Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Escohotado
Empresas arduas

Empresas arduas

Escrito por: Antonio Escohotado30 abril, 2018
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

El partido de mañana se juega a cara o cruz, y la ventaja puede convertirse en desventaja si al Bayern le sale un gran partido. Será difícil impedir que los ímpetus atacantes del Real se vean frenados de modo más o menos inconsciente por la propia ventaja, lo cual promovería un cerco indefinido a la meta de Navas. Muchos ataques se verán abortados, pero lo esencial es que dichas recuperaciones no se vean seguidas por pérdida, cosa dependiente a su vez de que en ambas alas se cree juego.

Cómo sustituir a Carvajal en la derecha parece problemático, tanto más cuanto que Ribéry entra por allí y al menos dos hombres deben cubrir la zona. No veo motivo para desconfiar de que los centrales y los tres medios cumplan bien ante sus respectivos adversarios, pero me parece que la banda izquierda tampoco puede ser atendida solo por Marcelo, aunque dos más cinco más dos suman 9, y parece temerario dejar a Cristiano como único punta. ¿O no?

La maniobra de sustituir a Isco por Asensio produjo el segundo gol en Múnich, aunque dar un tiempo a cada uno quizá sea menos prometedor en el Bernabéu, donde el Bayern sale no teniendo absolutamente nada que perder, y con tres derrotas por vengar. Lo que se me viene a la cabeza es Bale endosándole un hat trick al Inter, con tres cabalgadas muy parecidas desde la posición de lateral izquierdo. No es menos cierto que Zidane ha manejado sabiamente las sustituciones, con la única excepción para mi gusto de Benzema otrora, y disponer eventualmente de hasta 14 jugadores beneficia al Madrid por fondo de armario.

En todo caso, tiene razón cuando supedita pasar la eliminatoria a que el equipo juegue “como nunca”, marcando tantos o más goles que en el Allianz, so pena de sufrir la pesadilla antes mencionada: que las recuperaciones se pierdan en pases involuntarios al rival. Si eso se evita apuesto por un 4-1, pero dos cuartos de hora sin construcción bastarán para urdir la catástrofe. Hay que seguir jugando al “venga, éntrame”, con apoyos constantes, porque arrugarse empezará promoviendo el gol en propia meta.

Vaya partidazo, y qué lujo poderlo ver con cámaras múltiples, repitiendo y ralentizando momentos. Pena da que algunos ignoren cosa distinta del resultado, cuando una vez más el camino se enseñorea del escenario, desplegando la gloria de sus pormenores.

Escritor de una veintena de obras de referencia, como Historia General de las Drogas, Caos y Orden o Los Enemigos del Comercio. Su hijo Jorge administra sus RRSS. @aescohotado

9 comentarios en: Empresas arduas

  1. Muy de acuerdo. El Madrid tiene que jugar muy concentrado y mejor de lo que lo ha hecho esta temporada en el Bernabéu, donde hemos perdido bastantes partidos. Solidaridad extrema y a dejarse el alma, defendiendo y atacando. El resultado de la ida es estupendo, pero visto desde la perspectiva del Bayern tiene su trampa: los alemanes necesitan como mínimo dos goles, y si el Madrid se adelantase seguirían necesitando dos goles. Últimamente siempre me parecen partidos propicios para Bale, pero se ve que Zidane no piensa igual. Espero ser yo el equivocado.