0-3: Año nuevo, vida vieja

1

El Real Madrid se plantó en Soria con la mochila de ese complicado final de 2017 que tan mal sabor de boca dejó a la familia blanca tras un año inolvidable. El partido ante el Numancia tenía más aroma de examen que de cruce copero. Y el resultado fue un suspenso pese a la goleada. Los hombres de Zidane pasaron de sesenta minutos correctos -sin más- a una media hora final muy pobre en la que ni siquiera fueron mejores que un Numancia que jugó casi toda la segunda parte con diez por expulsión de Diamanka.

Estuvo espeso Carvajal e impreciso -aunque con gol final- Mayoral, que controló mal unos cuantos balones dentro del área de esos que huelen a gol cuando los ves llegar. A Asensio le faltó brillo y a Ceballos continuidad pese a que el ex del Betis volvió a demostrar destellos de gran jugador. Theo sigue sin encontrar ese descaro que le hizo subir al tren merengue. Al menos Bale volvió a marcar, aunque fuera de penalti, situación que le permitirá coger moral más allá de la suma de minutos y sensaciones.

el partido ante el numancia tenía más aroma de examen que de cruce copero

Es normal que el madridismo se vaya enfadado pese a la victoria. Normal porque el 0-1 invitaba al optimismo y la expulsión de Diamanka llevaba directamente hacia un desenlace plácido. Ocurrió todo lo contrario. El equipo de Zidane desapareció, el Numancia se vino arriba con empuje y fútbol -Iñigo Pérez estrelló un balón en el larguero tras un grave error de Llorente- y las manidas sombras de finales de 2017 se presentaron en este inicio de 2018.

Intentó corregir las cosas Zidane cambiando a Ceballos por Isco, pero el Madrid, quitando alguna acción eléctrica de Lucas Vázquez, se mostró impotente, incapaz de controlar el entusiasmo de un Numancia que parecía jugar en superioridad numérica y no al revés. Ni siquiera los goles de Isco -dos penaltis forzados por Lucas Vázquez- y Mayoral aportaron luces a un encuentro excesivamente gris.

Salvo desastre mayúsculo, el Real Madrid pasará a la siguiente ronda, pero es evidente, tal y como se intuyó hace semanas, que el equipo necesita un cambio casi radical para que la temporada no acabe antes de tiempo.

1 COMENTARIO

  1. Partido horroroso, espantoso, bochornoso. Entiendo que Zidane no cuente con los suplentes porque están demostrando que no tienen nivel para el Madrid y además tampoco tienen actitud para triunfar aquí. La carrera de un futbolista no termina cuando se ficha por el Madrid, es cuando empieza de verdad. El Madrid no debe ser el final del camino sino el comienzo. Qué chasco con Théo, ni actitud ni aptitud. Sólo vale para colgar fotitos de postureo en tuiter. Su actitud me recuerda un poco a Jesé, y como no espabile va a terminar igual que él. Ceballos también me está decepcionando. Llorente y Vallejo aseaditos y poco más. El único que de verdad es un crack es Asensio aunque a veces anda desaparecido. Me ha parecido todo horrible. Aburrido es poco. Con las ganas que tenía de fútbol y de Real Madrid y me salen con estas. Me daban ganas de cambiar de canal o ponerme a leer varias veces a lo largo del partido pero sobre todo a raíz de estar en superioridad numérica, que ha sido una tomadura de pelo, que hemos estado a punto de terminar el partido con 0-1, sin cerrar la eliminatoria. Parecía que los que estaban con 11 eran ellos y nosotros con 10. Es cierto que los jugadores del Numancia son unos guarros, violentos, marrulleros, pero nosotros no hemos estado a la altura, tampoco los titulares habituales han dado el nivel, sólo Nachete no ha desentonado y Lucas Vázquez porque ha conseguido dos penaltis, pero tampoco está fino. Isco no me ha gustado tampoco. Ha fallado muchísimo. Repito, sólo salvo a Nacho.
    Saludos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escriba su comentario
Por favor escriba su nombre aquí