implicación y por el otro se critican, al más puro estilo marca o as, a jugadores como Mariano o Vinicius, y esto al tiempo que afirma que ni Neymar ni Pogba arreglarían esto. Es la misma falta de coherencia que acosa al madridismo.
    La falta de alma se corresponde a la falta de personalidad. Ayer veía al Barsa, y de algo estaba seguro, cuando marcaron el 2-1 se acabó el partido. Porque llegarles a su portería es una aventura. Y lo es porque llevan jugando a lo mismo casi 15 temporadas, y nosotros, por lo que sea, no tenemos un solo entrenador que pueda imponer su trabajo, un estilo. Y luego lo justificamos. Y a todo aquel que hable de la necesidad de un estilo, un sistema, se le crucifica por jardiner o guardiolista, o ahora simeonista.
    Queremos que lo que triunfe sea el talento particular, y lo fichamos -y a buen precio, pero sin un trabajo colectivo bien hecho condenamos a ese mismo talento a jugar con handicap, a no poder demostrar ni la mitad de lo que valen.
    El partido ante el Celta mostró el camino a seguir, pero me temo que el orgullo mostrado ahí no fuera más que la reacción espuria a un entorno muy acosado por las críticas de la horrible pretemporada. Pasado el ambiente, llegó de nuevo la relajación.

  8. Futbol el de antes dos perras gorda a correr a luchar,y si alguno se fijaban en ti dios nos vendiga pero demostraba lo que valia,haora coches de lujo,vidas nocturna y si no lo quieren a otro equipo ha sacarle lo que pueda,esto ya no es futbol es negoció,y lo poco bueno que hay lo reprimen porque todo es marketing,menos lobos y mas currar

  9. Nos faltan laterales. Marcelo puede pasar, porque aunque piense que defender es el nombre de un Land Rover, aporta en ataque. Pero Carvajal es un ni-ni: ni ataca bien ni defiende (ni bien ni mal, hasta que no defienda no lo podremos comprobar). Odriozola lo mismo. Hacen falta laterales de la vieja escuela, que ganando por un gol no se vayan a por uvas cuando se está sacando el balón por el otro flanco.

  10. Pues, en lo esencial, el análisis es acertado. Pero, en lo que respecta a la “prensa afín”... ¿ dónde ?.

    Pero, esa falta de sangre en el ojo, ese no rebelarse ante ciertas situaciones ... ¿ no podría ser consecuencia de la indefensión aprendida ?. Este es un fenómeno estudiado por la psicología social.

    A quien le interese , y no conozca al respecto, tiene formas de informarse. Se hicieron experimentos ( con ratas ) de individuos (enjaulados) que estando en una plataforma (conectada a polos eléctricos ) , tras percibir un estímulo auditivo, al cabo de un par de segundos , recibían una descarga eléctrica... pues, aprendieron a saltar (huir) hacia la plataforma de enfrente... Sin embargo, parte del experimento consistía en que, habiendo aprendido la reacción de saltar al escuchar el sonido previo a la descarga, si tras saltar a la plataforma alternativa recibían , también, una fuerte descarga eléctrica...pues, finalmente , los individuos se “resignaban” , no intentando escapar, y recibían la descarga ... sin rebelarse.

    Lo que quiero decir es que pueden estar condicionados y asumen lo podrida que está la competición. Saben mejor que nadie de que va “The Tinglado”. Lo del Betis , ayer, fue escandaloso; contra el Real Madrid se vaciarán como el Valladold el sábado. Por lo menos...

  11. El tema del estilo es apasionante y viene de años atrás. Decía Simeone en La Nación que el Barcelona y el Atleti son equipos con estilo propio (ataque y contraataque) y que le Madrid depende de los jugadores que tiene en cada momento. Habría que puntualizar que en el caso del FCB con más de 100 años de historia el estilo lo encontró en los 90 y en el caso del Atleti en los 70 con Luis Aragones principalmente. Es cierto que a partir de entonces, sobre todo en el FCB, se han buscado entrenadores que continuasen el estilo con más o menos éxito. El Atleti ha sido menos continuista en ese sentido, aunque hay que reconocer que Simeone llegó con esa idea fija (recuperar el estilo tradicional del club) y lo consiguió. El caso del Madrid es mucho más complejo. La idiosincrasia del club es distinta, esta marcada por el éxito masivo de los años 50 con Di Stefano a la cabeza. Ese éxito creó una imagen a la que parecerse en los años posteriores. Un reflejo en el que mirarnos y contemplar la gloria. La necesidad de alcanzar algo tan perfecto hizo que el estilo de juego no fuera tan importante. Lo importante eran los valores (integridad, intensidad, cultura del trabajo, honor, humildad, no darse nunca por vencido, luchar hasta la victoria siempre). En definitiva, lo importante era ganar. Durante la segunda mitad de los años 80 ocurrió algo que explica muy bien todo esto. El Madrid tenía a los jugadores más envidiados de Europa. El dominio en España era absoluto, no solo en las victorias, también en lo futbolístico. Ver un partido de la quinta y uno del FCB o del Atleti era como ver dos deportes distintos. Pero incluso en esa fase de dominio casi absoluto se sustituyeron entrenadores. Amancio. Beenhaker. Toshack. La victoria y la belleza del futbol desarrollado no eran suficientes. Si no se ganaba en Europa el estilo era algo secundario. Una muestra clara de que la victoria esta en nuestro ADN. Es nuestro ADN. Llegar a ella por todos los caminos posibles, da igual la forma. Se jugó bien con la quinta, se jugó bien con Valdano, se jugó bien en ciertos momentos con otros entrenadores pero ninguno tuvo continuidad. Cuando no ganaron se marcharon. Esa obligación nuestra, esa exigencia, arrastra con todo, también con el estilo. En definitiva, no es que el Madrid carezca de un estilo de juego, es que ningún entrenador tiene tiempo suficiente para implantarlo. Como parte de este círculo vicioso o virtuoso, no siempre estoy seguro, las diferentes directivas terminaron dando el mando a los verdaderos protagonistas: los jugadores. El entrenador pasó a ser un cuerpo extraño. Los entrenadores de manual fracasaron. El club se dio cuenta de que los que mejor funcionaban eran aquellos que se ponían en manos de los jugadores (Ancelotti, Zidane, Del Bosque), entrenadores carentes de estilo, sin base táctica o futbolística de calado, pero que contentaban el núcleo duro del grupo. De esta forma el Madrid siguió ganando, con matices, pero siguió ganando. Cuando la directiva acertaba con los jugadores se obtenían victorias. La liga dejó de ser algo prioritario, pues en manos de los jugadores, son ellos los que deciden cuando esforzarse y cuando no conviene mancharse la camiseta. Es mucho más duro jugar en Ipurua que en Paris o Manchester. Nadie quiere el barro y la lluvia de los meses invernales. La gloria y la fama se libran en Marzo y Abril cuando las competiciones domesticas ya están perdidas y no queda nada a lo que aferrarse salvo la preciada Europa. Es lo que tiene ponerse en manos de jóvenes millonarios cuya única autoridad son ellos mismos. Esto explica que hayamos ganados 2 ligas de..., dos copas de... también explica las victorias en Europa. Todo ello salpicado por una falta de juego alarmante, por el peso de la individualidad, por los esfuerzos caprichosos y la falta de un plan al que aferrarse en los malos momentos. Creo que ahora el club atraviesa un periodo de dudas. Y cuando esto ocurre, a veces es bueno detenerse y mirar hacia abajo. Ahí están las raíces. Y no hay un club en el mundo con raíces como las nuestras. Somos el Madrid. Los valores que rigen nuestra historia están ahí por algo. No son solo palabras. No es una cuestión de estilo. Es una cuestión de orgullo. De no abandonar el campo si haber derramado hasta la última gota. De no escatimar con el esfuerzo. De no desfallecer hasta que el arbitro no nos manda a la caseta. La camiseta no te la pones. La camiseta la honras. ¿Quereis una lección de estilo?. Aquí la tenéis: Los demás compiten. Nosotros ganamos. Eso es lo que nos diferencia.

  12. Hacia años, que no leía un artículo como este, no en La Galerna, sino en cualquier medio especialmente en uno madridista. De la primera a la última frase, es el reflejo de en lo que se ha convertido nuestro club. Y la responsabilidad es de todos pero especialmente de los que mandan , que lo han convertido en una gigantesca oficina que no dice nada, no inspira nada, no hace que sientas nada. El fiel reflejo de lo que significa tener un presidente que mira el fútbol como una cuenta de resultados. Si acudes a otros campos de fútbol y luego vas al Bernabéu parece otro deporte. Es lo que hay y de ello una buena parte de culpa la tienen los propios socios que acuden al campo como van a misa. Y luego se enfadan cuando les critican.

  13. Pues sí, el artículo da en el clavo. Pero yo creo que esta transformación está ocurriendo también en otros clubes top, es inevitable. De lo que se trata es de seguir ganando por encima de estilos y modas. Por cierto, apuesto a que veremos un par de fichajes esta semana. De lo contrario, si vienen mal dadas, las críticas irán al palco. Y eso es algo que Floro no puede soportar.

    1. Ahora mismo tenemos 25 jugadores en plantilla, que serían 26 si contamos al tercer portero y 27 si contamos a Rodrygo, es decir, que para que se pueda fichar a alguien primero habría que vender y salvo Mariano, que saldrá cedido, no hay nadie más que pueda o vaya a salir, por tanto es absurdo que pensemos en que se va a fichar a alguien, ni Neymar ni por supuesto ningún mediocampista de nivel que es lo que verdaderamente se necesita. Lo que si se puede hacer y cuanto antes mejor es cambiar al técnico y poner a uno que entienda que los equipos se construyen desde la defensa, y que cuando se hacen serios atrás lo de adelante con la calidad que tienen los jugadores viene sólo, pasa no sólo en fútbol, si no en todos los deportes, los que mejor defienden suelen ser los que más ganan, pero aquí eso no se entiende, no hacemos nada más que pedir gente arriba, pero esto no soluciona nada mientras no se arregle el desaguisado que hay atrás

  14. El apellido de este artículo es Klopp. Era el hombre adecuado, pero Florentino quiso salvarse el culo con Zidane después de la derrota contra el Ajax.
    He sido y soy mucho de Florentino, pero tanto como se llevó todos los elogios merecidos con las Champions, tiene un porcentaje altísimo de culpa con todo lo que se comenta aquí.
    Un verano que prometía ilusionante puede acabar con Ney en Barcelona y asumiendo desde Septiembre que tenemos 0 opciones en La Liga. Genial todo

Responder a Antonio Francisco Jiménez Ruiz Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

homelistpencilcommentstwitterangle-rightspotify linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram