Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Portanálisis
La mejor portada de la historia de Marca

Portanálisis: "Una mirada irónica sobre la prensa deportiva diaria"

La mejor portada de la historia de Marca

Escrito por: La Galerna15 diciembre, 2018
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Buenos días. Por fin 'Marca' luce una portada que merece la pena, que rebosa madridismo por los cuatro costados. Además, es un madridismo sincero, no impostado o para la foto.

En la imagen de aquí arriba podemos ver a Marcos Llorente junto con José Luis, al que hemos cedido gustosamente sin necesidad de que nadie pagase su elevadísima cláusula de rescisión, Paco y Toñín. La familia Llorente, con el joven canterano a la cabeza, luciendo sonrisa y madridismo. Sólo falta Gento, pero nos comentan que estaba ocupado sacando brillo a sus seis Copas de Europa, una más de las que tiene, por ejemplo, el Fútbol Club Barcelona.

Hoy sí es un día recomendable para leer el periódico de la Central Lechera. Al menos, las páginas en las que los Llorente hablan con cariño del Real Madrid, del pasado, del presente, del futuro, de lo que significa el escudo del club más grande de la historia. De todo. Necesitaba 'Marca' una portada así para reconciliarse, aunque fuera por unas horas, con un madridismo al que tiene abandonado. Seguramente mañana mismo volverán a las andadas, pero hoy toca deleitarse con su mejor portada. Y con los Llorente.

En el resto de portadas vemos que Relaño goza ante la posibilidad de que el ambiente del Bernabéu durante el Real Madrid-Rayo sea duro, mientras que en Barcelona siguen a vueltas con los fichajes. En menos de cinco meses han sonado Rabiot, Christensen, De Light, Jovic, Werner, Maxi Gómez, Di María, Dolberg, Platek, Pogba y hasta Neymar. Ninguno de esos ha llegado al Camp Nou, aunque lo cierto es que a la prensa cataculé le está quedando una ristra de portadas cojonuda.

PD: Deseamos que lo del Reus pueda solucionarse y el club no tenga que descender a los infiernos dejando a muchos profesionales -no sólo los jugadores- en la calle. Sería ideal que LaLiga y la RFEF mirasen más para el club catalán y menos hacia Miami. El fútbol español se salva desde dentro. ¡Fuerza, Reus!