Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
Tarjeta roja al Barcelona

Tarjeta roja al Barcelona

Escrito por: Javier Vázquez16 octubre, 2019
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Retomo mis artículos en este medio de comunicación después de un período de reflexión y sosiego. Pero hoy no voy a referirme a las efemérides del Real Madrid, que tanta gloria nos dan a los madridistas y tantas alegrías nos recuerdan. Hoy me voy a poner algo más serio, aprovechando mi condición de jurista, para analizar el comunicado que el Fútbol Club Barcelona ha hecho público después de que se conociera la Sentencia del Tribunal Supremo sobre el proceso judicial abierto a dirigentes de la Generalidad de Cataluña tras los hechos acaecidos en septiembre y octubre de 2017 y que son de sobra conocidos para una audiencia docta como sois vosotros.

El comunicado empieza diciendo: “El FC Barcelona, como una de las entidades de referencia de Catalunya, y de acuerdo con su trayectoria histórica, desde la defensa de la libertad de expresión y del derecho a decidir…

Empezamos bien…. Dice el club que “de acuerdo con su trayectoria histórica...” A ver, seguro que me he perdido algo. Un club fundado en 1899 tiene una historia, no me cabe duda, pero…. ¿Nos acordamos de las condecoraciones al General Franco? ¿Nos acordamos de las 5 recalificaciones de terreno que el Régimen del General Franco concedió al Barcelona? ¿Nos acordamos de las ayudas a fondo perdido que el Régimen hizo al Barcelona para que pudiera construir su Camp Nou, su Palau Blaugrana, su Miniestadi o, simplemente, evitara su desaparición por ruina? En esa época histórica (más larga, por supuesto, que la actual), también eran firmes defensores del “derecho a decidir”? Pues, chicos, raro me parece… Raro me parece que los Gobiernos del General Franco dieran tantas prebendas a las directivas del FC Barcelona si hubieran sido adalides del derecho a decidir nada, más bien eran adalides y líderes de los agasajos, premios, honores y distinciones al General Franco y a toda su cohorte de Generales y civiles que le acompañaban en el Gobierno de nuestro país.

 

Seguimos. La “libertad de expresión”… Como diría el gallego, manda carallo. La misma libertad de expresión que pretende ejercer un madridista que paga religiosamente su entrada al Camp Nou y NO LE DEJAN ENTRAR CON LA CAMISETA DEL REAL MADRID porque “provoca”. ¿Ésa es la libertad de expresión que ampara y protege el FC Barcelona? Estamos ante el club de España que menos libertad de expresión deja ejercer en su estadio y nos quieren hacer ver que son adalides de dicha libertad de expresión porque dejan poner en sus gradas pancartas como “Catalonia is not Spain” “Llibertat Pressos Politics” “Freedom for Catalonia” y demás lindezas vergonzosas y vergonzantes para el fútbol y para el deporte español, porque… no nos olvidemos nunca que… El Barcelona es “referencia de Cataluña” por sus éxitos deportivos que se han fraguado EXCLUSIVAMENTE en competiciones ESPAÑOLAS… ¿Y por qué digo EXCLUSIVAMENTE? Alguien podrá decirme… pero si tienen muchas Copas de Europa de Hockey… y es verdad, pero ¿por qué juega el FC Barcelona la Copa de Europa de Hockey? EXCLUSIVAMENTE y repito, EXCLUSIVAMENTE por ganar o clasificarse en COMPETICIONES ESPAÑOLAS… Por eso me reafirmo… Si el Barcelona no participara en COMPETICIONES ESPAÑOLAS, no sería referente ni del Tibidabo.

El “derecho a decidir” … El derecho a decidir sobre algo es exclusivo del que ostenta sobre la cosa en cuestión el pleno dominio o algún derecho real que le faculte para ello, siempre y cuando no viole o afecte a otros derechos, ya sean de la misma cosa o de otras personas. Me explico: yo tengo el derecho a decidir sobre el uso que le voy a dar al bolígrafo que tengo sobre la mesa, ya que me lo he comprado y tengo el pleno dominio sobre él. Pero no puedo darle el uso de proyectil y apuntar sobre la persona que tengo a mi lado porque violaría su derecho fundamental a la integridad física si le doy un boligrafazo y le salto un ojo, que diría mi madre. También tendría el derecho a decidir sobre el castillo que eventualmente me ha sido dado en herencia por ese familiar excéntrico que todos tenemos, pero no puedo decidir convertirlo en un spa erótico-festivo porque resulta que los castillos son bienes protegidos por la Ley de Patrimonio Histórico y tengo la obligación de mantenerlo y cuidarlo, así como a no darle un uso que ponga en peligro su integridad como tal inmueble. En una palabra: si las personas integrantes de un territorio español quieren “decidir” sobre el destino de ese territorio sin contar con los otros titulares de la soberanía sobre el mismo, pues simple y llanamente NO PUEDEN. No pueden porque resulta que un señor o señora de Albacete tiene los mismos derechos de “decisión” sobre Cataluña que los catalanes, básicamente porque todos nosotros, los españoles, sobre los que recae la Soberanía Nacional de España (art. 1 Cconstitución Española) somos los que tenemos el derecho a decidir dónde empieza y dónde termina nuestro país. Así que el Barcelona, con el aserto que acabo de analizar, lo qe hace es, en primer lugar, mentir soberanamente y, en segundo, menospreciar al resto de pobladores de nuestra España entre los cuales, muy a mi pesar, se encuentran muchos que, incomprensiblemente, siguen siendo culés… Vamos, que dan caña a sus propios seguidores. Magnífico.

un señor o señora de Albacete tiene los mismos derechos de “decisión” sobre Cataluña que los catalanes

Seguimos con el comunicado: “… Del mismo modo que la prisión preventiva no ayudó a resolver el conflicto, tampoco lo hará la prisión dictada hoy, porque la cárcel no es la solución”. Curioso. Hagamos un pequeño juego, algo que es muy fácil de entender hasta para la directiva del Barcelona. Supongamos que cualquiera de nosotros va a la tienda del Barcelona del Camp Nou y compra una remesa de 100 camisetas, con sus parches, insignias y demás abalorios. ¿La factura? En torno a los 10.000 euros. Convencemos al encargado de la tienda de que, al ser un pedido tan grande y una cantidad tan importante, nos llevamos las camisetas y le pagamos con un cheque, un cheque normal y corriente, a nombre del FC Barcelona, firmado por nosotros y lleno de números.

Nos llevamos las camisetas y, a la hora de cobrar, el banco le dice al encargado de cobros de la tienda: “mire usted, resulta que el cheque no tiene fondos”. Supongo que automáticamente dicho encargado (más bien su jefe, que la cosa es seria) nos llamará y nos dirá que ha habido un problema con el cheque y que no tiene fondos, que nos pasemos a abonar la factura, en eso que nosotros, aduciendo la conveniencia del diálogo, le decimos que no, que no vamos a pagar porque nos parece abusivo el precio y porque hemos decidido, en nuestro derecho a decidir, que no pagamos. En ese momento, ese señor tan amable supongo que dejaría de serlo y nos amenazaría con la pertinente denuncia al Juzgado de turno por la comisión de un presunto delito de estafa. ¿DENUNCIA? ¿DELITO? ¿JUZGADOS? ¿PRISIÓN? Señores, LA CÁRCEL NO ES LA SOLUCIÓN, ¿NO? Seguro que, si le recordamos el comunicado, le va a dar igual y nos va a presentar la pertinente acción judicial. O pagamos las camisetas o condena. Es lo que hay.

 

¿Por qué he querido decir esto? Muy sencillo, cuando alguien comete un delito las autoridades judiciales, con todas las garantías constitucionales, nos juzgan y, en su caso, nos condenan. Este juicio que estamos analizando no es más que el producido por la comisión de unos delitos que en el Código Penal Español están tipificados y sancionados con la pena pertinente… Y EL TRIBUNAL SUPREMO LO ÚNICO QUE HA HECHO ES CONSTATAR TALES HECHOS Y APLICAR LA LEY… LA LEY, esa que es igual para todos los españoles, los catalanes también.

Sigo con el comunicado. “… el Club pide a todos los responsables políticos que lideren un proceso de diálogo y negociación para resolver este conflicto, que también debe permitir la liberación de los líderes cívicos y políticos condenados.”… No salgo de mi asombro…. Es más, me sonrío… me carcajeo…. y me indigno… mucho… A ver….. el conflicto YA ESTÁ RESUELTO… Comisión de delito, juicio justo, condena y SENTENCIA FIRME.. Ya no hay conflicto, hay condena. “...que debe permitir la liberación….” Pero ¿qué liberación? Que los han condenado, diantre, que han cometido un delito y han sido CON-DE-NA-DOS… Lo único que les queda e