Las mejores firmas madridistas del planeta
Inicio
Crónicas
1-4: Calma tras la tormenta

1-4: Calma tras la tormenta

Escrito por: Ramón Álvarez de Mon10 marzo, 2019
VALORA ESTE ARTÍCULO
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Tras una semana especialmente revuelta en lo deportivo y lo extradeportivo, el Real Madrid afrontaba un partido en el que su misión era convencernos de que no habrá que sufrir para disputar la Champions del año que viene. Solari optó por los teóricos titulares aún sanos, con la novedad de que la entrada de Ceballos dibujaba, en principio, un 442. Pero fue imposible adivinar dibujo alguno durante la primera media de partido, que en opinión de este cronista supuso el mayor ridículo del Madrid esta temporada. Y miren ustedes que el listón estaba bajo.

Durante ese tramos el Madrid vio como el Valladolid le pasaba literalmente por encima. Un penalti fallado por el Pucela y los dos goles bien anulados, pero que evidenciaban todas las grietas blancas, transcurrieron ante los atónitos ojos de los madridistas. El gol local cayó por su propio peso e hizo justicia, pero el Madrid pronto encontró la suerte que le ha sido esquiva durante la temporada para empatar por medio de Varane, con la ayuda de Masip.

El último cuarto de hora dejó una versión más decente por parte de los madridistas que al fin vieron el balón gracias a un buen Ceballos.

La salida del túnel de vestuarios hizo prever otro desastre pues el Pucela a punto estuvo de volver a adelantarse, pero el Madrid más certero de cara a puerta de toda la temporada se puso en ventaja tras un clarísimo penalti a Odriozola. Benzema no perdonó.

Poco después de nuevo Benzema, de los pocos que se salvan esta temporada, remató sin oposición un córner bien botado. El 1-3 parecía increíble dados los méritos contraídos, pero el Madrid ya hacía un rato que había taponado casi todas las vías de ataque locales. Un partido que parecía de clara victoria local de repente estaba totalmente controlado. Ello no impidió que el Valladolid volviese a acariciar el gol en un remate al palo en el 76. Poco después fue expulsado Casemiro por obstruir un saque de falta y ver así la segunda tarjeta. Un jugador con tantas victorias en sus espaldas nunca puede cometer un error tan inocente.

Pero el Madrid iba claramente a más, moviendo bien el balón con la participación muy activa de Valverde, Odriozola, Ceballos y Benzema. En una jugada eterna, el balón le llegó a Modric en la izquierda, su regate fue bueno y se vio favorecido por el rebote. La definición fue estupenda y supuso una pequeña recompensa a un jugador que cuando cae siempre lo hace de pie.

Uno puede quedarse con el bochorno de la primera media hora o con un excelente resultado acompañado de un juego que fue mejorando con el transcurso del partido. Ambas cosas fueron para el que escribe igualmente sorprendentes.

Asesor fiscal autónomo. Soy socio de La Galerna y colaboro en Radio Marca. @Ramon_AlvarezMM

11 comentarios en: 1-4: Calma tras la tormenta

  1. La primera media hora tan solo pensaba en firmar para que lo que se estaba viendo fuera el fondo que el equipo tenía que tocar antes de volver a salir a flote, …….