Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
Seremos consolados

Seremos consolados

Escrito por: La Galerna23 noviembre, 2015
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Bienaventurados los que lloran, porque ellos serán consolados.

Bienaventurados los que tienen hambre y sed de justicia, porque ellos serán saciados”.

Hola a todos. Prometí volver a La Galerna coincidiendo con el post-Clásico. No encontrándome ayer por aquí, alguno pensaría que había sido presa, dada la debacle del sábado, del síndrome de San Pedro y sin gallo de por medio. Nada más lejos de la realidad. Unos asuntos de parroquia me mantuvieron alejado de cualquier otro menester (quizá para bien, pues me distrajeron de la frustración asociada al partido) y me obligaron a posponer para hoy mi retorno galernario, que será, como era costumbre, dominical excepto hoy.

Admitámoslo. Lo del sábado fue un horror. Más aún. Fue el horror. El peor escenario para un madridista.

Llegábamos al Clásico sin saber qué esperar. Si el Madrid de la ida contra el PSG o el de la vuelta, el del Sevilla. Pues bien, incógnita despejada. El Madrid fue el sábado una caricatura de lo que debería haber sido. El shock, por lo abultado del resultado y, de algún modo, por lo sorprendente del mismo, es mayúsculo.

Ante este hecho consumado, el madridista, como el buen Cristiano, debe tomar una decisión. Alejarse del dolor, ignorar lo sucedido, mirar a otro lado... O bien abrazar la Cruz, acompañar al equipo en el sufrimiento e insuflar ánimo a nuestras tropas. Yo tengo muy claro de qué lado estoy. ¿Y tú, querido galernauta? Haz el favor de resistir la tentación de pedir la disolución del Club y su separación en varias empresas independientes dirigidas por un funcionario rojiblanco, perdonen el pleonasmo.

Este posicionamiento con el Equipo no debe privarnos, sin embargo, de decir las cosas claras. En primer lugar, debemos alzar nuestra voz contra el vedettismo que golpea a algunos de nuestros jugadores. Cuando mi Obispo me pidió ayuda para una tarea especial en las últimas semanas no dudé. Sí, ello me alejaba de mis escritos galernautas, de mi parroquia, de mis partidas de julepe... Pero ya ven. Donde manda patrón no manda marinero. Si a usted el entrenador le pide que juegue de extremo izquierdo cuando preferiría hacerlo de defensa central, usted lo hace. Y lo hace con denuedo y orgullo por vestir la blanca camiseta.

En segundo lugar, mi querido Rafael Benítez Maudes, el hombre de la ciencia, parece perdido. Disperso, como mantequilla untada sobre demasiado pan, que diría el amigo Bilbo. Ha pasado de ser Dick Feynman a Eduard Punset. ¿Dónde está el rigor táctico? ¿Dónde la sorpresa para arrinconar tácticamente a Luis Enrique? ¿Por qué renunciar al siempre efectivo Casemiro en favor de............ (pongan aquí el nombre que mejor les encaje)? Valor Rafa, valor. Lo que mató a tu predecesor fue precisamente el politiqueo, el alinear nombres (uno en concreto, en el caso de Carletto) por encima de rendimiento, pasión y estado de forma.

En tercer lugar, nos estaban esperando. “Mirad que os envío como ovejas entre lobos”, dice el Señor. Meanas, Gallardos, Pelopinchos del Plus, Ronceros, Relaños... Todos los, perdonen que me encienda, mediocres que esperan nuestro fracaso se regocijan ante lo sucedido. Que lo disfruten. Les va a durar poco la alegría. Los caminos del Señor son inescrutables y el Real Madrid siempre vuelve.

bliss

En cuarto lugar, este Club necesita recuperar autoestima. Cariño por sí mismo. Dignidad. Relato, de algún modo. No podemos ir de Mou a Carlo y vuelta. ¿Qué queremos ser? ¿Cual es nuestra identidad? ¿Sienten los jugadores la derrota tanto como nosotros, los aficionados? Soy de los que cree que llegar un segundo antes a un balón depende no solo del entrenamiento y la calidad del futbolista, sino de cuánto se desee hacerlo. El jugador que no esté comprometido con el equipo ya sabe donde está la puerta. “La mies es mucha y los obreros pocos”.

El sábado salimos trasquilados del Bernabéu. Quizá la única buena noticia fuera la presencia de Don Fabio Capello en el graderío, de quien guardo un grato recuerdo de sus anteriores estancias en Madrid. Algunos dicen que solo él puede sacarnos de este atolladero. No creo que sea así.

Necesitamos hombres que den un paso adelante. Queda una barbaridad de temporada y, aunque el golpe es duro, tenemos que encajarlo y levantarnos. Seamos serios. Si los jugadores odian al entrenador que se lo digan, que aclaren sus problemas. El Barça (ay) estaba casi en las mismas el año pasado a estas alturas y miren cómo acabó.

El cristiano, como el madridista, sabe que el Bien siempre vence. Seremos consolados. Seremos saciados. Esperemos que no dentro de mucho, claro. Que esta semana vienen los rusos y esos (tampoco) se andan con chiquitas. Pero no lo dejemos todo en manos del señor. Pongamos, como aficionados, todo de nuestra parte. Con exigencia, pero arrimando el hombro. Yo, por mi parte, estoy de vuelta. Al menos hasta que el Mister me reclame para otra tarea. Siempre pensando en el Equipo.

¡Hala Madrid! Y feliz y santo Lunes.

3 comentarios en: Seremos consolados

  1. Queridos galernautas:

    Me veo en la obligación de abroncarles. Entiendo la fase depresiva por la que estamos pasando tras los lúgubres acontecimientos del pasado sábado. Soy consciente de que el cuerpo está para pocas alegrías y el espíritu para ninguna celebración. No se me escapa que son días de duelos (y quebrantos). Pero !por el amor de Dios! (iba a escribir !coño! pero no lo haré en atención a la debida consideración que merece el ámbito eclesiástico en que se circunscribe este comentario),

    !QUE HA VUELTO EL PADRE SUANCES!

    Dónde están las multitudes galernautas agolpándose a las puertas de esta sección, haciendo fila y pidiendo vez para publicar un comentario congratulándose por tan feliz circunstancia? Dónde los cánticos de alabanza? Dónde el loor de multitudes?

    Han pasado veinticuatro horas desde que el Padre Suances volvió a hollar con sus reverendos pies suelo galernauta, y tan sólo el heróico Blasdelezo75 (qué otro nombre podía tener?) ha mostrado la alegría -el gozo, que diría el Páter- que a todos nos invade. Porque a todos nos invade. O no?

    A ver si los galernautas vamos a estar sobrevalorados...

  2. No hay comentarios por la sencilla razón de que el artículo no aparece entre las opiniones indexadas del día 23. Hay que llegar a él mediante un enlace situado en el interior de otro artículo. Por tanto, el artículo no se está publicando como debería.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tweets La Galerna

Suscribo (y aplaudo) cada una de las palabras de @FGwynne en @lagalerna_ sobre la imperiosa necesidad de que el Madrid incorpore equipos femeninos a las secciones deportivas que ya posee. https://t.co/MOYfr70j4F

French Connection - La Galerna. En busca de nuevas ilusiones. https://t.co/yIA2So1nz7

Leo Messi nunca pierde https://t.co/fcVVoBmXCS vía @lagalerna_

Pluralidad en @lagalerna_ , sobre todo cuando viene de la mano de un fenómeno como Pepe. https://t.co/N1wdvmdu95

La nota sobre Bale que sintetiza el sentimiento de muchos de nosotros. Si crees en Bale, no puedes dejar de leerla. -- A vueltas con Gareth Bale https://t.co/vhXvuUSGGY vía @lagalerna_

homelistpencilcommentstwitterangle-rightspotify linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram