Las mejores firmas madridistas del planeta

Elogio de Piqué

Escrito por: Nacho Faerna30 marzo, 2017

Piqué, luz de mi vida, fuego de mis entrañas. Pi-qué; los labios se juntan como para dar un beso y la lengua se separa del cielo del paladar con un chasquido.

 

Pi. Tres, catorce, dieciséis.

 

Qué. ¿Qué de qué?

 

Era Waka-Waka, sencillamente Waka-Waka, por la mañana, un metro noventa y cuatro de estatura con pies descalzos. Era Piquetón en la ducha. Era Gerard en La Masía. Pero delante de un micrófono siempre será Gerry; o Jerry, como Lewis. El rey de la comedia.

 

Todos los niños crecen, excepto uno, que es Piqué. Él seguirá denunciando favores arbitrales al Madrid y chanchullos en el palco del Bernabéu mientras los niños sean alegres, inocentes y el Madrid siga ganando Copas de Europa. Así es Piqué. ¿No es para comérsel