Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Opinión
Romance de la temporada

Romance de la temporada

Escrito por: Federico Garcia "Lurker"25 mayo, 2019
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Finalizando el estío

Cuando las tardes refrescan

Salió el Madrid al combate

Armado para la guerra:

Bien pertrechado, gallardo

Fiado en su buena estrella,

En la fuerza de su brazo,

En su valor y experiencia.

 

La espada lleva ceñida

La alabarda lleva enhiesta

Bien atacadas las bragas

Bien calzadas las espuelas

Las aristas de las armas

Al brillo del sol destellan

Y las bruñidas corazas

Ciegan a quien las contempla.

 

Al dejar el campamento

Alzó el vuelo una corneja

Que es ave de mal agüero

Cuando sale por la izquierda

Mas la tropa no se cuida

De supercherías necias

Y no cura del presagio

Ni de señales funestas.

 

Era la virgen de agosto,

Las tropas estaban frescas,

Una escaramuza pronto

Pone al Madrid en alerta:

La batalla se inclinaba

En favor de nuestras fuerzas

Cuando un oficial detiene

Un balón que sale fuera.

 

El error del lateral

El enemigo aprovecha

Y la suerte favorable

Tórnase de pronto incierta.

La casquivana Fortuna

Que antaño nos sonriera

Hogaño se muestra esquiva

Y nuestro triunfo cercena.

 

Ya las huestes madridistas

Medrosas se manifiestan,

El alférez Lopetegui

Su rumbo pronto endereza

Mas una nueva derrota

Seguida de una tercera

Precipita su caída

En deshonor y vileza.

 

Allí el capitán Solari

Que es de estirpe solariega

Asume el mando y propugna

Luchar con un par de “huevas”.

La testosterona afluye,

Presto las victorias llegan,

Pero una semana en marzo

Lo tira todo por tierra.

 

A un invicto general,

Todo un mito, una leyenda,

Reclaman en su retiro

Que venga a tomar las riendas,

La situación reconduzca

La tropa recompusiera

La retirada conduzca

De la más digna manera.

 

Todo es en vano, el desánimo

No hay Zidane que lo revierta;

El equipo, melancólico,

Los fracasos encadena,

En desbandada y desorden

Vuelven grupas y regresan

Humillados y ofendidos

A ocultarse entre las piedras.

 

Acabada la campaña

Al campamento regresan;

Traen la coraza abollada,

Las armas ya no destellan,

Las picas traen abatidas,

Las espuelas llevan sueltas,

Las monturas fatigadas

Y cuelgan flojas las riendas.

 

El silencio les recibe

Al trasponer la poterna;

Nadie viene a recibirles

Si no son las caras serias,

Las miradas que les culpan

Desde las torres y almenas

Y alguna voz iracunda

Que a su paso les increpa.

 

Otro ejército partió

Al tiempo por otra senda:

Son los célebres gigantes

Los que lanzan a la cesta,

Lo más granado de Europa

Y aun los mejores de América,

Que fusilan desde lejos

Y machacan desde cerca.

 

Si fue su lucha más brava

No supo hallar recompensa:

Una emboscada en Madrid,

Una maniobra aviesa,

Un escándalo patente,

Una trampa manifiesta

Hurtó la copa del rey

Con la mayor desvergüenza.

 

Una batalla mayor

En Vitoria les espera,

Y en Vitoria les derrota

¡Qué contradicción grosera!

El equipo moscovita

¡Malhaya la suerte negra!

De Vitoria, los colosos,

El bronce a cuello, regresan.

 

Los dos ejércitos blancos

Sufrieron la suerte adversa

Unos menos y otros más,

Sus magulladuras llevan

Y las heridas recientes

Todavía están abiertas

Y escuecen las cicatrices

En la piel y en la cabeza

 

Terminó la temporada

Basta de lágrimas, ¡ea!

Es hora de reponerse

De prepararse a conciencia

Para futuras batallas

Con que olvidar las pretéritas

Para devolver, doblados,

Los golpes que nos aquejan.

 

¡A limpiar las armaduras

Y lavar la sangre seca!

¡Bruñid las armas, sacad

Brillo a las espadas viejas!

¡Que el enemigo se aterre

Al sentir nuestra presencia!

Siempre vuelve el Real Madrid,

Siempre, ¡que tiemble la Tierra!

Yo en el siglo me llamaba Dionisio, como todo el mundo. Fue al abrazar la fe madridista y profesar en la orden de los hermanos galernautas, cuando adopté el nombre de Federico García Lurker. Me gusta ver el fútbol en el bar. Sobre todo, los días de partido.

4 comentarios en: Romance de la temporada