Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
Gareth Bale, el señor de la guerra

Gareth Bale, el señor de la guerra

Escrito por: Mario De Las Heras22 julio, 2019
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

No hablo del señor de la guerra en el feo sentido moderno. Hablo del señor de la guerra en el romántico sentido clásico. El de War Lord, la película de Charlton Heston. Recuerdo que mi profesor de Historia nos dijo que la viéramos porque reflejaba muy bien la vida y las costumbres del señor feudal, el caballero que se convierte en señor por sus méritos en la batalla.

El noble al que sirve es quien le concede el dominio de unos predios, con sirvientes y el privilegio de vivir en una torre medieval. A mí esas torres de los señores feudales siempre me han encantado. Me gustan más que los palacios y los castillos. Tan sencillas y recoletas y tan amplias y confortables.

Un sitio también inexpugnable, con la cantidad de plastas que hay por ahí. Es como una casa en el árbol, pero de adultos. La cantante Enya vive en una torre (en realidad es un castillo, pero desde fuera parece una torre) en Killiney, Dublín, al lado de Bono y de Van Morrison, entre otros famosos.

Las torres tienen que servir para disfrutar de una preciosa intimidad. A una torre no se presenta cualquiera de visita a las cuatro de la tarde para tomar café, porque se arriesga a que le echen aceite hirviendo desde lo alto de las almenas. Yo, desde luego, lo tendría preparado.

Estoy imaginando a Bale mirando a través de la pantallita de su telefono electrónico la cara del célebre Diego Torres, por ejemplo, que llama a su puerta con intención de hacerle unas inocentes preguntas, y lo veo inmediatamente enviando al servicio a la azotea para echarle encima las cacerolas. Bale podría ser un señor feudal. Le pega la coleta con la cota de malla y el espadón al cinto.

Lo veo recorriendo sus propiedades a caballo con el viento de cara. Su torre recoleta, su sol madrileño... Desde luego que Gareth no es un señor feudal, aunque sí tiene méritos de guerra. Gareth Bale es un caballero madridista que quiere seguir siéndolo. Pero es un caballero caído en desgracia, mayormente por la simple y cruel maledicencia.

Esta historia suya y este encastillamiento es un poco de El Cid. Aquí Zidane haría el papel de Alfonso VI y Bale el de Rodrigo Díaz de Vivar. Claro que aquí la gente no le grita: ¡Qué buen vasallo sería si tuviese buen señor! Aquí la gente, mayormente azuzada, le dice otras cosas en medio del destierro al que se resiste.

A mí me gustaría que esto fuese un poco un Cantar. El Cantar del Mío Gareth donde, gracias al valor de su pierna izquierda, consigue redimirse y que Zidane I lo perdone y lo ponga en su once inicial para campeonar. Un Bale Campeador. Esa fuerte reticencia por salir, como hubiese salido cualquiera en su lugar con la suave corriente del río, le honra en buena medida.

Pero parece que no va a haber ningún poema. Bale es un dique, pero Zidane es una presa. Es honorable poner en juego tu futuro profesional por el Madrid. Una apuesta personal para la que ya no hay ninguna oportunidad. Y que nadie haga caso a las comadres: esto es una justa entre caballeros.

Yo ya empezaba a soñar con el Cantar: el héroe que cae y se levanta. El destierro, la afrenta de Corpes. La pérdida y la recuperación del honor. No sé cómo va a acabar esto, pero seguro que no va a acabar como el rosario de la aurora que es como quieren que acabe las sensacionalistas comadres y el sensacionalista representante Jonathan Barnett.

Dan por hecho que Gareth se va a China. Extraño desenlace de un caso curioso. Como lo es el hecho de que los dos futbolistas llamados a ocupar el lugar de Cristiano y Messi en el Real Madrid y el Barcelona, Bale y Neymar, parecen haberse quedado en el limbo. Sin las pasadas querencias y sin el pasado caché.

Dos jugadores protagonistas de una progresiva historia de hartazgo profesional y popular con diferentes raíces, pero con un mismo destino que a mí no me gustaría que fuese para Bale, porque, si el galés no es un héroe, sí es al menos ese señor feudal imaginario en su torre imaginaria, autor de grandes hazañas madridistas.

Ha trabajado en Marca y colaborado en revistas como Jot Down o Leer, entre otras. Escribe columnas de actualidad en Frontera D. Sobre el Real Madrid ha publicado sus artículos en El Minuto 7, Madrid Sports, Meritocracia Blanca y ahora en La Galerna.

9 comentarios en: Gareth Bale, el señor de la guerra

  1. Las últimas 4 champions. Tienen mucho de Bale. No se merece este trato. Y lo peor de todo, dándole carnaza a la prensa corrompida. Más munición para que sigan atizando al Club. No aprenderemos nunca.

  2. ...¿veremos a Canelita ponerse la nº 11 como hizo con la de Ozil,por muchisimo menos?...Sr Bengoechea,le recuerdo en un video señalandose la trasera de la camiseta y diciendo "aprended" en la grada de Kiev.....¡que coñ..ha pasado aquí?.....esto parece Marca con menos colorines y cierto sentimiento de culpa-vergüenza...de verdad que lo siento.....ya solo falta que cuando regrese de vacaciones Richard Dees se ponga a trabajar con Los Manolos y con Pablo Lopez de becario.

  3. Qué pena más grande lo que han hecho con este tipo. Lo que ha tenido que aguantar.
    Y otro añito que nos comemos al Isco de los ...
    Isco fuera del Madrid. JODER

  4. Esta nota es una joya! Todo lo contrario al destino que le están asignando a Bale. Tanta injusticia deportiva, le valió al menos un prenda literaria.

  5. Para mí Bale es un héroe. Un héroe que espero no echemos de menos en las noches en las que se requieren grandes gestas. Por suerte su Cantar está escrito con letras de oro en la historia del Madrid y eso nadie lo puede borrar.

  6. Creo que es un jagador que se enroco en una postura que no ha sido entendida por nadie. Gran jugador, con grandes capacidades que no quiso dar el paso adelante. Gracias por todo Bale, te echaremos de menos.

  7. Respeto absoluto por todos los jugadores que vistan, hayan vestido o vayan a vestir la camiseta blanca.
    Se puede criticar, discrepar o analizar, sobre el rendimiento de un jugador o del propio equipo en general, pero siempre bajo el respeto hacia las personas que no opinan lousmo que nosotros. En la discrepancia está el debate, y eso es siempre enriquecedor.
    Habrá gente que le guste más o menos Bale, que juzguen su rendimiento y su integración en el club, pero este tío aparece en las mejores fotos de los últimos años.
    Yo, personalmente discrepo del modo de actuar de Zidane el otro día en sus declaraciones sobre Bale, pero no por ello, insultaré a Zidane.
    Respeto absoluto para todas las opiniones, y por favor, algunos deben de repartir carnets de madridismo.
    Todos, independiente de lo que pensemos, supongo que queremos lo mejor para el Madrid.

Responder a Rafael Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tweets La Galerna

Es importante exigir una imagen corporativa a la altura de la institución que representas? ⁉️ Cuestiones que se hacen Patricio Cuadra y el socio 1776.

✍️🏻El socio 1776 por @cuadrablanco

https://t.co/QCtokq9UvZ

🔎 La opinión de Antonio Escohotado sobre el partido de ayer.

✍️🏻Atentos al parche por @AEscohotado

https://t.co/LlPX90ePZE

Mario De Las Heras se cuestiona si el actual entrenador del Real Madrid es el verdadero Zinedine Zidane.

✍️🏻 ¿Quién es ese hombre que dice ser Zidane? por @delasherasmario

https://t.co/deYtzuqT3C

En el #Portanálisis sólo podemos darles la razón.

✍🏻 Un Real Madrid oprobioso

👉🏻👉🏻👉🏻 https://t.co/GQvrEP6TWz

2

Es importante exigir una imagen corporativa a la altura de la institución que representas? ⁉️ Cuestiones que se hacen Patricio Cuadra y el socio 1776.

✍️🏻El socio 1776 por @cuadrablanco

https://t.co/QCtokq9UvZ

homelistpencilcommentstwitterangle-rightspotify linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram