Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Portanálisis
No somos gilipollas

Portanálisis: "Una mirada irónica sobre la prensa deportiva diaria"

No somos gilipollas

Escrito por: La Galerna5 abril, 2017
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Alejandro José Hernández Hernández será el árbitro del Real Madrid-Barcelona que se jugará el domingo 23 de abril. Para qué queremos más. Quedan más de dos semanas y ya está el lío montado. En la prensa catalana ya se gesta una campaña que se recordará durante años.

El entorno del Barça, único club de la historia que ve una persecución arbitral sin haber sufrido penaltis ni expulsiones en contra durante toda la temporada, ve con cierto nerviosismo el nombramiento de Hernández Hernández. Le recuerdan por anular un gol legal a los culés en el campo del Betis, situación que parece legitimarles para echarse las manos a la cabeza y cocinar una campaña que acompañará al colegiado hasta el mismo día del Clásico.

En 'Sport' rodean su designación con exclamaciones y la tildan de "polémica", mientras que en 'Mundo Deportivo' encontramos una columna de Sergi Solé que dice lo siguiente: "Al árbitro del error más gordo de la Liga le dan el premio gordo para un colegiado. El Clásico será para él. Los hilos están atados y bien atados. No se extrañen de nada. Venimos de una Liga merengue de las últimas ocho".

Se deben pensar en 'Sport' y 'Mundo Deportivo' que el madridismo es gilipollas o que sus campañas, absurdas e infantiles, se pueden sostener con disparos al aire. Toman también por tontos a los culés, a los que intentan colar un discurso de medias verdades con la única intención de generar un ruido que, en condiciones normales, no existe.

Hablan de Hernández Hernández como un árbitro al que han puesto ahí para que favorezca al Real Madrid. Usan algún partido de este año como 'prueba' y deslizan que está todo manipulado, amañado desde la capital. No tienen el valor de decirlo claramente, pues son conscientes de que tendrían un problema mucho más gordo que el que demuestran escribiendo semejantes barbaridades.

Pero nuestra indignación no viene por la enésima campaña armada desde el ridículo. Creemos que nos toman por gilipollas porque no hemos encontrado en ningún sitio que Hernández Hernández fue el árbitro del Barcelona-Real Madrid de la temporada pasada. Aquel día, el equipo blanco acabó con diez futbolistas -oh, qué novedad- y le anularon un gol totalmente legal a Gareth Bale. Acabó ganando el cuadro de Zidane, pero no fue precisamente porque Hernández Hernández hiciera bien su trabajo.

Si quieren montar una nueva campaña, adelante, pero intenten no insultar al madridismo obviando escándalos como el de aquella jornada. No nos traten como si fuéramos gilipollas.